Sentencia Definitiva de SUPREMA CORTE DE JUSTICIA DE LA PROVINCIA, 9 de Noviembre de 2005, expediente Ac 88384

Presidente:Negri-Kogan-Genoud-Hitters-Soria
Fecha de Resolución: 9 de Noviembre de 2005
Emisor:SUPREMA CORTE DE JUSTICIA DE LA PROVINCIA

Dictamen de la Procuración General:

La Sala Segunda de la Cámara de Apelaciones en lo Civil y Comercial del Departamento Judicial de Mercedes confirmó el pronunciamiento de la instancia anterior que, a su turno, rechazó la acción de daños y perjuicios incoada porR.A.V. yZ.V. , en nombre y representación de su hija menor de edadD.E.V. , contra R.O.F.P. y la tercera citada en garantía "Provincia Seguros S.A." (ver fs. 222/226 vta.).

Contra tal decisión se alzan los actores vencidos -por apoderado- mediante recurso extraordinario de inaplicabilidad de ley -fs. 230/232 vta.- con fundamento en la violación al art. 1113 del Código Civil y absurdo en la valoración de las pruebas.

Luego de señalar los quejosos que no fue controvertido en autos que ha sido el movimiento del vehículo del demandado el causante del daño sufrido por la menor, entienden que sobre él recae la responsabilidad objetiva consagrada por el art. 1113 del Código Civil, destacando -con apoyo en la doctrina legal y la de los autores- que los impedimentos de dicha responsabilidad legalmente establecidos deben ser apreciados con criterio restrictivo dada la finalidad social que inspira la norma; debiendo ser, en consecuencia, acabada y concluyentemente acreditados.

En esa línea de ideas, sostienen que en autos no existe prueba alguna que permita inferir que haya mediado culpa de la víctima de tal gravedad y magnitud para tener por configurada la exculpación legal.

Por el contrario -afirman- los elementos de juicio adunados al proceso demuestran que el demandado no actuó con la debida diligencia que exigía la emergencia, desde que -sostienen con cita en doctrina de V.E.-, quien tiene a su cargo la conducción de un vehículo asume sobre sí la posibilidad cierta de la ocurrencia de sucesos que en el curso ordinario del tránsito pueden presentarse de manera previsible porque la experiencia de transitar en ellos lleva indudablemente a la factible representación de conductas.

Así, resulta contradictorio que la Cámara concluya en la imposibilidad de R.O.F.P. de ver a la niña debajo de su vehículo siendo que la testigo E.G. pudo verla perfectamente antes de que el coche iniciara su marcha.

Solicitan por ello que V.E. case la sentencia dictada y se expida sobre la responsabilidad del demandado en el marco de la citada disposición legal cuya recta interpretación y aplicación procuran.

El recurso, en mi opinión, es insuficiente.

En efecto, la Cámara para así resolver adujo que "... inmersos en...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba