En 10 provincias los legisladores cobran más de $100.000 por mes

 
EXTRACTO GRATUITO

No les hacen sombra a los senadores nacionales, pero los legisladores de diez provincias compiten palmo a palmo con los diputados nacionales y cobran más de 100.000 pesos mensuales, entre dieta, gastos de representación y otras asignaciones que no necesitan justificar ni rendir.

En el podio se ubican los diputados provinciales de La Pampa, Chubut y Formosa, lo que deja en claro que los salarios de los diputados provinciales no están directamente vinculados a la riqueza o pobreza de sus representados o a la solvencia del estado provincial que habitan.

Lo único que hermana a los miembros de las legislaturas provinciales de todo el país es el celo con el que evitan hablar de sus ingresos y gastos: para hacer este relevamiento, LA NACION debió apelar en la mayoría de las provincias a diputados de la oposición local, que proporcionaron la información con la condición de no ser nombrados.

En todos los casos se consignan las dietas sin la bonificación por antigüedad (de 600 a 900 pesos más por año trabajado en el sector público, según la provincia) o título universitario, pero se incluyen conceptos como gastos de "representación", de "cortesía", de "bloque" y otras asignaciones cuando estas no deben justificarse. En las ocho provincias donde existe una legislatura bicameral se tomó como referencia la Cámara de Diputados.

Al tope de la lista se encuentran los diputados de La Pampa, que perciben un salario de bolsillo de 106.000 pesos, más 40.000 por gastos de bloque que no están obligados a rendir. Sí deben justificar otros 48.000 pesos destinados a subsidios y ayuda social. El salario de los legisladores pampeanos lidera el ranking desde que el gobernador Carlos Verna decidió que no pagaran Ganancias.

En Chubut, los diputados perciben en promedio 130.000 pesos, de los cuales 25.000 son gastos de bloque que no deben rendirse. Producto de la crisis que atraviesa el Estado provincial, ya no administran más pasajes terrestres.

En Formosa también llegan a 130.000 pesos. Pero es un cálculo conservador: son los 50.000 pesos que cobra en blanco y los 80.000 que recibe en negro un diputado opositor que recién ingresa (que recibe otros 80.000 para asesores). Fuentes locales indicaron que un diputado oficialista con antigüedad puede cobrar hasta 90.000 pesos en blanco y más de 200.000 en gastos reservados.

En Santa Fe, un diputado sin antigüedad ni título cobra 120.000 pesos de bolsillo. Son 70.000 pesos en dieta y 50.000 en gastos de representación. Pero...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA