Perú. Discriminación por razones étnicas

Autor:1.Lesly Llatas Ramírez - 2.Ana Liliam Vilela Montenegro
Cargo:1.Abogada egresada de la Facultad de Derecho de la Universidad de San Martín de Porres. Diplomada como especialista en derechos humanos por la Universidad de Derechos Humanos de Ginebra 2001 y 2008. Ha dictado cátedra en Derechos Humanos, Derecho Constitucional I. II, Derecho Procesal Constitucional y Teoría del Estado, en la Universidad de San M
RESUMEN

El 23 de Abril 2009, el Diario el Correo en su portada, publica como titular una “nota periodística” enfocando una escritura en castellano de la Congresista Hilaria Supa Huaman

 
ÍNDICE
EXTRACTO GRATUITO
Discriminación, derecho a la intimidad y libertad de expresión

Caso de la Congresista de la República HILARIA SUPA HUAMAN

Perspectiva jurídica e internacional
1. - Descripción de los hechos -

El 23 de Abril 2009, el Diario el Correo en su portada, publica como titular una “nota periodística” enfocando una escritura en castellano de la Congresista Hilaria Supa Huaman,” no muy correcto con errores ortográficos” acompañada de una frase que dice “Urge coquito para la Congresista Hilaria Supa” ¡ Qué Nivel! El diario el Correo no tomó en cuenta que la legisladora es de orígen campesino y de su lengua materna es el quechua.

Este titular motivó la reacción inmediata del Parlamento Nacional y en su sesión plenaria del 23 de abril 2009, dedicaron casi toda una mañana para debatir el caso de la Congresista Hilaria Supa Huamán. Diversas interpretaciones se esgrimieron en el Parlamento con un claro y contundente apoyo a su legisladora y representante de las comunidades indígenas en nuestro país.

Como consecuencia del debate en el Parlamento Nacional, se aprobó un comunicado oficial, registrándose la asistencia electrónica de 75 Congresistas, votaron 72 a favor, 02 en contra, y 01 abstención. Este comunicado, expresó su más enérgica protesta, rechazo y condena, en todos sus términos, respecto al contenido de la nota periodística publicada en el portal del Diario el Correo que trasluce una actitud discriminatoria en perjuicio de la condición de quechuahablante de la legisladora representante del departamento del Cusco. (..) El Parlamento Nacional al tiempo de solidarizarse con la legisladora Hilaria Supa Huamán, llama la reflexión a los responsables de la información publicada y al periodismo en general a mantener una actitud constructiva en su quehacer cotidiano a fin de contribuir con la formación de un país mejor para todos los peruanos. El Congreso de la República de Perú, en su comunicado, reiteró el respeto a la libertad de prensa y de expresión, solicitando responsabilidad y respeto hacia los derechos fundamentales de las personas, consagrados en la Constitución del Estado.

Así culminó el debate parlamentario sobre el caso de la Congresista Peruana Hilaria Supa Huamán, con un respaldo casi unánime de todos sus compañeros legisladores. No podría haber sido de otra forma, porque el Parlamento al ser, el primer poder del Estado, tenía necesariamente que imponer su investidura o autoridad como tal, para alzar una voz de protesta, toda vez, que lo que se ha debatido no es un proyecto de ley, acusación constitucional o informes de comisiones investigadores, es un acto de discriminación que lastimó la dignidad de la legisladora y del Parlamento. La dignidad es el valor supremo del ser humano, igual que la vida misma. La dignidad es el aprecio o valía a uno mismo y que nadie tiene el derecho de lastimarnos, humillarnos, vejarnos o maltratarnos. Este valor singular es el respeto incondicional hacia uno mismo. La dignidad es la columna vertebral de nuestra Constitución y eje sobre el cual gira toda la protección de nuestros derechos humanos ya sea a nivel nacional o internacional.

Los parlamentarios de distintas bancadas han expresado su indignación, porque el acto discriminatorio contra la legisladora Supa Huamán, indignó al Parlamento en su conjunto. Incluso, la votación para aprobar el comunicado oficial desbordó la imponente disciplina que caracteriza a los partidos políticos cuando se va a votar un proyecto de ley, acusaciones constitucionales etc.

Las opiniones expresadas por los parlamentos peruanos y su solidaridad fueron mas allá de una normal y cotidiana discusión plenaria de todos los “jueves”. Por primera vez, se vio un Parlamento sólido, firme y decidido y ello nos motiva y nos devuelve en cierta forma la esperanza de contar un Parlamento más cercano a los ciudadanos y sobre todo, una cuestión importante que no deben olvidar los legisladores, que el Parlamento es la casa del pueblo, tanto el parlamento como Institución y los Congresista deben ser accesibles y prontos a escuchar a la ciudadanía. Eso implica, que las puertas del Parlamento estén abiertas, al igual que las Oficinas Parlamentarias, dentro de las disposiciones de seguridad y el horario establecido, pero que ello de ningún modo, signifique menoscabar el derecho que tenemos todos sin excepción de pedir la ayuda de nuestros legisladores. Pues atendiendo sus demandas, escuchándolos, representándolos con honor, demuestran que son el primer poder del Estado.

La Congresista Hilaria Supa Huamán,3 fue elegida en representación del Departamento de Cusco, con 13,725 votos, invitada por el partido Nacionalista Peruano (y pertenece al partido político Unión por el Perú). Hilaria Supa, nació en Huallaccocha-Anta, hace 49 años de los cuales lleva más de 20 años dedicados a la defensa de los derechos humanos y al fortalecimiento de las organizaciones de mujeres indígenas y quechua hablante. Las primeras luchas de Hilaria se remontan a los años 60’s por el medio ambiente el cual incluye el aire, la tierra, el agua, los recursos naturales, los seres humanos y su interrelacion entre ellos, contra las injusticias. Junto a otras mujeres crearon comedores para los niños. Fue presidenta del Comité Micaela Bastidas en Anta, Cusco. En 1991 formaron la Federación de Mujeres de Anta (FEMCA) de la cual, fue Secretaria de Organización, ahí impulsó la alfabetización de las campesinas, la medicina tradicional y se preocuparon por los agroquímicos que se usaban en el campo y sus impactos en las poblaciones. Desde ese momento viene trabajando arduamente por hacer respetar desde el interior del Congreso el respeto a la identidad y cultura de los Pueblos indígenas, su idioma quechua así como el Aymara y las lenguas Amazónicas y el respeto por la diversidad cultural, los derechos de las mujeres, la igualdad de oportunidades y los derechos humanos en el país.

En el marco del debate parlamentario, sobre este caso, hubo frases y preguntas encontradas que motivan en cierta forma, una reflexión, así por ejemplo: ¿Un analfabeto puede ser Parlamentario? ¡ El parlamento necesita legisladores de calidad que sepan leer y escribir para resolver asuntos de interés nacional!. Es por ello, que hay un punto que se ha desarrollado en el presente artículo sobre la “calidad de legisladores que deseamos tener en el Parlamento”.

En este contexto, el legislador Juan Carlos Eguren Neuenschwander, presidente de la Comisión de Justicia y Derechos Humanos del Parlamento, replicó ante una intervención diciendo que “Hay quienes saben leer y escribir pero son deshonestos, corruptos (...)” prácticamente fue la Frase célebre del debate y que mereció la ovación de casi todos los legisladores.

Efectivamente, hay quienes saben escribir y leer bien, pero ¿De qué les sirven sí utilizan lo que saben para dañar la imagen de otros y pernoctar en la vida privada de los demás? Como dijo el legislador antes citado, corrompen y son deshonestos en sus quehaceres diarios. ¿Qué es más dañino para el país, contar con legisladores que saben leer y escribir pero con una conducta reprochable moralmente? ¿Dónde están los partidos políticos que también son responsables de las propuestas de sus propios cuadros de representación?. Es oportuno

Dejamos al lector, sacar sus propias conclusiones y en definitiva nuestro objetivo como país es tener representantes de calidad en valores y etica personal, dentro de todos los Poderes del Estado y Organos Constitucionales, en eso estamos de acuerdo. El hecho de que el Parlamento no goce de credibilidad por parte de la población o no sea la inspiración para sus propios legisladores que la componen, ello de ningún modo significa que se justifique el titular de un medio de comunicación, pues hay que recordar lo siguiente: El parlamento ha perdido gradualmente credibilidad en el país por legisladores que también saben escribir y leer salvo honrosas excepciones, por consiguiente, sería verdaderamente mezquino e injusto pretender siquiera que a causa de que una legisladora que no domina el castellano o no lo sabe escribir porque es una quechuahablante, se tenga que usar como “pretexto” para subrayar que el parlamento necesita de legisladores de calidad; por supuesto que lo necesitan, pero no es atribuible ésta exigencia al hecho concreto que estamos comentando.

II - Análisis del Caso.-

Lo primero que debemos preguntarnos ¿Sí estamos dentro de...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA