DNI: la privacidad, en riesgo por la identificación biométrica

 
EXTRACTO GRATUITO

Cuando el 7 de noviembre de 2011 la presidenta Cristina Kirchner presentó el Sistema Federal de Identificación Biométrica para la Seguridad (Sibios) y lo mostró como un enorme paso hacia la modernización del Estado y la lucha contra el delito, pocos repararon en las implicancias que tiene ese inédito programa de registro de personas, que carece de controles externos a las fuerzas de seguridad que ya lo usan.Pero el mundo cambió rápido. En junio de 2013, el programador Edward Snowden reveló Prism, un masivo y global programa de vigilancia informática de los Estados Unidos, que reactivó el debate sobre el derecho a la http://www.lanacion.com.ar/1635928-que-es-sibios-el-sistema-que-tiene-bajo-la-lupa-a-40-millones-de-argentinosy el riesgo de la hipervigilancia estatal. Ahora, varias organizaciones no gubernamentales están lanzando su voz de alerta sobre el impacto de Sibios.Además del uso de las huellas digitales, el sistema –desarrollado en cooperación tecnológica con el gobierno de Cuba– también escanea biométricamente los rasgos faciales (ubicación de los ojos, nariz y contorno de las orejas, entre otros detalles que no se repiten en distintos individuos).A partir del 1° de enero de 2015, cuando sólo el nuevo DNI tarjeta sea válido, todos los argentinos y varios miles de turistas extranjeros estarán http://www.lanacion.com.ar/1635285-una-falla-de-seguridad-permite-la-descarga-de-fotos-del-padron-electoralsobre ellos el Estado podrá saber (si se lo propone) dónde se encuentren en todo momento cuando, por ejemplo, sean filmados por cámaras de video de seguridad, que pueden monitorearse online . Tras el anuncio de Sibios, Richard Stallman -reconocido gurú global del software libre- anunció en junio de 2012 que "nunca más volverá a la Argentina".Y hasta el propio Gobierno atenuó aquel entusiasmo inicial de la Presidenta y, ante la consulta de LA NACION, tanto el Ministerio del Interior y Transporte como el de Seguridad destacaron que la Argentina tiene una legislación "de vanguardia" en protección de datos personales, la ley de habeas data, sancionada y parcialmente promulgada en octubre de 2000 (es decir, antes de que algunas de las tecnologías utilizadas siquiera existiesen).En el Ministerio del Interior fueron enfáticos: "Este sistema de identificación no incluye ninguna identificación online por imágenes de video. Permitiría, eventualmente, que la Justicia, en colaboración con las fuerzas de seguridad, tomara imágenes obtenidas por video como prueba...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA