Jorge Familiar: 'El reto de la región es proteger a los trabajadores y, a la vez, dar flexibilidad'

 
EXTRACTO GRATUITO

La adopción de tecnologías digitales en el desarrollo de la actividad económica, si es acompañada por determinadas políticas públicas y por un cambio en el sistema educativo, llevará a la creación de más y no de menos empleos. A esa conclusión llega un reciente informe del Banco Mundial, presentado el miércoles pasado en Buenos Aires, en una actividad de la que participó el vicepresidente de ese organismo para América Latina y el Caribe, Jorge Familiar. En diálogo con LA NACION, el funcionario consideró que debe procurarse una baja en los precios de la tecnología, para que empresas y personas puedan acceder a herramientas que permitan aumentar la productividad. Y, vinculado con ese objetivo, dijo que debe haber una apertura de la economía, algo que "no es fácil", reconoció, cuando un parte del mundo hoy discute el proteccionismo.

Familiar recordó y valoró el hecho de que en años recientes la región de América Latina redujo sus índices de pobreza e indigencia, pero advirtió que, en general, el proceso está hoy estancado. Además, enfatizó que la mejora de la situación social llega por la creación de puestos de empleo. Y, tras repasar los programas que el Banco Mundial apoya en la Argentina, como la Asignación Universal por Hijo y la urbanización de villas, dijo que ahora se está pensando en un fondo para incentivar el desarrollo de obras al amparo del programa de participación público privada (PPP).

-¿Qué políticas cree que deberían acompañar el crecimiento para que se reduzca la pobreza?

-Un elemento importante es mantener un manejo macroeconómico prudente. Muchos gobiernos enfrentan sus situaciones de déficit fiscal de forma gradual y los mercados lo están permitiendo; esto es positivo. Hay que preservar un buen manejo macro protegiendo a los más vulnerables. También hay que crear condiciones para que el sector privado se pueda convertir en motor de creación de empleo y de reducción de la pobreza, trabajar en el clima de negocios. Una conclusión de nuestro informe es que la adopción de tecnología ayuda a reducir la pobreza porque incrementa la productividad y permite a las empresas contratar más gente, y no solo gente capacitada en tecnología o en determinadas áreas. Para lograr eso hay tres cosas muy importantes: generar acceso a la tecnología a precios accesibles y competitivos, lo cual habla de la necesidad de mayor apertura; crear condiciones para que los individuos puedan beneficiarse con una agenda centrada en la educación, y...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA