En sus marcas...

 
EXTRACTO GRATUITO

La AFA nunca imaginó que esa palabra, transición, sería tan abarcativa en el que se anunció como el último torneo corto. El segundo semestre de 2014 se pensó como un puente de regreso a los campeonatos largos y los clubes tendrán que prepararse en estos meses para un cambio profundo. Tan, pero tan grande, que ya no está el patriarca, Julio Grondona, que los guió durante 35 años con virtudes y defectos. Vaya si será significativa esta competencia que, en principio, había quedado con cierto desdén. Pero no. Terminó siendo un quiebre. El camino hacia una etapa de completo descubrimiento en cada una de las estructuras: deportivas y, sobre todo, dirigenciales. Habrá que ver cómo se desenvuelve la competencia y cómo reaccionan los presidentes. Por estas horas, por ejemplo, Daniel Angelici deslizó que también en la primera parte de 2015 podría jugarse un certamen corto, ya con 30 equipos, para que a mediados de año, entonces sí, se cambie definitivamente el modelo. Para eso, claro, habrá que esperar.De las palabras del presidente de Boca se desprende que mucho se hablará de acá en más. Quién sabe cuál será la decisión y en qué tiempo, más con las idas y venidas que acostumbra la AFA. Lo concreto es que hoy empezará un campeonato parecido a los últimos: de 19 fechas, con presiones, objeciones, austeridad y ambición. No estará la tensión del descenso, pero sí la obligación de acumular puntos para el promedio que se tendrá en cuenta, en principio, dentro de un año y medio.Los grandes tienen una responsabilidad innata. Siempre los acompaña. No importa la circunstancia. River, el campeón, por mantenerse en un alto nivel tras la salida de Ramón Díaz y la llegada de Marcelo Gallardo. Boca, el subcampeón, por consolidar un estilo y por mostrarse confiable de la mano del DT más exitoso, Carlos Bianchi. San Lorenzo, por defender un estilo después de la revolución que encabezó en la Copa Libertadores. Racing, por la apuesta por un entrenador joven y con una propuesta más ofensiva, Diego Cocca, y un plantel de los más renovados (ver Pág. 4). Independiente, por la era que inauguró desde la presidencia Hugo Moyano, que contrató para la vuelta a primera a un técnico que tendrá que ganarse el corazón de los Rojos: Jorge Almirón, que se formó en México y que pasó por Defensa y Justicia, en la B Nacional, y Godoy Cruz.Los xeneizes se merecen otra mención por la notoria ausencia del ídolo, Juan Román Riquelme, que se fue a Argentinos, tras la controversia contractual con Angelici y...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA