En la Unión Europea hay dos millones de drogadictos crónicos

Autor:Emili Vinagre
Cargo:Periodista
RESUMEN

Cero tolerancia. Éste es uno de los objetivos que la Unión Europea (UE) se ha fijado para luchar contra el consumo de estupefacientes

 
ÍNDICE
EXTRACTO GRATUITO

Cero tolerancia. Éste es uno de los objetivos que la Unión Europea (UE) se ha fijado para luchar contra el consumo de estupefacientes, que cada año se cobra aquí la vida de unas 7.500 personas por sobredosis.

Se calcula que unos dos millones de europeos padecen una adicción severa a algún tipo de droga y cerca de 600.000 están sometidos a algún programa de desintoxicación. Se trata, como siempre en estos casos, de cifras que leídas a toda prisa en la nota de un periódico o vistas de soslayo en el informativo de la televisión pueden dejar a más de uno indiferente. Sin embargo, detrás de cada frío número se esconden dramas personales de consecuencias devastadoras para miles de familias.

Con todo, el panorama no es completamente desolador. Como mínimo, si hacemos caso del balance que la propia Comisión Europea realiza de la estrategia antidroga desarrollada en el periodo 2005-2008. Según el comisario de Justicia, Libertad y Seguridad de la UE, el francés Jacques Barrot, "el consumo de estupefacientes se ha estabilizado, si no reducido algo" en la UE. Sin embargo, en el caso concreto de la cocaína "ha aumentado, especialmente en Reino Unido, Francia y España" y "la producción de heroína se ha doblado en dos años".

Una estrategia doble: represiva y preventiva

Por todo ello, la Comisión Europea presentó este 18 de septiembre en Bruselas un nuevo plan de acción de la UE en la lucha contra la droga para el periodo 2009-2012, que incluye la creación de una "alianza europea" que debe aunar los esfuerzos de organismos públicos, organizaciones de voluntariado y la ciudadanía en general.

El nuevo plan pondrá el énfasis en la prevención, y no sólo en la represión. El objetivo es sensibilizar a la población sobre los riesgos del consumo de drogas, especialmente al grupo considerado más vulnerable: la juventud. Un colectivo que a menudo desprecia los efectos de determinado tipo de estupefacientes, como el cannabis o el éxtasis. Se calcula que al menos 70 millones de personas en la UE consumen o han consumido en algún momento cannabis y cerca de 27 millones lo hicieron en 2007, la mayoría jóvenes, según el informe del Observatorio Europeo de las Drogas y las Toxicomanías (OEDT).

Controles de carretera contra el consumo de droga

Una inconsciencia que puede resultar especialmente peligrosa si...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA