Milani y la investigación sobre sus bienes

, la hiperoficialista procuradora general de la Nación, tendrá una nueva oportunidad de mostrar la real utilidad de la flamante Oficina de Investigación Económica y Análisis Financiero (Ofinec), por ella creada y que funciona en el Ministerio Público. La prueba de fuego obedece a un pedido del fiscal federal Jorge Di Lello a Gils Carbó para que la Ofinec analice los documentos que el cuestionado jefe del Ejército, teniente general , presentó a la Justicia en una investigación por su presunto enriquecimiento ilícito.

En efecto, a Milani no sólo , que podría costarle la prisión, sino también por presuntas inconsistencias entre sus bienes y sus ingresos. En agosto del año pasado, el militar que se ganó la confianza de la Presidenta por su labor como jefe de la Dirección General de Inteligencia del Estado Mayor del Ejército, fue denunciado por los diputados nacionales Elisa Carrió y Fernando Solanas por enriquecimiento ilícito y violación de la ley de defensa nacional y de los deberes de funcionario público.

El dato que más llamó la atención en su declaración jurada de bienes es el precio que Milani dice haber pagado en 2010 año en el que se hizo cargo de Inteligencia del Ejército por una importante propiedad en el barrio La Horqueta, de San Isidro, de 1150 metros cuadrados. Según el militar, habría pagado un millón y medio de pesos, pero el valor de mercado ascendería a 2,6 millones de pesos. Antes de mudarse a la casa de La Horqueta, donde realizó ampliaciones y refacciones como una cascada y un parque con especies exóticas, Milani, su esposa y sus tres hijos vivían en un pequeño departamento en el barrio porteño de Belgrano.

Además, en 2010, declaró contar con 1.494.610 pesos, cifra que se incrementó en 2011 a 1.785.889 pesos, a pesar de que su salario mensual sólo aumentó de 14.000 a 15.000 pesos en igual período.

En su momento, los diputados Graciela Ocaña y Manuel Garrido habían pedido que se incluyera en las investigaciones patrimoniales a los hijos del militar. Una hija es monotributista y se desempeña en el Ministerio de Seguridad, donde fue contratada en marzo de 2011 y, después, fue incorporada a la planta permanente durante la gestión al frente de esa cartera de Nilda Garré, una de las impulsoras del encumbramiento de Milani.

Ese pedido de investigación fue realizado sobre la base del análisis de la información patrimonial y del expediente de Milani en el Senado. Allí los legisladores pudieron verificar que declaró que durante...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba