Criminología y Derecho Penal

Autor:María Eugenia Schijvarger
Páginas:197-215
 
EXTRACTO GRATUITO
197
CRIMINOLOGÍA Y DERECHO PENAL
María Eugenia SCHIJVARGER1
INTRODUCCIÓN. OBJETO DE ESTUDIO DE LA
CRIMINOLOGÍA
Quienes nos embarcamos en la profundización del saber en
el ámbito del Derecho Penal, no podemos soslayar el aporte de la
Criminología con relación al estudio de aquellos comportamientos
humanos que re! ejan y expresan con! ictividad social, y a los cuales
el derecho penal podrá o no captar como disvaliosos, ligándolos a la
aplicación de alguna pena a través de la criminalización primaria.
En atención a que este aporte está llamado a intentar
contribuir en la formación de estudiantes de grado de la carrera
de abogacía, entendemos relevante destacar que el concepto de
“delito” como objeto de estudio de la criminología diferirá de aquel
utilizado por el Derecho Penal.
Mientras que para la primera el delito será un problema
social, para el segundo, quedará por mandato constitucional,
circunscripto al recorte de aquellas conductas de" nidas por la
ley, con anterioridad al hecho que se reprocha a quien se haya
individualizado como autor.
García Pablos de Molina ha expresado con respecto al
primero de los enfoques que:
...es un problema de la comunidad, nace en la comunidad, y en ella
debe encontrar fórmulas de solución positivas. Es un problema de la
comunidad, de todos: no sólo del sistema legal, por la misma razón
1 Abogada, egresada de la Fac. Derecho y Cs. Sociales de la UBA;
Magíster en Abogacía del Estado” Procuración del Tesoro de la Nación;
Alumna regular de la Maestría en Ciencias Penales, dictada en la Fac. de
Cs. Económicas y Jurídicas de la UNLPam; Jefe de Trabajos Prácticos.
Materia “Derecho Comercial” en la Fac. de Cs. Económicas y Jurídicas de
la UNLPam; Jefe de O" cina Judicial, Fuero Penal, Poder Judicial de La
Pampa. Mail: reinames@yahoo.com.ar
198
que el delincuente y la víctima son miembros activos de aquella.
Nada más erróneo que suponer que el crimen representa un mero
enfrentamiento simbólico entre la ley y el infractor. Y que el delito
-la obra del delincuente- preocupa e interesa sólo al sistema: a la
Policía, a los Jueces, a la Administración Penitenciaria. (Antonio
García Pablos de Molina: 241).
He aquí entonces no sólo una sustancial distinción entre la
criminología y el derecho penal en punto al mayor y menor espectro
abarcativo respectivamente, sino también en cuanto al análisis en
perspectiva social de la primera, e individual del segundo, que
sólo aborda la atribución o no de responsabilidad penal a quien se
sindique como autor de un hecho.
OBJETO DE LA CRIMINOLOGÍA. EVOLUCIÓN
DEL OBJETO DE ESTUDIO DE LA CRIMINOLOGÍA.
DISTINTAS ESCUELAS.
El objeto de estudio de la criminología sufrió mutaciones
desde sus orígenes, toda vez que se vio naturalmente in! uido por
las distintas corrientes de pensamiento histórico y " losó" co. Es
así como arribamos a una obligada mención acerca de cómo las
escuelas criminológicas condicionaron o de" nieron este objeto de
estudio de la criminología.
ESCUELA CLÁSICA
El puntapié de las ciencias criminológicas puede ubicarse
en Europa, durante el Siglo XVIII. Esta etapa se conoce como
“Escuela Clásica”, y plantea un abordaje de la criminología cuyo
objeto prácticamente se fusiona, confunde o superpone con el estudio
del derecho penal. Este posicionamiento ocurre en un contexto de
desplazamiento de una economía feudal, a otra capitalista, con la
consecuente migración y concentración de población rural, hacia
las ciudades.
En el plano de las ideas, se identi" ca al hombre como un
ser libre, racional, capaz de decidir en términos de costo bene" cio,
lo que lleva a atribuir a la pena, una " nalidad de prevención
general, es decir prevenir la comisión de delitos permitiendo al
potencial delincuente balancear los costos (efectos de la pena) con
los bene" cios que obtendría delinquiendo. Enseña Antonio García
Pablos de Molina, re" riéndose a los lineamientos de la Escuela
Clásica y a las críticas que se formulan a esta posición que:
...el Derecho Penal simboliza la respuesta primaria y natural
por excelencia al delito, la más e" caz. Dicha e" cacia depende
fundamentalmente de la capacidad disuasoria del castigo, esto es, de

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA