La vuelta del hijo pródigo

Prince ha vuelto. Una vez más y van... Como para confirmar que 2013 será un año especial para los amantes de las estrellas pop más misteriosas del planeta. Un mes atrás fue David Bowie, con su sorpresivo acto de aparición tras una década de silencio. Ahora es el turno de Prince, quien luego de lanzar un puñado de canciones nuevas y anunciar una gira mundial, el domingo tuvo su papel protagónico en la ceremonia de los Grammy. Esa noche, como si se tratara del piropo más inspirado y poético de la humanidad, a Prince le alcanzó con solo decir "oh, amo esta canción" para que su destinatario se derrita a sus pies. El australiano Gotye acababa de ganar el premio a la mejor grabación por su exitoso tema "Somebody That I Used To Know" y el mismísimo Príncipe Púrpura en persona -esta vez de negro de pies a cabeza- se lo entregó en mano. Sin dejar de mirar al pequeño gran músico de Mineápolis, aún no creyendo lo que estaba ocurriendo, Gotye balbuceó: "Me he quedado sin palabras por recibir un premio en mano de este hombre que está parado detrás nuestro con su bastón. Fueron muchos años escuchando su música, con la que crecí y que luego me inspiró para hacer música. Gracias".Como tantas otras veces, el supuesto rey de la noche se rindió ante los encantos de este enigmático y virtuoso artista. Como alguna vez le ocurrió a Miles Davis ("es el Duke Ellington de los 80"), a Eric Clapton ("es una reencarnación de todo lo mejor en sí mismo. Él es todo lo que el mundo necesita... una gran imagen controvertida y un absoluto genio musical"), a Bowie ("es el artista más ecléctico que he conocido, después de mí. Lo mejor de la actual cosecha. Es maravilloso y su música pega como dinamita") o a Luis Alberto Spinetta ("es un músico avanzado. Pude comprobarlo en la prueba de sonido, sin una persona en el estadio y me volví loco. Quizás a mucha gente se le haga incomprensible su música, pero a mí me deslumbró", dijo el Flaco luego de su debut y despedida porteños, en 1991).GalaCoronando este regreso, el 19 de mayo la Billboard ofrecerá una gala en su honor para entregarle el premio ícono en su ceremonia anual. Así, la revista norteamericana dedicada a la industria de la música honrará al artista que quizá más combatió precisamente a la industria musical en los últimos 20 años, cuando comenzó a aparecer públicamente con la palabra slave (esclavo) escrita en su mejilla, denunciando que su compañía discográfica, Warner Music, lo tenía acorralado con un contrato leonino. Desde...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba