Rosario Sica: 'El precio de la nafta en la Argentina es uno de los más altos del mundo'

 
EXTRACTO GRATUITO

"El día que nací ya me estaban pegando por todos lados", bromea. Venía de costado y los médicos la reanimaron a los golpes. "Era otra época, pero fue casi un milagro", cuenta la empresaria. Por eso y gracias a la adoración de su madre por la Virgen, la terminaron llamando Rosario. Casi unos 50 años después -tras una cruenta historia familiar- la contadora aterrizó en el mundo de las estaciones de servicio casi por accidente, como dueña de una Esso en San Telmo. Por su experiencia, en la actualidad algunos se animan a reconocerla casi como una secretaria de Energía en las sombras.

Rosario Sica, referente histórica de los propietarios de estaciones de servicio, es alguien especial en el ecosistema empresario: desde hace años se atreve a criticar públicamente tanto al Gobierno como a los presidenciables y soporta todas las presiones del poder, incluso las que la golpean desde adentro. Sin embargo aparece como una de las pocas dirigentes que cosecha una buena relación con el polémico Guillermo Moreno (el día que se realizó esta entrevista esperaba un llamado del ex supersecretario kirchnerista desde Roma). "Me respeta porque siempre hablamos a calzón quitado y porque yo trabajo para el país, no para mí como lo hacen otros", describe Sica.

En un mundo de hombres como el petrolero, esta mujer no se achica con nada ni nadie y cosecha fama de aguerrida negociadora, pero principalmente de honesta, lo que -ella argumenta- le confiere autoridad en su campo. "No hay un problema de sexo. Los problemas son de capacidad, voluntad y vocación de servicio", comenta. "No tengo negocios con nadie, no los permito ni en la institución ni en mi vida privada", agregó. "¿Cuántos años tiene?", pregunta con poca sensibilidad LA NACION. "Eso no me lo saca nadie", afirma la vecina de Recoleta, que se agarra del comentario para defender al juez de la Corte Suprema Carlos Fayt: "El tipo está bien de la cabeza. Hay que agradecerle que ponga toda su experiencia y sapiencia, y no esté tirado en la cama haciendo la plancha".

El mundo de la energía la mantiene en la actualidad en una lucha contra las tasas viales que algunos intendentes aplican para hacer caja en los municipios, sobre todo los bonaerenses. El jueves pasado festejó cuando un juez jujeño declaró la inconstitucionalidad de ese gravamen en un caso en San Salvador. Espera que esa decisión judicial se proyecte al conurbano, donde en poco tiempo el impuesto pasó de estar presente en dos municipios a cosechar pesos...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA