Mar del Plata. Enviaron al penal de Batán a dos de los agresores del turista

MAR DEL PLATA.- Un juez de Garantías hizo lugar al pedido del fiscal y dispuso que queden detenidos dos de los tres sospechosos de golpear a Matías Montín, un joven turista de 20 años que permanece internado en terapia intensiva tras recibir en un local nocturno ubicado en playa Grande.Gabriel Galvano y Andrés Bracamonte, que habían sido aprehendidos ayer en Zárate cuando iban de regreso a la ciudad de Rosario, serán trasladados a la unidad penal de Batán. El tercer imputado, Matías Belloso, jugador de Arsenal, seguirá en libertad el proceso que se les sigue a Galvano por "lesiones graves" y a los restantes imputados por "lesiones leves en riña".Bracamonte es hijo del barra conocido como Pilllín, jefe de la hinchada de Central e investigado por lavado de dinero.Ignacio Trimarco, abogado de la familia de Montín, se presentó hoy en tribunales y anticipó que solicitarán a la justicia que la acusación cambie a "tentativa de homicidio", un delito más grave que prevé penas de hasta doce años de prisión. En tanto la defensa ya pidió la excarcelación de ambos acusados.Más allá de la situación judicial, los médicos destacaron que la condición de la víctima evoluciona en forma positiva. "El hematoma no creció, y eso es muy bueno, lo mismo que su respuesta a los estímulos cada una hora", contó a LA NACION el padre de Matías, Carlos Montín. Dijo que a este ritmo, quizás antes del fin de semana, podría ser trasladado de terapia intensiva a una sala común. "Hoy nos cambió el ánimo a todos", remarcó.Por su parte, Daniel Di Marco, al frente del Juzgado de Garantías N°1, firmó la orden de detención que el fiscal Pablo Cubas le había elevado con cierta urgencia, ya que se le vencía el plazo de 24 horas que tenía la aprehensión solicitada y concretada ayer con Bracamonte y Galvano, cuando se presume que se escapaban de Mar del Plata tras enterarse de la gravedad del caso que habían protagonizado. Fueron interceptados por la policía bonaerense en Zárate.Los tres sospechosos estuvieron frente al fiscal Cubas, que quería escuchar su versión de los hechos ocurridos poco después de la medianoche en la discoteca Ananá, donde los clientes estaban dispuestos en mesas para respetar el formato de burbujas sociales. Ese boliche bailable fue clausurado anoche.Los amigos de Montín ya habían declarado ayer y aseguraron que el grupo de rosarinos golpeó, con una botella de champagne, a Matías cuando este se acercó a mediar, dado que había existido un altercado entre un...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba