Submarino ARA San Juan: Macri apoyó la tarea de la Armada y prometió seguir con la búsqueda

 
EXTRACTO GRATUITO

En medio de la incertidumbre por la falta de noticias sobre el submarino y de un sinfín de rumores sobre potenciales cambios, el presidente destacó el trabajo de búsqueda que lleva adelante la Armada, descartó problemas técnicos en el y le envió palabras de apoyo a los familiares de los 44 tripulantes.

El mensaje fue claro: el Presidente, como comandante en jefe de las Fuerzas Armadas, es quien está al mando de todo lo que ocurre. Si bien no tenía pensado hablar hasta tanto no hubiera novedades sobre la localización del submarino, Macri decidió dar el discurso para evitar nuevos "malos entendidos" y desactivar "las cacerías de brujas" que se empezaron a repetir en los medios de comunicación.

"No tenemos que aventurarnos a buscar culpables", sostuvo el Presidente, que se presentó ante la prensa junto a su ministro de Defensa, Oscar Aguad, y el jefe de la Armada, Marcelo Srur, y así escenificó un evidente respaldo para dos de los protagonistas más cuestionados.

Así, Macri confirmó lo que adelantó LA NACION anteayer: no habrá cambios de autoridades, al menos en lo inmediato. Eso sí, esto no significa la continuidad de los responsables de las Fuerzas Armadas. De hecho, según relataron fuentes cercanas al Presidente, la decisión de cambiar a los altos mandos ya estaba tomada antes del incidente y ocurrirá a fin de año.

Lo cierto es que Macri se enfureció con lo que escuchó desde ayer por la noche en muchos medios de comunicación. Por eso ayer al mediodía dejó la quinta presidencial de Olivos y por segunda vez en la semana se presentó en el edificio Libertad, sede la Armada Argentina. "Estaba muy caliente con todo lo que se dijo; lo que ocurrió fue una desgracia", confió a LA NACION uno de los hombres de máxima confianza del jefe del Estado.

El encuentro con los responsables de la búsqueda duró unos 40 minutos. "Fue una reunión informativa", describieron testigos del cónclave. Ahí le explicaron cómo se está llevando adelante el rastrillaje, en el que ayer trabajaron cuatro buques. Después de escuchar y hacer varias preguntas, decidió que era momento de dejar en claro que no es tiempo de peleas internas o señalamiento de responsables.

"Esto que ha sucedido va a requerir de una investigación seria y profunda que arroje certezas de por qué ha sucedido; tenemos que tener certidumbre sobre lo que pasó", dijo Macri, que así buscó terminar con las diferencias que quedaron evidenciadas entre el Ministerio de Defensa...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA