Sentencia de Corte Suprema de Justicia de la Nación, 20 de Agosto de 1998, L. 297. XXXII

Actor:Lineas Aereas Williams s.a. (lawsa)
Demandado:Direccion Provincial De Aeronautica De Catama Marca Y/o Provincia De Catamarca
Emisor:Corte Suprema de Justicia de la Nación
 
CONTENIDO

L. 297. XXXII.

ORIGINARIO

Lawsa (Líneas Aéreas Williams S.A.) c/ Catamarca, Provincia de s/ interdicto de retener.

Buenos Aires, 20 de agosto de 1998.

Vistos los autos: "Lawsa (Líneas Aéreas Williams S.A.) c/ Catamarca, Provincia de s/ interdicto de retener", de los que Resulta:

I) A fs. 16/18 se presenta la empresa LAWSA (Líneas Aéreas Williams S.A.) e interpone un interdicto de retener contra la Dirección Provincial de Aeronáutica de Catamarca "y/o" la Provincia de Catamarca.

Manifiesta que mediante el contrato de fecha 22 de abril de 1996 que acompaña, se obligó a reparar el motor de la aeronave Metro III, matrícula LV-WEE, por un importe que le sería reintegrado mediante la explotación de las primeras 200 horas de uso una vez que el avión volviese al servicio efectivo, más 78 horas posteriores.

Dice que cumplió con su compromiso hacia el 20 de junio de ese año quedando tan sólo pendientes pequeñas tareas de ajuste y verificación. Pese a ello, los pilotos de la gobernación de Catamarca llevaron la nave a esa provincia de manera clandestina, esto es, sin conocimiento de su parte. Ante ello ordenó el recupero, para lo cual sus pilotos concurrieron al aeropuerto de Catamarca y tras presentar el plan de vuelo el operador autorizó el despegue. Ese mismo día -agrega- remitió una carta documento notificando que se lo trasladaba al taller de mantenimiento. Sostiene que sobre la base de lo dispuesto por el art. 3939 del Código Civil está autorizado a retener la aeronave.

Agrega que la demandada pretende retirar el avión

- sin cumplir con sus obligaciones contractuales y que el e julio de 1996 recibió una carta documento suscripta por fiscal de Estado de la provincia por la que intimaba la titución sin ofrecer el pago de lo adeudado. Tal reclamo la prueba de la pretensión de la demandada de turbar la encia y retención que ostenta. Destaca que la carta docuto alude a un retiro subrepticio sin advertirse que el lo de regreso a los talleres fue autorizado por el persodel aeropuerto.

Cabe agregar que en el otrosí de fs. 18 hace saber el 3 de julio de 1996 la Policía Aeronáutica Nacional haa removido la aeronave desde el taller de Aeroservice S. hacia otra plataforma del aeropuerto de San Fernando. La ida se habría originado en una decisión judicial provente de la Provincia de Catamarca. Advierte que si se contara el despojo, la demanda debería proseguir como un indicto de recobrar. Cita jurisprudencia que admite tal proimiento respecto de los actos judiciales dictados sin reso del derecho a la defensa en juicio.

II) A fs. 34 la actora denunció el despojo de la onave, lo que acredita mediante un acta notarial. Al mismo mpo sostiene que se pretende devolverla a la Provincia de amarca desconociendo principios elementales de los contos. Acompaña un contrato de locación por el cual el gorno de aquella provincia transfirió el carácter de exploor a Air Tango S.A., empresa que figura en el Registro ional de Aeronaves como locataria. Por tanto, resulta gítimo desconocer el derecho de aquella firma a utilizar aeronave.

L. 297. XXXII.

2

ORIGINARIO

Lawsa (Líneas Aéreas Williams S.A.) c/ Catamarca, Provincia de s/ interdicto de retener.

Agrega que el día 12 de julio de 1996 recibió otra carta documento del gobierno provincial en la que se hace referencia a la eventual invalidez del contrato del 22 de abril de ese año, lo que rechaza toda vez que fue suscripto por el director provincial de aeronáutica en el uso de facultades propias. Dice que en ningún momento entregó voluntariamente la nave que fue sustraída por los pilotos provinciales.

III) A fs. 51 la actora acompaña documentación original de la aeronave que, según sostiene, le fue entregada al tiempo de suscripción del contrato y afirma que su posesión constituye una prueba acabada de la tenencia de la aeronave.

IV) A fs. 93/113 la Provincia de Catamarca opone las excepciones de falta de personería y falta de legitimación activa y pasiva.

En cuanto al fondo del asunto, tras realizar una negativa de carácter general respecto de los hechos invocados por la actora, expone su propia versión de lo acontecido.

Sostiene la invalidez del convenio acompañado por la actora dado que, según expone, fue suscripto por una persona sin facultades para comprometer los bienes del Estado provincial y por no haberse cumplido las normas provinciales que ordenan un concurso de precios previo a la contratación de servicios como los que son causa del presente litigio.

Dice que la actora nunca tuvo la posesión o la

- tenencia de la aeronave y que el único que la tuvo de era precaria fue el taller Aeroservice S.A., al cual se le regó para su reparación. Agrega que no se configura el uisito de clandestinidad ya que el secuestro de la aeronafue ordenado por un juez.

Pone de manifiesto la falta de concurrencia de los supuestos previstos por el art. 614 del Código Procesal il y Comercial de la Nación, ya que no existió por parte la actora posesión de la aeronave previa al supuesto deso dado que el convenio no la transfirió legítimamente y que carece de idoneidad técnica para cumplir con el objeto contrato. Con relación a este último punto sostiene que SA no es ninguno de los talleres habilitados por la ección de Aviación General de la Dirección Nacional de onavegabilidad.

Afirma que la actora no tiene derecho a la retenn en virtud de que Aeroservice S.A. se desprendió voluntamente de la cosa, lo que torna improcedente el recupero avión pretendido sobre la base de lo dispuesto por el . 2470 del Código Civil, cuya invocación importa aceptar fue trasladado subrepticiamente. Asimismo, no se configuel requisito de tiempo que prescribe dicha norma dado que provincia habría recibido la aeronave el día 21 y fue uperada el día 25.

V) A fs. 165/168 la actora contesta el traslado de excepciones planteadas y solicita su rechazo en virtud de razones allí expuestas.

VI) A fs. 208/210 la demandada plantea un hecho vo consistente en la celebración de un convenio entre el

L. 297. XXXII.

3

ORIGINARIO

Lawsa (Líneas Aéreas Williams S.A.) c/ Catamarca, Provincia de s/ interdicto de retener. taller Aeroservice S.A. y el Estado provincial por el cual se acordó la forma de pago de la reparación efectuada.

En consecuencia, sostiene que la pretensión de la actora es injustificada ya que el crédito que persigue y el consiguiente derecho de retención le corresponde -en su caso- al taller mencionado.

VII) A fs. 218/219 la actora manifiesta que en un primer momento abonó las facturas de mano de obra pero que "ante la pérdida del avión acreditó esos importes para otros trabajos" (ver fs. 218 vta., segundo párrafo).

Asimismo, añade, pagó los repuestos y ordenó su colocación, servicio que aún se encuentra impago.

Considerando:

1°) Que este juicio es de la competencia originaria de la Corte Suprema de Justicia de la Nación (arts. 116 y 117 de la Constitución Nacional).

2°) Que corresponde, en primer lugar, tratar la falta de personería opuesta por la demandada fundada en que según la escritura pública acompañada en autos el doctor Eduardo Carlos Márquez Smith es el apoderado de la empresa Lawsa S.A. y que en esta causa se ha presentado dicho profesional en representación de Lawsa (Líneas Aéreas Williams S.A.).

A fs. 156/158 obra testimonio aclaratorio de fecha 6 de septiembre de 1996 del cual surge que la denominación actual de la empresa es "Líneas Aéreas Williams S.A. Lawsa" y que bajo tal nombre resulta sucesora de "Líneas Aéreas Williams SA-Lawsa" como de su continuadora "Lawsa S.A.".

- En ese mismo acto, se ratificó todo lo actuado por el or Luis Adolfo Grande -quien suscribió el contrato con la vincia- y por el doctor Márquez Smith en este juicio.

La falta de personería es susceptible de ser subada, como lo dispone el art. 354 del Código Procesal Civil omercial de la Nación (inc. 4). Por consiguiente, y habida nta de la ratificación antes mencionada, corresponde estimar la excepción (Fallos: 317:1586).

3°) Que tampoco cabe admitir la falta de legitiman pasiva fundada en que el Poder Ejecutivo de la provincia ha sido el autor del despojo denunciado por la actora ya , a pesar de que el secuestro de la aeronave fue ordenado un juez de instrucción de Catamarca, el Estado provincial ultó ser el beneficiario de dicha acción. En consecuencia, e conformidad con lo previsto en el art. 615 de la ley etiva, cabe tener a la demandada por legitimada ivamente en esta acción.

4°) Que en cuanto al fondo del asunto, es necesario primer término esclarecer el entramado de relaciones que culan a las partes y a otras empresas relacionadas con la onave motivo de la litis.

Como surge de autos la actora y la Provincia de amarca formalizaron el contrato que en copia obra a fs.

, por el cual la primera se comprometía "a reparar las edades surgidas en el motor izquierdo del avión" del que provincia era propietaria y del cual había cedido su extación a la firma Air Tango, según la documentación arria por la actora a fs. 27/29. Para esa reparación la aeroe fue trasladada a los talleres de la empresa Aeroservi-

L. 297. XXXII.

4

ORIGINARIO

Lawsa (Líneas Aéreas Williams S.A.) c/ Catamarca, Provincia de s/ interdicto de retener. ce, tal como lo admite el señor Luis A. Grande, quien suscribió el contrato antes mencionado (ver fs. 125). Allí permaneció salvo en oportunidad de los viajes y de su fugaz estadía en Catamarca, episodios en los que tuvo intervención Air Tango S.A.

En igual sentido expone en el expediente penal agregado por cuerda el piloto de la Dirección Provincial de Aeronáutica, Jorge Alfredo Viaña Fuentes (ver fs. 15/18).

En su declaración dice que ante las fallas que presentaba una turbina del avión fue trasladado por dependientes de la repartición a los talleres de Aeroservice ubicados en San Fernando y que tras las reparaciones hizo un vuelo de prueba en compañía de un piloto de aquella empresa.

Posteriormente dirigió el avión "por disposición y programación de la empresa Air Tango" (fs. 16, expediente penal). Carlos Alberto Alvarez, también piloto dependiente de la dirección provincial, coincide en afirmar que la aeronave fue trasladada para su reparación al taller de Aeroservice (fs. 22 de ese expediente).

A fs. 70 Alfredo Horrocks, entonces director de Aeronáutica de la provincia, que suscribió el convenio con la actora, afirma que el avión fue trasladado el 22 de abril de 1996 a los talleres de Aeroservice donde "habitualmente se realizan los mantenimientos". Una vez revisado se verificaron problemas en la turbina "por el cual se decide su reparación a cuyos fines es dejado el avión en el taller de mención". Agrega que una vez reparado entró en servicio y que el 25 de junio fue retirado del aeropuerto de Catamarca por

- "una tripulación comisionada por el mencionado taller" . 71).

A fs. 45/46 declara Víctor Hugo Claros, quien staba servicios en ese aeropuerto. Informa que el 25 de io el avión que se encontraba allí fue retirado por peral de la explotadora Air Tango, lo que contraría lo dicho la demandante acerca de la participación de sus pilotos ese hecho (fs. 46). Cabe señalar que la propia actora mpañó constancia que indica que la tasa de aterrizaje fue ada por esa empresa (ver copias de fs. 8, 9 y 10).

Es de destacar, asimismo, que el secuestro judicial avión fue efectuado mientras la aeronave estaba acionada frente al hangar de Aeroservice (fs. 362 expte. al).

De lo expuesto surge que en momento alguno la aca asumió la condición de tenedora de la cosa que la autoaría a iniciar este interdicto (art. 614 del Código Proal Civil y Comercial de la Nación). Que, por otro lado, de reconocerse tal condición, habría abdicado de ella al erse la aeronave a la disposición y programación de Air go.

Por lo tanto, corresponde el rechazo de la acción entada sin perjuicio de los eventuales derechos que la ora pueda argüir respecto del contrato celebrado con la vincia demandada.

Por ello, se resuelve: 1) No hacer lugar a las excepcioopuestas. Con costas; 2) Rechazar el interdicto plantea- Con costas.

Teniendo en cuenta la labor desarrollada en el princi-

L. 297. XXXII.

5

ORIGINARIO

Lawsa (Líneas Aéreas Williams S.A.) c/ Catamarca, Provincia de s/ interdicto de retener. pal y de conformidad con lo dispuesto por los arts. 6°, incs. a, b, c y d; 7°, 9°, 41 y concs. de la la ley 21.839, modificada por la ley 24.432, se regulan los honorarios del doctor Eduardo Carlos Márquez Smith, por la dirección letrada y representación de la actora en la suma de doce mil ochocientos pesos ($ 12.800) y los de los doctores Ana Soledad Pais Ahumada de Soria, María Eugenia Suarez, Carlos Enrique Scaltritti y María Teresa Vázquez, en conjunto, por la dirección letrada y representación de la demandada en la de diecinueve mil doscientos pesos ($ 19.200).

Asimismo, considerando la tarea cumplida a fs.

165/168, se fija la retribución del doctor Eduardo Carlos Márquez Smith en la suma de mil ochocientos pesos ($ 1.800) (arts. 33, 39 y concs. de la ley citada). Notifíquese y, oportunamente, archívese. JULIO S. NAZARENO - EDUARDO MOLINE O'CONNOR - CARLOS S. FAYT - AUGUSTO CESAR BELLUSCIO - ENRIQUE SANTIAGO PETRACCHI - ANTONIO BOGGIANO - GUILLERMO A. F. LOPEZ - ADOLFO ROBERTO VAZQUEZ.