Realidad nacional e Iglesia

Autor:Mirador Nacional

La Conferencia Episcopal Argentina comenzó su Asamblea Anual el 15.04.2013. Al 17.04.2013 ya emitió dos comunicados.

Fraternidad hoy. José María Arancedo

15.04.2013

Comenzamos nuestra 105° Asamblea Plenaria con un renovado espíritu de gratitud a Dios, y en un contexto de oración y de compromiso con nuestra tarea de pastores. Somos conscientes de que el Señor que nos ha llamado nos acompaña y sostiene en nuestro ministerio, ello siempre renueva nuestra confianza. También sabemos que él necesita de nuestra apertura y disponibilidad. En el marco del Año de la Fe, el texto de san Juan que acabamos de leer nos ayuda a comprender qué es lo más importante en el conjunto de tareas que asumimos para llevar adelante la obra de Dios. La respuesta de Jesús a los apóstoles es clara: "La obra de Dios es que ustedes crean en aquel que él ha enviado". Esta Palabra del Señor es hoy dirigida en primer lugar a nosotros, somos sus primeros destinatarios como sucesores de los apóstoles. "Fijemos, siempre, la mirada en el iniciador y consumador de nuestra Fe, en Jesucristo" (Heb. 12,2) El Año de la Fe es un año de Gracia que lo debemos vivir en el contexto discipular de: "una invitación a una auténtica y renovada conversión al Señor" (P.F. 6).

Esta Asamblea presenta un marco único que es el inicio del ministerio petrino de nuestro hermano Jorge, hoy el Santo Padre Francisco. Hemos sido testigos de un hecho que pertenece a esa obra de Dios en la historia, que continúa siendo un camino providencial animado por el Espíritu Santo. Esa obra es la Iglesia. Es más, diría que asistimos al milagro siempre nuevo de la Iglesia. Ser testigos de un nuevo sucesor de Pedro en la persona de Francisco nos llena de gratitud y de alegría, pero renueva, también, el llamado a hacer de ella una Iglesia más viva, servidora y misionera. Nos compromete de un modo especial nuestra oración por Francisco, él nos lo ha pedido para ser, nos decía, un fiel discípulo del Señor. Como apóstoles en comunión con Pedro renovemos en esta eucaristía el compromiso y el entusiasmo de presidir esta Iglesia que peregrina en Argentina, y a través de la cual el Señor quiere manifestar al mundo el evangelio del amor y la misericordia del Padre. En este año, además, nos estamos preparando para vivir la esperada beatificación del Cura Brochero. Este hecho es para nuestro pueblo, en especial para nuestros sacerdotes, un acontecimiento con un profundo sentido humano, social y religioso. Es una gracia que...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba