Un contexto que suele anticipar tormentas

 
EXTRACTO GRATUITO

Ya casi no surge el nombre de Santa Rosa, salvo cuando agosto nos obsequia un veranito anticipado durante algunos días antes de cederse su lugar al mes de la primavera. Y algunos hasta ensayan alguna explicación relacionada con el cambio climático. Pero pocas veces la famosa tormenta no reapareció una semana antes o una semana después del 31 de este mes para coincidir con la festividad de Santa Rosa de Lima.Para la Organización Meteorológica Mundial, tormenta es la descarga brusca de electricidad atmosférica con un relámpago (resplandor) y un trueno (ruido seco). Puede o no incluir lluvias intensas y vientos fuertes. Un relevamiento histórico del Servicio Meteorológico Nacional (SMN) muestra que la frecuencia de la tormenta de Santa Rosa aumentó a partir de los 90 (excepto sólo en 1995, 2005, 2006 y 2007) y que la cantidad de lluvia varía año a año.En 2010, por ejemplo, cayeron 18 mm durante la tormenta, que fue justo el 31 de agosto. Pero el año pasado, la tormenta llegó el 4 de septiembre con 1,3 mm de lluvia caída, según revela un análisis histórico de 107 años del "comportamiento" de este fenómeno que realizó el...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA