La Iglesia apunta a mejorar el clima social.Mariano de Vedia

RESUMEN

Será el mensaje de los obispos en los tedeums.

 
EXTRACTO GRATUITO

LN 25.04.2010

Los casi 70 tedeums con que la Iglesia celebrará en cada diócesis del país el bicentenario de la patria el 25 de mayo -la presidenta Cristina Kirchner concurrirá al de la basílica de Luján- no impedirán a los obispos unificar su mensaje para reclamar un mejor clima social y pedir, como una necesidad urgente, asumir el desafío de erradicar la pobreza.

Ambas preocupaciones forman parte de las directrices que se consensuaron en la 99a. asamblea plenaria del Episcopado, que concluyó ayer en Pilar, presidida por el arzobispo de Buenos Aires, cardenal Jorge Bergoglio.

A lo largo de la semana de deliberaciones, que finalizaron en el más absoluto hermetismo -sin ninguna declaración de cierre ni contacto con la prensa-, los obispos advirtieron que ante la multiplicidad de oficios religiosos previstos para el 25 de Mayo, se corre el riesgo de que el mensaje de la Iglesia quede diluido en una variedad infinita de reflexiones aisladas.

Por eso, acordaron algunas orientaciones centrales para que los obispos unificaran su mensaje.

Entre esas ideas fuerza -o bajadas de línea, según interpretaron algunos observadores-, los obispos recomendaron hacer hincapié en el fomento de un clima social que contraste con el estado de confrontación permanente y el ánimo de crispación que se advierte en el país, como graficó el cardenal Bergoglio en su homilía del último Jueves Santo.

La necesidad de unificar el contenido de los mensajes en las celebraciones del tedeum se da en momentos en que el país enfrenta un clima de tensión, por el fuerte conflicto del Gobierno con la oposición y por la ofensiva de organizaciones kirchneristas para promover una condena pública al periodismo y a sectores independientes. En marzo pasado, una declaración de la comisión permanente del Episcopado había advertido que el deficiente funcionamiento de las instituciones "produce un alto costo social".

También la Iglesia pedirá en los púlpitos de todas las catedrales del país que la erradicación de la pobreza sea considerada una prioridad nacional, así como también procurar el desarrollo integral de los argentinos y resaltar las raíces cristianas de la patria.

Enfrentar la exclusión

La apremiante necesidad de promover la inclusión social será, también, uno de los pilares del Manifiesto de la Esperanza, que el Departamento de Laicos del...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA