Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO - SALA III, 27 de Junio de 2019, expediente CNT 023400/2014/CA001

Fecha de Resolución27 de Junio de 2019
EmisorCÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO - SALA III

Poder Judicial de la Nación SENTENCIA DEFINITIVA. EXPEDIENTE Nº CNT 23400/2014/CA1 – VARGAS VECTOR ORLANDO C/ VENTALUM S.A.I.C Y OTRO S/ ACCIDENTE- LEY ESPECIAL” JUZGADO Nº 1.

En la ciudad de Buenos Aires, capital de la República Argentina, a los 27/06/2019, reunidos en la S. de Acuerdos los señores miembros integrantes de este Tribunal, a fin de considerar el recurso deducido contra la sentencia apelada, se procede a oír las opiniones de los presentes en el orden de sorteo practicado al efecto, resultando así la siguiente exposición de fundamentos y votación:

El Dr. M.O.P. dijo:

Llegan estos autos a la Alzada con motivo de los agravios que, contra la sentencia de fs. 304/307 interpuso el actor a merito del memorial obrante a fs. 310/314, el cual mereció réplica de la demandada Swiss Medical a fs. 316/318. Por su parte los peritos ingeniero y médico, apelan sus honorarios por considerarlos reducidos (fs. 308 y fs. 309 respectivamente).

La señora Juez de primera instancia rechazó la demanda dirigida contra la empleadora y la aseguradora de riesgos del trabajo, fundada en el derecho común, que se orienta al cobro de una indemnización de daños y perjuicios, tal decisión es apelada por el recurrente, quien sostiene que en el caso, se encuentran acreditados los presupuestos de responsabilidad que habilitan la condena de ambas demandadas.

Previo al tratamiento puntual de los hechos que originaron la apelación de quien acciona, cabe rememorar que surge del escrito inicial, que V. relató que el día 15.10.2012 cuando se encontraba realizando sus tareas habituales, sintió un fuerte tirón lumbar que le impidió continuar con sus labores. Explicó que sus tareas consistían en maniobrar y descargar gancheras (hierros clavados en la pared a distintas distancias que van desde los 80 cm de alto hasta los 5 metros), perfiles de material de aluminio que miden aproximadamente 5 metros de largo, que pesan aproximadamente 20 kg y que están confeccionados en paquetes de 6 y hasta de 24 unidades cada uno; luego los deposita en una mesa (ganchera), los separa de a uno, los coloca en una cinta con rodillos que sirven para mover la pieza que se va a cortar y procede a efectuar el corte a determinada medida, para luego depositarlos en jaulas de goma, todo ello sin los elementos de seguridad necesarios para preservar su salud. En tal contexto explicó que el día antes mencionado, se encontraba descargando una de las gancheras en un sector donde había un caballete, por lo que debió realizar un esfuerzo en puntas de pie para alcanzar los perfiles cuando sintió un tirón en su cintura del lado izquierdo que le impidió

continuar trabajando.

Expuso que ante esta situación fue asistido por uno de los prestadores médicos de la ART, en donde le realizaron una RMN de columna lumbar, le indicaron reposo y le otorgaron el alta médica el 17.10.2012. Explica que atento que continuaba con fuertes molestias, solicitó el reingreso a la ART, la cual le diagnosticó que padecía una discopatía incipiente L4- L5 con leve hernia posteriomedial asociada a desgarro del complejo anulo ligamentario y le otorgó el alta médica el 29.10.2012 con derivación a su Obra Social, por entender que dicha patología era de índole inculpable.

Fecha de firma: 27/06/2019 Firmado por: M.L.G., SECRETARIA Firmado por: A.H.P., JUEZ DE CAMARA Firmado por: M.O.P., JUEZ DE CAMARA #20309279#238329961#20190627190655191 Poder Judicial de la Nación Por su parte, Swiss Medical ART reconoció haber recibido la denuncia por el siniestro relatado y haber otorgado el alta por ser la patología de índole inculpable, mientras que V. negó la incapacidad indicada por el actor así como las tareas y afecciones descriptas por el mismo.

Ahora bien –como fuera adelantado- quien acciona persigue el cobro de una reparación integral conforme la normativa civil. En tal orden de ideas, cabe recordar que la procedencia de una pretensión de dicha reparación se supedita a que el trabajador demuestre la existencia de un daño en relación de causalidad adecuada con alguno de los factores de atribución de responsabilidad, ya sea de índole subjetiva u objetiva que pueda atribuirse al empleador, salvo que se alegue y pruebe la concurrencia de alguna de las causales eximentes de responsabilidad legalmente previstas (arg. arts. 508, 511, 512, 1074, 1109, 1113 y cctes. del Código Civil, art. 75 inc. 1º LCT), y en este caso en particular, adelanto que a mi criterio, ello, ello se ha acreditado.

Es que, en cuanto a la mécanica de las tareas que el actor desempeñaba en favor de la demandada, discrepo con la valoración efectuada por la magistrada de grado, en tanto a mi modo de ver, a traves de la declaracion testimonial de C.D. (fs. 204/205) quien era compañero de trabajo del actor y delegado, resultó acreditado que V. realizaba tareas de mecanizado de perfiles de aluminio. En efecto, el testigo afirmó que el actor usaba agujereadoras, cortadoras, y hacia las cargas a mano; que el trabajo del mismo era cortar perfiles, tenía que ir a una ganchera y agarrar los paquetes de aluminio con la mano, que pesaban de 20 a 25 kg, que luego los llevaba a la ganchera de cortes, los cortaba y pasaba al siguiente, los agujereaba y por último los curvaban, la prensa estaba en la misma linea. Asimismo indicó que cuando traen de fuera materia prima la dejan en el caminio hasta que la suben a la ganchera con escaleras y el pasillo estaba sucio y era imposible agarrar los paquetes de aluminio para bajar. Finalmente agregró que aproximadamente por día los operarios del sector, en donde estaba el actor, manipulaban en promedio 20 ó 30 paquetes de aluminio que tienen una dimensión aproximada de 5 metros de largo y 40 cm de diámetro.

No escapa a mi conocimiento que el testimonio analizado es el único producido, pero ello no resulta válido para restarle eficacia a su declaración en tanto la máxima “testis unnus, testis nullus” ha sido superada en el moderno derecho procesal al alejarse del sistema de prueba tasada poniendo más acento en las reglas de la sana crítica, pero -a la vez- para poder sustentar la sentencia la declaración debe exhibir un sólido poder de convicción -brindando detalles, precisiones, datos o elementos- que razonablemente no conduzca a dudar acerca de lo declarado.

En el caso, entiendo que el testimonio de referencia, no mereció observacion alguna por parte de las demandadas y si bien no soslayo que el testigo no presenció el infortunio, sí pudo dar certeza de la índole de las tareas descriptas por el actor en la demanda, en tanto presenció con sus sentidos la forma en que el mismo desarrollaba sus labores –sin dejar de resaltar por otro lado que de todos modos en el caso, no se imputó las dolencias sólo al accidente, sino también a la mecánica de las tareas. Por lo que, analizando la declaración -como dije-- según las reglas de la sana crítica, me conducen a asignarle virtualidad probatoria (cfr. art. 386 CPCCN).

Asimismo, llegó firme a esta instancia, que el actor presenta secuelas físicas de lumbocitalgia con alteraciones clínicas y radiográficas y/o Fecha de firma: 27/06/2019 electromiográficas leves a moderadas por hernia discal L4- L5 que le Firmado por: M.L.G., SECRETARIA Firmado por: A.H.P., JUEZ DE CAMARA Firmado por: M.O.P., JUEZ DE CAMARA #20309279#238329961#20190627190655191 Poder Judicial de la Nación ocasionaron una incapacidad del 12% de la t.o y en su esfera psíquica un cuadro compatible con una Reacción Vivencial Anormal Neurótica con manifestación depresiva de grado II que le genera una minusvalía del 10%.

Al arribar a su conclusión, el perito médico afirmó que la lesión física que...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR