De los lectores: cartas & mails

 
EXTRACTO GRATUITO

No inventarás

Egresé de una escuela técnica (ENET) en 1966. Después padecí la educación secundaria de mis dos hijos, ya profesionales. Mi secundario fue excelente; el de mis hijos, no. Ayer fui invitado a la muestra de fin de año de la Escuela Técnica Raggio y realmente quedé maravillado, un secundario de seis años con once especializaciones. Vi alumnos motivados y maestros comprometidos. Vi la vehemencia de un alumno de 15 años mostrando un dron construido por él mismo y un estudiante de química haciendo un experimento para demostrar la presencia de azúcar en la leche, y podría seguir con la carpintería, la indumentaria, la orfebrería, etc. Estos chicos aprenden a aplicar la matemática, la química, la física a sus actividades prácticas, enseñados por un cuerpo docente bien preparado y dirigidos por un ex alumno del colegio, compenetrado con la capacitación de dos mil alumnos. Me permitiría sugerirles a los responsables de la educación de este país que no inventen nada, que copien lo que yo pude ver: alumnos que no toman escuelas, aprenden y salen con una capacitación laboral o preparados para ingresar a la universidad.

Roberto Aóstegui

DNI 4.753.044

Condena anticipada

Con respecto al ARA San Juan, sólo queda decir que la historia argentina cuenta con 44 héroes más de la patria. Cumplían con sus órdenes de proteger nuestro mar continental. Algunos medios y ciertos periodistas aprovecharon esta tragedia para seguir dividiendo a los argentinos. Los 44 tripulantes fueron enviados a una misión por sus superiores, cumpliéndola como debían. En los años 70, jóvenes de entre 20 y 30 años también fueron enviados por el Poder Ejecutivo y sus superiores a una misión: luchar contra el terrorismo subversivo que ingresó a nuestro país desde Cuba y que actuaba sanguinariamente. Hasta hoy también han muerto, abandonados en cárceles del Estado, unos 400 hombres, la mayoría cumpliendo una condena anticipada. Es decir, estaban presos sin haber tenido juicio y menos aún sentencia, por más de seis años -algunos llevaban hasta más de diez años encarcelados-, lo cual es totalmente ilegal. Esto es historia comprobable, no un relato al que muchos se adhieren sólo por venganza, provecho político... o quién sabe qué.

Soldado: no pidas perdón por haber defendido a tu patria.

Lucrecia Astiz

DNI 10.768.628

Cambien las butacas

Soy un asiduo concurrente de los magníficos conciertos de música clásica que cada sábado se interpretan...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA