Centennials en la mira: las marcas descubren al trap

 
EXTRACTO GRATUITO

177 millonesSon las visitas que, hacia fines de septiembre, tiene la canción "She Don't Give a Fo", el hit del trapero Duki, que popularizó el género musical en boliches y radiosLas letras versan sobre la fama, el dinero y el éxito. Los referentes no tienen discos, pero agotan entradas en sus shows en vivo. La audiencia no los busca en la radio ni en la tele, sino en las plataformas de video digital. Bienvenidos al mundo del trap, el género musical que conquista corazones centennials, los de los jóvenes nacidos después de 1995, con versos ingeniosos y sonidos de sintetizadores. De a poco, las marcas empezaron a sumarse al movimiento, tímidas y en segundo plano, para no opacar a los protagonistas.El trap es un género que mezcla rap y hip-hop con reggaeton y música electrónica. Comenzó en Estados Unidos en la década del 90. Allí nacieron sus mayores exponentes a nivel global, y también se originó el nombre, proveniente del término informal para hablar del lugar dedicado a la venta ilegal de droga. Años después, el movimiento se expandió por el mundo de habla hispana, donde se adaptó a la idiosincrasia de cada país.En la Argentina, tiene entre sus principales referentes a los artistas Duki, Paulo Londra y Cazzu, todos sub-25. Sus videos en YouTube acumulan más de 100 millones de visitas y sus giras ya alcanzan destinos como España, México y Colombia.El origen de la movida "trapera" en la Argentina también tiene sus vínculos estrechos con las competencias de rimas callejeras en Parque Rivadavia -más asociadas al hip-hop-, donde los payadores modernos se trenzan en batallas para ver quién hace el verso más demoledor. En ellas participaron algunos de los referentes actuales.Las bebidas y las telecomunicaciones por ahora dominan los patrocinios de los shows, los videoclips con sponsoreo y algunos comerciales con banda de sonido "trapera". El caso de referencia es el de Red Bull, la energizante que organiza la Batalla de los Gallos desde 2005. El evento emula las competencias de rimas callejeras pero, de algún modo, lo institucionaliza: la final local 2018 fue en el Luna Park ante un público de 8000 personas. En diciembre, la Argentina será la sede de la final global, donde se presentarán 16 artistas hispanohablantes.Desde la compañía, explican que se trata más de una relación de "acompañamiento" con la música emergente, que comenzó con el hip-hop y luego continuó al trap. "Los artistas no son simplemente participantes de un evento de la marca...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA