Sentencia de Cámara Federal de Casación Penal, 23 de Noviembre de 2010, expediente 12.778

Fecha de Resolución:23 de Noviembre de 2010
 
ÍNDICE
EXTRACTO GRATUITO

Causa nro. 12.778 AMacri,

Cámara Nacional de Casación Penal Mauricio s/ recurso de casación@

2010-Año del B.S.I.C.N.C.P.

REGISTRO NRO. 1800/10

n la Ciudad de Buenos Aires, a los 23 días del mes de noviembre del año dos mil diez, reunidos los integrantes de la Sala Tercera de la Cámara Nacional de Casación Penal, doctores A.E.L., L.E.C. y W.G.M., bajo la presidencia de la primera de los nombrados, asistidos por el Prosecretario de Cámara, doctor W.D.M., con el objeto de dictar sentencia en la causa n• 12.778 caratulada AMacri, M. s/ recurso de casación@, con la intervención del señor R. delM.P.F., doctor P.N., del doctor H.D.D.G., en representación de S.L.B., de los doctores O.M.S.,

M.C.F. y M.M., apoderados del querellante C.Á.,

del doctor L.M.P. letrado patrocinante de F.C., del doctor L.E.C., a cargo de la representación de N.D.L., del doctor M.A.O. letrado patrocinante de R.B.V., del doctor J.C.L., letrado de confianza del querellante F.C.I., del doctor R.D.G. en representación de M.G. y de los doctores S.F. y R.R. por la defensa de M..

Efectuado el sorteo para que los Señores Jueces emitan su voto,

resultó que debía observarse el orden siguiente: doctores L., C. y M..

Y VISTOS

Y CONSIDERANDO:

La señora J.A.E.L. dijo:

PRIMERO

−1−

Llegan las presentes actuaciones a conocimiento del Tribunal en virtud del recurso de casación interpuesto a fs.69/82 por la defensa de M.M. contra la resolución de la Sala I Cámara Nacional de Apelaciones en lo Criminal y Correccional Federal de esta Ciudad, que rechazó la recusación del doctor N.O.. El Tribunal de origen concedió la impugnación a fs.

87/88, la que fue mantenida a fs. 98. La defensa renunció a los días de oficina Bfs.

99/99 vta., situación que fue consentida por el Ministerio Público Fiscal (fs. 103).

Finalmente, celebrada el día 20 de octubre de 2010 la audiencia prevista por el art. 468 del ordenamiento ritual, la causa quedó en condiciones de ser resuelta.

SEGUNDO
  1. La defensa de M. encarriló su recurso en ambas causales del artículo 456 del CPPN. En primer lugar, manifestó que el pronunciamiento recurrido es arbitrario en razón de que se omitió examinar y resolver cuestiones que eran esenciales para la solución del litigio.

    Con fundamento en el fallo AGrosso@ de esta Sala, la asistencia letrada manifestó que se realizó una reseña distorsionada de los planteos en razón de que se consideró que aquéllos estaban íntegramente relacionados con los dichos del ex senador Maya cuando, en realidad, cada uno de ellos constituía una razón autónoma y suficiente para lograr el apartamiento del juez. Explicó que esta situación fue claramente señalada en el punto IV del escrito de recusación al tratar el tema referido al planteo de desigual tratamiento de probanzas similares respecto de dos coimputados (Montenegro y M..

    AAsí, la cuestión de la procedencia del planteo vinculado con las declaraciones del ex senador Maya era completamente independiente del argumento vinculado con la valoración discriminatoria por parte del juez (Y) de las pruebas de la causa. La posición adoptada por V.E. , de hacer depender el éxito de cada uno de los argumentos de la suerte corrida con el planteo vinculado −2−

    Causa nro. 12.778 AMacri,

    Cámara Nacional de Casación Penal Mauricio s/ recurso de casación@

    2010-Año del B.S.I.C.N.C.P.

    específicamente con las citadas declaraciones, desnaturalizó gravemente el alcance de aquéllos, determinando que en la decisión recurrida sólo se diera una >respuesta aparente= a nuestros planteos, lo que debe llevar a su descalificación (Y)@.

    Los letrados agregaron que esta ausencia de distinción de los planteos también se vio reflejada en la sentencia respecto de las declaraciones extrajudiciales del magistrado instructor; que también resultaba una causal autónoma y suficiente para su apartamiento. En esta dirección, afirmaron que A(Y)

    las citadas declaraciones periodísticas del magistrado eran completamente independientes de las declaraciones del Dr. Maya. En efecto, si bien ambas circunstancias servían para demostrar el prejuzgamiento en que había incurrido el juez (Y) las declaraciones del ex senador eran idóneas, además, para acreditar que (Y) no era independiente del Poder Ejecutivo (Y)@; circunstancia que, en el sistema interamericano de derechos humanos, es un supuesto autónomo de violación a la garantía del debido proceso.

    A. significa que V.E. tenía la obligación constitucional de examinar, en su pronunciamiento, como un planteo autónomo, los argumentos de esta Defensa basados en que las declaraciones periodísticas del juez O. indicaban falta de mesura y de imparcialidad del magistrado, que demostraban que no se ajusta a las pautas exigidas por los artículos 18 de la Constitución Nacional,

    8.1 de la Convención Americana y 14.1 del Pacto Internacional@. En definitiva,

    entendió la defensa que esa omisión configura una violación al artículo123 del CPPN.

    A estos argumentos los impugnantes agregaron que se advierte una autocontradicción en el pronunciamiento. En esta dirección indicaron que en el fallo se dijo que, aun cuando se le diera crédito al encuentro entre Maya y el juez,

    −3−

    una lectura prudente debía apreciarlo en su justa medida. Esto les permitió afirmar que se trataba de una circunstancia fundamental para la solución de la controversia. En consecuencia, estimaron que debía haberse hecho lugar a la medida solicitada por la defensa respecto de que el nombrado Maya prestara declaración ante la Cámara. A. era así porque sólo con el interrogatorio del Dr.

    Maya por parte del Tribunal y de las partes del proceso, podría V.E. estar en condiciones de emitir un juicio fundado acerca de la verosimilitud (Y) de tales declaraciones@.

    En base a ello, se descartó las valoraciones referidas al carácter Acausal@ o Aaccidental@ del encuentro entre ambos. Asimismo, el recurrente consideró que resulta irrelevante la afirmación de los jueces referida a la distancia temporal entre dicho encuentro y el procesamiento de M.. Por lo tanto, frente a la duda de su existencia, debió haberse hecho lugar a la solicitud de la defensa.

    A. sólidos argumentos constitucionales (Y) merecían un examen circunstanciado (Y). La total omisión del Tribunal en explicar porqué las citadas pautas constitucionales no eran relevantes en el caso constituye una nueva causal de arbitrariedad que también lleva a su descalificación (Y)@. Citó distinta jurisprudencia en su posición e hizo ciertas consideraciones acerca del derecho del encausado a que se lleve a cabo esa...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA