Acción en sentido penal y movimientos anormales (con especial referencia a los tics nerviosos y al síndrome de Gilles De La Tourette)

Autor:Ernesto Eduardo Domenech/Iris Edith La Salvia
Páginas:137-166
 
EXTRACTO GRATUITO
137
Temas de Derecho Penal
ACCIÓN EN SENTIDO PENAL Y MOVIMIENTOS
ANORMALES (CON ESPECIAL REFERENCIA
A LOS TICS NERVIOSOS Y AL SÍNDROME
DE GILLES DE LA TOURETTE)
Alejandro FREELAND 1
SUMARIO: Al Profesor OUVIÑA.- I. Breves notas sobre la acción en sentido
penal.- II. Movimientos anormales, tics y Tourette. A. Sobre los tics. B. El
síndrome de Tourette (ST).- III. Final
Al Profesor OUVIÑA
Este trabajo no es original, lo escribí y publiqué hace un tiempo.
Acaso tampoco sea todo lo bueno que un homenaje a Guillermo OUVIÑA
merece. Pero, por un lado, sencillamente, me gusta y suelo regalar

      
en que también lo encuentre interesante en tanto trata una cuestión
que no ha sido aún discutida, hasta donde alcanzo, e intento hacerlo

no se arrima, ni por poco, al rigor, a la gracia y al exquisito manejo del
lenguaje que el Distinguido y querido Profesor nos ha regalado duran-

de doctrina, relatos o cuentos (muy buenos, por cierto). A Guillermo
OUVIÑA, generoso Profesor, caballero y ejemplo de conducta republica-
na. Simplemente, muchas, muchísimas gracias.
I. Breves notas sobre la acción en sentido penal
1. Siempre me ha llamado la atención que los teóricos del Derecho
Penal, aun sin ponerse de acuerdo sobre un concepto de acción operati-
1 Profesor de Derecho Penal en las Universidades de Buenos Aires y Austral.
Quiero agradecer especialmente la ayuda en las cuestiones neurológicas de mi amigo
Marcelo MERELLO, jefe de la Sección de Movimientos Anormales de FLENI y subjefe de
su Departamento de Neurología. Mi agradecimiento también al Dr. Jorge INSÚA, pres-
-

Libro Homenaje a Guillermo J. Ouviña
138
vo para su ciencia, coincidan en que varias manifestaciones humanas
no son o no pueden ser llamadas acción en sentido penal 2. En efecto,

de una manifestación humana como delito, aceptan que la fuerza física
irresistible la inconsciencia
   , son todos supuestos que excluyen la acción e impi-
       
   -
         -
      
cometidos ciertamente distintos y “descubriendo” o “construyendo” el
concepto de acción como puramente ontológico, puramente normativo
o relativo (mixto), todos advierten la presencia de un mínimo común
denominador  

             
evento y decidir imputarlo o no a alguno como su obra?
2. Pero primero, ¿Por qué no hemos encontrado todavía un concepto
jurídico penal de acción que nos satisfaga? La vaguedad y porosidad
del lenguaje, la polisemia del término 3, el hecho de que las acciones
no formen parte del mobiliario del universo, como los individuos o las
cosas 4, son algunas de las razones que tradicionalmente se han dado
2 Que aun sin ponernos de acuerdo sobre lo que hablamos (sin saber qué es “eso”),
decidamos descartar algunas manifestaciones humanas porque no nos interesan.
3 En el DRAE se leen dieciocho acepciones del término “acción”. Algunas, como la
       posibilidad o facultad de hacer alguna
cosa”. Otras notoriamente extrañas a nuestro interés, v.g. la “...11ª. cada una de las
partes en las que se considera dividido el capital de una compañía”. Para los militares
batalla”. Para los físicos: “     
absorbida durante un proceso, por la duración del mismo”, etc. Pero la vaguedad, la
textura abierta del lenguaje (y a veces también la polisemia) son “vicios” que afectan
a todas las palabras de los lenguajes naturales. Recordados son los ejemplos de CARRIÓ
(, 1968) sobre la aplicabilidad de la palabra “gato” a un
 -
litados a llamar “vehículo” a un triciclo conducido por un niño. O si por “calvo” enten-
demos a una persona que tiene en su cabeza, 1, 100, 1000, o ningún pelo. Por todos,
NINO, Carlos, Introducción a la Filosofía de la acción humana, Eudeba, Bs. As., 1987,
p. 19.
4 NINO, Introducción..., cit. p. 9.

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA