Carta de lectores

 
EXTRACTO GRATUITO

Aerolíneas ArgentinasAGUJEROEn su nota de ayer, Diego Cabot dice que desde 2008 la empresa Aerolíneas Argentinas ha preferido no presentar balances. Quisiera puntualizar que las empresas deben presentar balance dentro de los cuatro meses posteriores al cierre a la IGJ. Ése es el plazo legal y en este caso lo que han preferido es no cumplir con la ley. Simplemente porque pueden. La figura legal que tiene es inexistente y los organismos de control están cooptados, así que cualquier información que se obtenga no es confiable. Es simplemente otro agujero donde se tira plata.Douglas Jarvishttp://douglas.jarvis@gmail.comNO ES MI COMPAÑÍAEl 26 de diciembre abordé el vuelo 1302 de Aerolíneas rumbo a Miami. Viajé con mi esposa, mi hija, su esposo y sus cuatro niños, de edades comprendidas entre los 23 meses y los 10 años. El vuelo salió demorado una hora y media, sin explicación alguna. El regreso fue el 10 de enero, vuelo 1305, que salió con cuatro horas de atraso, también sin explicación alguna. Mientras leía la revista que ofrece la compañía me indigné, porque parecía que se burlaban de mí. El doctor Recalde dice allí que todos somos dueños de Aerolíneas. Yo al menos no lo soy. Porque si fuera dueño no me trataría a mí mismo de esa manera. Tanto el avión de ida como el de vuelta eran obsoletos, sin ninguna muestra de los entretenimientos de los que habla Recalde. Según el sitio de la compañía esos modelos serían desafectados en diciembre, pero no ha ocurrido. Si la comida es preparada por un cocinero famoso, seguramente no me tocó en suerte.En las cuatro horas de demora en Miami ningún funcionario argentino dio la cara. Por supuesto que no hubo un mísero vale para adquirir comida o bebida en el aeropuerto. Pero hay más. Al entrar en el espacio aéreo argentino comenzó un período de turbulencia intensa que provocó que muchos adultos y niños se descompusieran y vomitaran. Fue un momento difícil. Pedí a la que entiendo era la jefa de azafatas las bolsas que sirven para vomitar y contestó que la empresa no se las provee. Ella misma dio a varios pasajeros la funda de las almohadas para que vomitaran allí. Entonces, ¿de qué habla Recalde?Y algo más: yo no soy parte de lo que el titular de Aerolíneas llama "ataques mediáticos que funcionan como publicidad negativa que desprestigia a la línea aérea de todos los argentinos". Soy un argentino decente, trabajador y con una enorme tristeza por la distancia entre la realidad y el discurso.Heriberto Carlos BuenoDNI 10.617.243...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA