En el Senado recordaron a Nisman

 
EXTRACTO GRATUITO

A regañadientes y con críticas al trabajo del fiscal fallecido, el kirchnerismo dio ayer su primera muestra de homenaje a Alberto Nisman, al realizar un minuto de silencio en el Senado por el funcionario judicial que fue hallado muerto en su domicilio de Puerto Madero un día antes de concurrir al Congreso a dar detalles de su denuncia por encubrimiento del ataque a la AMIA contra Cristina Kirchner.

El homenaje se lo arrancó al oficialismo la peronista disidente Liliana Negre de Alonso (San Luis), quien al inicio de la sesión, en la que se aprobó el proyecto que reforma la ley de inteligencia, pidió la palabra para hablar sobre la muerte de Nisman. "Es un hecho luctuoso que nos ha hecho llorar a los argentinos", afirmó la senadora sobre el caso Nisman, de quien dijo que era "toda una autoridad para la familia judicial".

Pero el discurso elegíaco dio paso a las críticas políticas. Así, Negre de Alonso calificó de "paradigmática" a la muerte del fiscal federal, y dijo que su deceso era "un punto de inflexión en la República Argentina". "Se suma una familia de deudos más a las familias de deudos por el atentado contra la AMIA", sentenció la peronista disidente antes de pedir un minuto de silencio en homenaje al fiscal.

El jefe de la bancada kirchnerista, Miguel Pichetto (Río Negro), tomó la palabra y en medio de la incomodidad de sus legisladores manifestó su solidaridad "con la familia del fiscal muerto". Pero de inmediato criticó de manera velada a la oposición y se quejó de aquellos que "hacen cualquier tipo de aseveración imprudente" sobre la causa, a los que calificó de "muy poco responsables".

En ese sentido, y tras pedir que se dejase actuar a las fuerzas de seguridad para esclarecer el caso, Pichetto dijo que, más allá de las condiciones profesionales del...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA