Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Sala Ii, 31 de Mayo de 2019, expediente CNT 068500/2016/CA001

Fecha de Resolución31 de Mayo de 2019
EmisorCámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Sala Ii

Poder Judicial de la Nación CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO -

SALA II

SENTENCIA DEFINITIVA NRO.:114054

EXPEDIENTE NRO.: 68500/2016

AUTOS: VRDOLJAK, E.S. c/ EDITORIAL LA CAPITAL S.A.

s/DESPIDO

VISTO

Y CONSIDERANDO:

En la ciudad de Buenos Aires, el 31 de mayo de 2019, reunidos los integrantes de la Sala II

a fin de considerar los recursos deducidos en autos y para dictar sentencia definitiva en estas actuaciones, practicado el sorteo pertinente, proceden a expedirse en el orden de votación y de acuerdo con los fundamentos que se exponen a continuación.

El Dr. G.C. dijo:

Contra la sentencia de primera instancia que admitió la acción instaurada se alzan ambas partes a tenor de los memoriales obrantes a fs.282/84 –actora- y fs. 286/95 –demandada-, mereciendo sendas réplicas de las contrarias. Asimismo, la demandada y el perito contador cuestionan, por antagónicos motivos, los honorarios regulados a este último.

La demandada cuestiona la sentencia de grado en cuanto: 1) se tuvo por acreditada la relación laboral invocada en la demanda con posterioridad a la jubilación del actor; 2) la condena dispuesta en concepto de multa del art. 8 de la ley 24.013,

vacaciones no gozadas año 2014, diferencias salariales, multa art. 80 LCT y entrega del certificado de trabajo y; 3), la mejor remuneración mensual, normal y habitual fijada. Por último, mantiene el recurso de apelación vertido contra la providencia que declaró

innecesaria la prueba informativa allí señalada, cuya producción solicita se ordene en esta instancia.

Por su parte, el accionante objeta la conformación del salario base utilizado para el cálculo de los rubros indemnizatorios y liquidación final.

En atención a los términos de los recursos interpuestos por las partes, razones de orden metodológico imponen tratar, en primer término, la queja vertida en orden a la prueba del vínculo dependiente alegado por la accionante.

Concretamente, la demandada se queja de la decisión de la magistrado a quo de tener por acreditados los hechos denunciados en la demanda sobre la base de la prueba testimonial rendida en la causa, al tiempo que sostiene que no se valoró

la prueba ofrecida por su parte, allí señalada, y solicita prueba informativa en apoyo de su postura.

Fecha de firma: 31/05/2019

Alta en sistema: 11/06/2019

Firmado por: M.A.P., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: MARINA EDITH PISACCO, SECRETARIA INTERINA

Firmado por: G.C., JUEZ DE CAMARA

Anticipo que, por mi intermedio, la queja será desestimada por los fundamentos que paso a exponer.

El actor dijo en su demanda haberse desempeñado para la accionada desde el año 1981 en forma ininterrumpida, y que, con posterioridad a su jubilación otorgada en octubre/08, continuó haciéndolo aunque “se vio obligado a inscribirse como monotributista, a partir del 24/10/08 y facturara mensualmente por la retribución establecida por la patronal”. Explicó que, ante la negativa de la demandada a su requerimiento de que se registrara el vínculo, se consideró despedido.

Por su parte, la accionada negó todos los hechos denunciados en el escrito inicial y afirmó que el egreso del demandante se produjo en octubre/08 cuando el actor renunció a su trabajo por haber obtenido el beneficio de la jubilación ordinaria.

Agregó que después de su renuncia por jubilación “nunca más volvió a prestar tareas para mi mandante en relación de dependencia… montó una pequeña empresa independiente de mantenimiento de máquinas rotativas de diarios… inmediatamente de producido su egreso, el actor ofreció a mi representada el asesoramiento en el mantenimiento de las máquinas por intermedio de su estructura propia que montó… mi mandante contrató al actor a partir de fines de noviembre de 2008 para que le brinde el servicio de asesoramiento en el mantenimiento de las máquinas rotativas, el cual el actor brindaba con su propia estructura empresaria, tratándose dicha contratación de un contrato de locación de servicios…”.

En atención a los términos del contradictorio, dado que la accionada reconoció la prestación de servicios del actor con posterioridad al otorgamiento de su jubilación, resulta aplicable la presunción que emana del art. 23 de la LCT, tal como lo sostuvo la judicante de grado. Desde tal óptica, cabe presumir la existencia de un contrato de trabajo, quedando a cargo de la legitimada pasiva demostrar que “por las circunstancias,

las relaciones o causas que lo motiven se demostrase lo contrario” o bien que “sea dado calificar de empresario” al trabajador que prestó sus servicios bajo la...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR