Vulnerabilidad ambiental en cuencas hidrográficas serranas mediante SIG.

Autor:Gaspari, Fernanda J.
 
EXTRACTO GRATUITO

ENVIRONMENTAL VULNERABILITY IN RANGELAND WATERSHEDS, USING A GIS

INTRODUCCIÓN

Entre los problemas ambientales que causan mayor preocupación a nivel mundial se encuentran los referidos a la degradación de las tierras. Los procesos de degradación del suelo suelen traducirse en una reducción de la productividad de los cultivos y los recursos hídricos. Los efectos negativos de un suelo degradado sobre la economía de una región son más severos en las zonas que más dependen de la agricultura para obtener ingresos (Mintegui Aguirre & López Unzú, 1990; Gaspari et al., 2006). La conservación y rehabilitación de tierras constituye una parte esencial del desarrollo agrícola sustentable.

La degradación de los suelos se acentúa en presencia de riesgos ambientales, que se consideran producto de la conjunción de un fenómeno natural extremo y acciones antrópicas, relacionados dentro de un espacio y tiempo determinado.

Las intensas precipitaciones, alta densidad de drenaje y altas pendientes, en áreas con condiciones de descomposición de rocas originales del sustrato geológico pueden originar desprendimientos por procesos de erosión superficial o por movimientos de masa. Dichos procesos pueden acelerarse por deforestación de las vertientes, falta de implementación de medidas de conservación de suelos y por eventos extremos, tales como lluvias intensas.

Asimismo, la combinación de factores antrópicos y ambientales, en conjunción con las características morfométricas de la cuenca hidrográfica (el relieve, la red de drenaje y la forma), pueden generar vulnerabilidad en el ambiente.

En los últimos años se desarrollaron acciones tendientes a aumentar la productividad, que han generado situaciones problemáticas de transformación de sus espacios (usos del suelo), así como de un aprovechamiento irracional de los recursos naturales. Estas acciones han evolucionado hacia nuevos usos del suelo y aprovechamiento del agua, dando origen a la vulnerabilidad ambiental actual.

La vulnerabilidad, en términos generales, es la relación entre una condición (susceptible de recibir daño) en referencia a otra (condición no dañada), donde se manifiesta el orden, el peligro y el riesgo (Macias, 1999). La vulnerabilidad ambiental es un concepto que se relaciona con la susceptibilidad o predisposición intrínseca del medio y los recursos naturales a sufrir un daño o una pérdida, siendo estos elementos físicos o biológicos.

El concepto de vulnerabilidad, aplicado a cuencas hidrográficas, se manifiesta cuando se presentan fenómenos de carácter hidrometeorológico extremo (granizadas, lluvias torrenciales, huracanes, inundaciones, sequías, tornados) y escenarios morfométricos críticos (alta pendiente, geomorfología abrupta, suelos poco profundos, uso del suelo sin medidas conservacionistas).

El análisis conjunto de factores que determinan la ocurrencia de movimientos en masa, se ha facilitado con la introducción de los Sistemas de Información Geográfica (SIG), herramienta ideal para el análisis de parámetros con un alto grado de variabilidad espacial. Existen estudios que han abordado la zonificación de la amenaza hidrometeorológica utilizando las bondades que ofrecen los SIG y los sensores remotos (Van Westen & Soeters, 1999).

La evaluación del riesgo se basa en el análisis de datos para correlacionar la causa y el efecto de eventos antrópicos y la influencia climática (Masters & Ela, 2006). Teniendo en cuenta el análisis de riesgos, la simulación es cada vez más utilizada como un medio para reducir la incertidumbre de las evaluaciones basadas en la información interpolada (Goovaerts, 1997). Esta evaluación permite un diagnóstico...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA