Multitudinarias marchas a la Plaza de Mayo, en un recuerdo dividido del último golpe

 
EXTRACTO GRATUITO

, una oficialista y una opositora, cientos de miles de a la Plaza de Mayo para conmemorar un nuevo aniversario del golpe de Estado de 1976. Fue el último 24 de marzo de la presidencia de Cristina Kirchner, dato que marcó el carácter de las dos movilizaciones.

En los dos actos se reclamó el juzgamiento y castigo de los represores, y también de los civiles acusados de ser cómplices de los crímenes de lesa humanidad cometidos durante la última dictadura. Otra coincidencia fue el pedido para derogar la ley antiterrorista. Pero sobresalieron las diferencias sobre la valoración de las políticas de derechos humanos aplicadas en la actualidad por el gobierno nacional.

En la marcha oficialista, en la que se llamó a "defender las victorias" e ir "por más democracia", se reivindicó la política oficial en la materia y, en sintonía con el eje discursivo del Gobierno, se apuntó a la intervención en el plan de exterminio de la dictadura de ciertos sectores de la prensa, la Iglesia, el Poder Judicial y las empresas. La marcha opositora tuvo como exigencia central el desplazamiento de César Milani, el jefe del Ejército, por su presunta participación en crímenes de la dictadura.

Las diferencias se plasmaron en los documentos que se leyeron al término de cada una de las manifestaciones, que llegaron a la Plaza de Mayo por turnos. Primero fue la marcha oficialista, convocada a las 14 y encabezada por los principales organismos de derechos humanos: Abuelas de Plaza de Mayo, Madres de Plaza de Mayo, Línea Fundadora, Hijos y la agrupación Familiares de Desaparecidos y Detenidos por Razones Políticas. Fue una movilización con el típico folklore kirchnerista, de la que participaron todas las agrupaciones de militancia y casi todos los precandidatos del oficialismo. Después fue el turno de la marcha opositora, encabezada por Encuentro por la Memoria, la Verdad y la Justicia, un espacio que reúne a organismos de derechos humanos críticos del Gobierno y agrupaciones de izquierda, como el Partido Obrero, el MST y el PTS.

En el texto de la marcha oficialista se destacó la figura de la Presidenta y se hizo referencia a la sucesión presidencial. "No sólo recuperamos al Estado, sino también a un proyecto de país, el mismo que sigue construyendo Cristina Fernández de Kirchner y que vamos a exigir que profundice quien esté en el sillón presidencial a partir del 10 de diciembre de este año", dice el documento, que terminó de leer la presidenta de Abuelas de Plaza de Mayo...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA