Dramática puja entre mafia y democracia

 
EXTRACTO GRATUITO

La FMK2, modelo 0, es un objeto insignificante que cabe en un puño, pero que contiene la suficiente cantidad de hexágono y trotyl como para producir una fuerte detonación. Su onda expansiva en 360 grados suele llegar hasta seis o siete metros: pudo haber alcanzado perfectamente unos tanques aledaños de oxígeno y volado el Hospital Paroissien, de Isidro Casanova. La granada fue fabricada por el Ejército y estaba entre dos caños, contra la pared de un pasillo; su arandela tenía una tanza que a su vez iba atada a una puerta: cualquiera podría haberse llevado por delante aquel hilo invisible y accionado el mecanismo.Un policía detectó esa trampa mortífera y avisó a la Brigada de Explosivos, que tiene últimamente una rutina muy ajetreada en el conurbano: todos los días hay amenazas en escuelas y hospitales. La mayoría de ellas, afortunadamente, no pasan de ser intimidaciones. En los cines de un shopping de Pilar donde daban la película Soledad, que filmó la hija del jefe del Estado, hallaron dentro del baño de mujeres un artefacto que tenía todo el aspecto de una bomba casera de relojería, pero que no pasaba de ser un simulacro, una macabra advertencia. En el caso de la FMK2 la cosa fue bien distinta. Los expertos se la llevaron y la hicieron estallar con éxito; no era retórica ni chapucería, sino una instalación verdadera y sofisticada. Las esquirlas habrían matado y herido a mucha gente. Las cámaras de la guardia estaban dobladas, creando un sospechoso punto ciego que hizo imposible distinguir al ejecutor del atentado. Una represalia o un mensaje: la gobernadora en persona investiga este hecho inusual que fue cobrando relevancia a medida que avanzaron las pesquisas.Buscar una conexión directa es bastante difícil, porque los sospechosos son multitud. Es que la se ha caracterizado por poner en marcha una dinámica inédita contra el hampa estructural y, en consecuencia, sus enemigos son cada día más grandes y cada vez más peligrosos. Nadie puede descartar que esto no sea una devolución de gentilezas por el desmantelamiento de la terrorífica banda de jueces, comisarios, convictos y matones de tablón que funcionaba en la ciudad de La Plata desde hacía años. O por el descubrimiento de chalecos antibalas llenos de cocaína en la propia Brigada Antidrogas de La Matanza, el reino del justicialismo eterno, donde hace dos días de Laferrère que importaban droga para su distribución, directamente desde Medellín.Ensimismada en corridas cambiarias y...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA