Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Sala Vi, 6 de Diciembre de 2017, expediente CNT 058770/2013/CA001

Fecha de Resolución 6 de Diciembre de 2017
EmisorCámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Sala Vi

Poder Judicial de la Nación CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO -

SALA VI SENTENCIA DEFINITIVA Nº 70366 SALA VI Expediente Nro.: CNT 58770/2013 (Juzg. Nº 21)

AUTOS: “V.V.P.C.O.S. PERSONAL EDIFICIOS DE RENTA Y HORIZONTAL DE CAP. FED Y GBA Y OTROS S/ DESPIDO”

Buenos Aires, 6 de diciembre de 2017 En la Ciudad de Buenos Aires reunidos los integrantes de la Sala VI a fin de considerar los recursos deducidos en autos y para dictar sentencia en estas actuaciones, practicando el sorteo pertinente, proceden a expedirse en el orden de votación y de acuerdo con los fundamentos que se exponen a continuación.

EL DR. L.A.R. DIJO:

  1. Contra la sentencia de primera instancia que rechazó

    la demanda recurre la actora, a tenor del memorial de agravios, obrante a fs. 835/864, cuyas réplicas por parte de los coaccionados, V.S.M. y, en forma conjunta, la Obra Social de Personal de Renta y Horizontal de Capital Federal y Gran Buenos Aires (en adelante, OSPERYH) y José

    Francisco Santa María, las que lucen agregadas a fs. 886/893 y fs. 895/905, respectivamente.

    Asimismo, la demandante cuestiona los honorarios que le fueron regulados a los profesionales intervinientes en autos por considerarlos elevados (ver fs. 864). A su vez, tanto la Fecha de firma: 06/12/2017 Alta en sistema: 07/12/2017 Firmado por: G.L.C., JUEZ DE CAMARA Firmado por: L.A.R., JUEZ DE CAMARA Firmado por: F.S.R., SECRETARIA DE CAMARA #19890811#195315864#20171206101416177 representación letrada de los accionados así como también la de la parte actora –por sus propios derechos– se agravian por lo emolumentos fijados por entenderlos reducidos (ver fs.

    869/871 y fs. 876, respectivamente).

    Por otra parte, la OSPERYH y J.F.S.M., en forme conjunta, así como también la actora se agravian por la forma en que fueron impuestas las costas del juicio (ver fs. 872/874 con réplica de la demandante que obra a fs.

    878/881, y fs. 864, respectivamente).

    La Señora Jueza “a quo”, en el marco de una acción fundada, principalmente, en los arts. 21, 22 y 23 de la L.C.T., desestimó la pretensión de la actora. Para así

    decidir, consideró que, de los testimonios rendidos en la causa, surgía que V. era quién podía decidir su reemplazo y, por lo demás, ninguno de los dicentes había mencionado consecuencia disciplinaria alguna para el supuesto de que aquélla no concurriera a realizar alguna prestación que no estuviera comprometida previamente. Asimismo, y en lo que respecta a la subordinación económica, concluyó que, en el caso, no resultaba controvertido que la accionante cobraba sus servicios a través de AAARBA, entidad que actuaba como agente de facturación y cobro conforme surgía del contrato reconocido por las partes, a lo que cabía agregar que el arancel que se pactaba por sus tareas era de acuerdo al nomenclador de prestaciones de la AAARBA. Por otra parte, agregó que de todas las declaraciones se infería que la demandante concurría a la clínica los días jueves e indistintamente otros días, es decir, que era ella quién disponía de su tiempo libre y, si bien, el equipo de anestesiólogos efectuaba guardias pasivas, Fecha de firma: 06/12/2017 Alta en sistema: 07/12/2017 Firmado por: G.L.C., JUEZ DE CAMARA Firmado por: L.A.R., JUEZ DE CAMARA Firmado por: F.S.R., SECRETARIA DE CAMARA #19890811#195315864#20171206101416177 Poder Judicial de la Nación CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO -

    SALA VI cuando eran llamados se les preguntaba si podían hacer tal o cual cirugía. En este marco, entendió que, de acuerdo a las pruebas aportadas en la causa, la actividad prestada por V. había tenía caracteres de autonomía que impedían concluir que entre las partes había mediado un contrato de trabajo (ver fs. 816/834).

  2. La actora se agravia por cuanto la sentenciante de grado rechazó la demanda. Sostiene que efectúo una “errónea valoración de la prueba producida (y una aplicación) equívoca del derecho” (ver fs. 835/848).

    En mi criterio, en el particular caso de autos, los elementos de prueba glosados a la causa (ver fs. 175/177; fs.

    183 y sgtes.), y, en especial, los testimonios de fs. 341/343; fs. 404/408 y fs. 513/515 –impugnados a fs. 4822/483; fs.

    484/485 y fs. 573/574–, rendidos a instancia de la apelante, así como también los de fs. 366/368; fs. 369/371; fs. 585/587 y fs. 588/590, valorados a la luz de las reglas de la sana crítica (arg. arts. 386 y concs. del C.P.C.C.N. y 90 de la L.O.), no permiten apartarse de lo resuelto en la anterior instancia.

    Así lo creo, por cuanto considero que el caso que aquí se ventila presenta aristas fácticas disímiles a las que he tenido oportunidad de analizar al fallar en la causa “P.A. c/ Sociedad Italiana de Beneficencia en Buenos Aires s/

    Despido” (SD Nro. 64.049 del 31/05/2012); sentencia que, si bien, el 19/02/2015, fue dejada sin efecto por el Alto Tribunal por remisión a la doctrina de Fallos 338:53, la Sala IX de esta Cámara, al dictar el nuevo pronunciamiento, terminó

    ratificando (véase, SD Nro. 21.982 del 21/12/2016, cuya copia Fecha de firma: 06/12/2017 Alta en sistema: 07/12/2017 Firmado por: G.L.C., JUEZ DE CAMARA Firmado por: L.A.R., JUEZ DE CAMARA Firmado por: F.S.R., SECRETARIA DE CAMARA #19890811#195315864#20171206101416177 ha sido adjunta a estas actuaciones); decisorio que se encontraría firme ante...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR