Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil - Camara Civil - Sala B, 25 de Abril de 2019, expediente CIV 10417/2016/CA1

Fecha de Resolución25 de Abril de 2019
EmisorCamara Civil - Sala B

Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA B ZANONI, M.A. C/ LINEA 41 AZUL SATA Y OTROS S/ DAÑOS Y PERJUICIOS (ACC. TRAN. C/ LES. O MUERTE) -

(EXPTE N° 10.417/2016) - JUZGADO NACIONAL DE PRIMERA INSTANCIA EN LO CIVIL N° 45 Buenos Aires, Capital de la República Argentina, a los días del mes de abril de dos mil diecinueve, reunidos en Acuerdo los Señores Jueces de la Excma.

Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil, S.B., para conocer en los recursos interpuestos en los autos caratulados: “Z., M.A. c/ Línea 41 Azul S.A.T.A. y otros s/ daños y perjuicios (acc. trán. c/ les. o muerte)” (Expte. N°

10.417/16), respecto de la sentencia de fs. 457/466, el Tribunal estableció la siguiente cuestión a resolver:

¿Es ajustada a derecho la sentencia apelada?

Practicado el sorteo resultó que la votación debía efectuarse en el siguiente orden: Señores Jueces Doctores: R.P. -C.R.F. -O.D.S. -.

A la cuestión planteada, el Dr. P. dijo: I. En la sentencia de fs. 457/466, la Sra. Juez hizo lugar a la demanda iniciada por M.A.Z. contra J.M.C., Línea 41 “Azul S.A.T.A.” través de la cual el primero pretendió la indemnización de los daños y perjuicios sufridos en el accidente de tránsito sucedido en la noche del día 15 de agosto de 2015, cuando fue atropellado por un colectivo de la referida línea conducido por Castillo. La condena se hizo extensiva a la aseguradora “Protección Mutual del Seguro de Transporte Público de Pasajeros” y se consideró que resultaba inoponible al actor la franquicia pactada en la póliza respectiva.

Contra dicho pronunciamiento interpusieron recursos de apelación todas las partes. Z. fundó el suyo con la expresión de agravios agregada a fs.

487/498, que fue contestada a fs. 506/507. Cuestionó por insuficientes los montos indemnizatorios reconocidos por el Sr. Juez para indemnizarle la incapacidad sobreviniente (daño físico, psicológico y tratamiento psicoterapéutico), los gastos Fecha de firma: 25/04/2019 Alta en sistema: 29/04/2019 Firmado por: DR. CLAUDIO RAMOS FEIJOÓ, JUEZ DE CÁMARA Firmado por: DR. R.P., JUEZ DE CAMARA Firmado por: DR. O.L.D.S., SUBROGANTE #28085430#229682823#20190425140257478 (traslados, tratamiento kinesiológico y daño emergente) y el daño moral. Por otra parte, se agravió de la tasa establecida para el cálculo de los réditos.

De su lado, la demandada, expresó agravios a fs. 509/511, los cuales fueron contestados a fs. 522/525. Criticó por excesiva las indemnizaciones reconocidas por incapacidad sobreviniente y daño moral e impugnó la tasa de interés.

Finalmente, la aseguradora citada en garantía dirigió sus quejas sobre los mismos puntos que la demandada y, además, cuestionó la inoponibilidad de la franquicia pactada en el seguro (fs. 500/507). El traslado de esta presentación fue contestado por el actor a fs. 512/520. II.-Antes de entrar a considerar los agravios cabe decir que ante la fecha en la cual sucediera el accidente y frente al cambio normativo producido al entrar en vigencia el Código Civil y Comercial -el 1 de agosto de 2015- (leyes 26.994 y 27.077), el caso quedó aprehendido por dicho ordenamiento (art. 7° del Código citado).

Por otra parte, debo decir que los jueces no están obligados a analizar todas y cada una de las argumentaciones de las partes, sino tan sólo aquéllas que sean conducentes y posean relevancia (ver CSJN, "Fallos": 258:304; 262:222; 265:301; 272:225, entre otros). III.- La Sra. Juez indemnizó a M.A.Z. con $130.000 por la incapacidad sobreviniente ($ 120.000 por el daño físico y psíquico, y $ 10.000 por el costo del tratamiento) según surge del capítulo III., apartados a) a f) y g), respectivamente, de la sentencia apelada.

Como adelantara, el actor impugna esta decisión por considerar bajas las sumas reconocidas. De este modo, en procura de su incremento, repasa las constancias de la historia clínica, pericia médica e informe psicodiagnóstico e invoca una serie de parámetros (índole de secuelas, actividades desarrolladas por la víctima, métodos, fórmulas) y circunstancias personales (vgr. jubilado, percibiendo haberes mensuales de $8.600), concluyendo que la indemnización por la incapacidad psicofísica debe fijarse en $478.000 (ver primer agravio a fs.

488/492). En cuanto al tratamiento psicoterapéutico, pretende que el costo de la sesión se fije entre $900 y $1400 (segundo agravio).

Del otro lado, la demandada considera excesiva la indemnización por incapacidad psicofísica porque el actor “tiene 78 años de edad y es jubilado” (ver f.509 vta) y “Protección Mutual del Seguro de Transporte Público de Pasajeros”

la cuestiona argumentando que los hallazgos de la perito médica, en el plano Fecha de firma: 25/04/2019 Alta en sistema: 29/04/2019 Firmado por: DR. CLAUDIO RAMOS FEIJOÓ, JUEZ DE CÁMARA Firmado por: DR. R.P., JUEZ DE CAMARA Firmado por: DR. O.L.D.S., SUBROGANTE #28085430#229682823#20190425140257478 Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA B físico, son consecuencia de la edad avanzada de Z. y no del accidente. En lo que concierne al plano psíquico argumenta que el juzgador no ha contemplado las patologías de base.

Decir que la indemnización es elevada porque el actor “tiene 78 años de edad y es jubilado” y pretender, con esa sola afirmación y dos renglones más donde se transcriben los porcentajes de incapacidad, reducir la cuantía de lo reconocido, no es una crítica concreta y razonada (art. 265 del CPCCN) sino una expresión con un sesgo de edadismo que debe rechazarse (art. 5° de la Convención interamericana sobre la protección de los derechos humanos de las personas mayores” aprobada por ley 27360, publ, B.O 22-11-2017).

Si por lo dicho los agravios de “Azul S.A.T.A.” quedan sin sustento y caen al vacío, los de la aseguradora los acompañan. Digo esto porque, mal puede argumentarse que “las dolencias que la perito dice visualizar en el accionante, nada tienen que ver con el accidente sino con la edad avanzada del mismo” (ver f.500 vta) cuando la perito médica designada de oficio se ocupó de explicar, al contestar la impugnación que ahora realiza la recurrente, que “la artrosis, malas posturas, edad a partir de 40 años, no son las únicas causas que producen limitación funcional de la columna cervical, sino que la principal es el accidente de tránsito” (ver f.408, el subrayado me pertenece) y tampoco puede objetarse la incapacidad psíquica verificada argumentando supuestas patologías de base cuando nada de eso surge de la evaluación respectiva (v. historia vital del examinado a f. 354, batería de tests y síntesis diagnóstica a fs. 360 y conclusión de f. 389).

No mejor suerte tendrán los agravios expresados por el apoderado del actor. Es cierto que la suma pretendida en la demanda no sujeta al juez porque no es dable exigir al actor una estimación exacta del perjuicio sufrido en oportunidad de demandar (art. 330 del CPCC) pudiendo remitirse a lo que resulte de la prueba, como lo hizo Z..

Pero así como, con la salvedad apuntada, no se violenta la congruencia, no encuentro razonable que quien, sabiendo claramente sus ingresos como jubilado y el resultado de las revisaciones médicas realizadas en sede penal (ver f.14 vta), estimó en $ 136.000 la indemnización por la incapacidad sobreviniente física y psíquica ( $ 98.000 por la incapacidad física y $ 38.000 por daño psicológico) hoy venga ante esta...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR