Jueces y fiscales acusaron a Cristina de presionar a la Justicia

 
EXTRACTO GRATUITO

Jueces y fiscales, entre ellos algunos de los organizadores de en homenaje al fiscal Alberto Nisman, Cristina Kirchner, que los acusó de integrar un partido judicial que busca derrocar al Gobierno mediante un golpe institucional. "El Judicial no es un partido, sino un Poder del Estado", le recordó la Asociación de Magistrados y Funcionarios de la Justicia Nacional a la jefa de Estado.

"Las pasiones desbordadas -la irracionalidad del fanatismo- deben dejar lugar al diálogo y la concordia", pidieron los magistrados en un comunicado, al tiempo que denunciaron que los ataques presidenciales son "un vulgar y no por eso menos peligroso intento de presión y condicionamiento".

Cristina Kirchner difundió el sábado una carta mediante su cuenta de Facebook en la que dijo que la marcha por Nisman fue "el bautismo de fuego del Partido Judicial", al que calificó de "opositor y destituyente del Gobierno". La Presidenta señaló que estos jueces y fiscales "suplantan al Partido Militar" para dar golpes de Estado, pero no "violentos" sino, ahora, con una "modalidad más sofisticada", que incluye una articulación "con los poderes económicos concentrados y el aparato mediático monopólico". El gremio que agrupa a los jueces le contestó que los poderes del Estado deben controlarse unos a otros y que otra cosa es una "intromisión inadmisible".

Por eso, como los tildaron de golpistas, los jueces y fiscales dijeron que "quien tenga una denuncia que formular por el desempeño de un magistrado o funcionario, debe realizarla", y si no lo hace se trata de "reiterada y metódica amenaza, expresa o velada, que resulta impropia de un sistema republicano".

"Resulta inadmisible la acusación o amenaza fundada en la mera discrepancia con el contenido de las resoluciones judiciales", dijeron, y recordaron que entre los jueces y fiscales hay funcionarios "de las más diversas ideologías y se encuentran separados -y también, paradójicamente, unidos- por las más variadas diferencias".

"Mal material para constituir un «partido». No son destituyentes (tal el neologismo acuñado hace unos años) ni golpistas (...) los que opinan distinto o señalan errores", le dijeron, y repudiaron "el discurso maniqueo que bajo la apariencia de denunciar divisiones, en realidad pretende generarlas." Los magistrados reivindicaron pertenecer al "partido de la Constitución, forjado desde la institucionalidad". Y recordaron que fue el Gobierno el que se propuso partidizar la Justicia y la propia...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA