Crece en Chile el fantasma de una constituyente

 
EXTRACTO GRATUITO

SANTIAGO, Chile.- Empezó como un movimiento social subterráneo, alimentado por algunas voces de la extrema izquierda. Pero hoy tomó una inusitada fuerza la demanda popular por una asamblea constituyente que, entre otras cosas, reemplace de una buena vez la Constitución de 1980, heredada de la dictadura de Augusto Pinochet, para poner fin al sistema político binominal y establecer así los futuros cimientos republicanos.Si bien parecía que el grupo que fogoneaba la asamblea era más bien marginal, la última encuesta del Centro de Estudios Públicos (CEP) impactó con una cifra inesperada: el 45% de la población dijo estar a favor de una asamblea constituyente y de la necesidad de una nueva Carta Magna. Eso, mientras la derecha política y empresarial chilena insiste en que sería un abierto retroceso, que equivaldría a poner al país en una retrógrada senda política, económica y social de países de la región, tales como Venezuela, Ecuador y Bolivia.Gran parte de los candidatos que competirán en las elecciones presidenciales del próximo domingo, a excepción de la abanderada oficialista, Evelyn Matthei, y del líder regionalista Ricardo Israel, integran la propuesta en sus programas de gobierno o, como en el caso de la ex presidenta y candidata opositora Michelle Bachelet, no descartan su convocatoria.No muchos se enteraron, pero la iniciativa incluso llegó a tener un precandidato presidencial, el abogado Gustavo Ruz-Zañartu, que finalmente no tuvo tiempo para conseguir las firmas necesarias para inscribir su candidatura, pero que instaló el tema en la agenda."Que el presidente [Sebastián Piñera] haya tenido que convocar a las coaliciones que sostienen el duopolio parlamentario para urgirlos a modificar el sistema binominal con el expreso propósito de evitar una asamblea constituyente habla de que conseguimos nuestro objetivo", explicó Ruz-Zañartu.La idea original derivó en una peculiar apuesta política, la iniciativa Marca Tu Voto (MTV), que llama a la población a expresar su interés por la convocatoria de una asamblea constituyente en las elecciones del domingo, escribiendo "AC", rodeado por un círculo, en el extremo superior derecho del sufragio.Pese a que en un comienzo se pensó que ello derivaría en la impugnación del voto, el Servicio Electoral chileno aclaró que no había ningún problema si se marcaba claramente la opción por un candidato y que las "AC" incluso serían contabilizadas a modo...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA