Art Basel Miami: la preocupación por el medioambiente crece en el mercado del arte

 
EXTRACTO GRATUITO

MIAMI BEACH.- Flores y más flores artificiales, osos de peluche y otros miles de objetos de color rosa cubren por completo un stand de la nueva sección Meridians en Art Basel Miami, ambientado como si fuera un recargado cuarto femenino.The Garden fue la atractiva manera que encontró la artista estadounidense Portia Munson para criticar el consumismo y la producción masiva sin conciencia por el cuidado del medioambiente, temas que vincula con la explotación de la mujer, en pleno corazón del mercado del arte.Ironía del destino: dos días antes de que la feria abra hoy al público, la obra fue comprada por 225.000 dólares por el coleccionista Steve Wilson, fundador de la cadena de hoteles 21c. En sintonía con la tendencia compulsiva actual, de inmediato publicó en su cuenta de Instagram una foto posando dentro de la obra, vestido con un traje estampado con flores."Para mí, el feminismo y el ambientalismo son conceptos interconectados: el feminismo es una reacción contra la explotación de la mujer, mientras que el ambientalismo es una reacción contra la explotación del medioambiente", dice la artista en el audio que acompaña la instalación, realizada en 1996. De esta manera, ya hace más de una década unía dos problemas globales que hoy inspiran cada vez más obras de arte, junto con las migraciones y el racismo.Enfrente, Woody De Othello alude al calentamiento global con Cool Composition, la recreación de un ventilador derretido. "Abordar el medioambiente desde el arte es una tendencia, en todo el mundo. Lo vi en Bienalsur y en instituciones de todo el planeta: junto con las migraciones, a mediano y a largo plazo, la ecología se va a convertir en uno de los temas casi excluyentes", dice sin dudar Diana Wechsler, curadora junto con Florencia Battiti del . Tres de las seis , como gran cierre del programa Art Basel Cites: Buenos Aires, se relacionan con temas ambientales."Hay un prejuicio, en el mundo del arte, de que ir al hueso de un problema es ser oportunista. Pero no va a quedar otra que hablar de este tema", señala por su parte Battiti, curadora también del envío de este año a la Bienal de Venecia. "La cuestión es encontrar el modo de abordarlo, que funcione poéticamente".Según ella, un gran ejemplo de este logro artístico es el trabajo presentado por Agustina Woodgate en Disruptions, el parque de esculturas de Art Basel. The Source (La fuente) consiste en un conjunto de cuatro estructuras similares a pedestales de monumentos, que en lugar de...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA