Turner quiere el fútbol argentino

Pese a la violencia, el desorden organizativo y las cuentas en rojo, al fútbol argentino le brotan empresas interesadas. A la renovación del convenio con Torneos, certificada ayer, se le sumó el interés de Turner, el gigante estadounidense del entretenimiento, cuyos ejecutivos se presentaron en la Casa Rosada ante el gobierno de Mauricio Macri.

El cónclave tuvo dos partes: en la primera, iniciada poco después de las 18, su interlocutor fue Marcos Peña, el Jefe de Gabinete. Según fuentes del Gobierno, se trató de "una charla exploratoria. Vinieron a presentarse y los recibimos". La segunda parte se orientó a la pelota, y quienes recibieron a Whit Richardson y Víctor Hugo Roldán (presidente y jefe de legales de Turner Latinoamérica, respectivamente) fueron Fernando De Andreis, secretario general de la Presidencia, y Fernando Marín, coordinador del Fútbol Para Todos. "Tienen interés en el fútbol de la Argentina", contó Marín. Y agregó: "Fue una presentación, no una charla comercial. En un futuro tendremos una nueva reunión". Consultado sobre si se había hablado del dinero que la empresa estadounidense estaría dispuesta a desembolsar para transmitir los partidos del fútbol nacional, Marín fue tajante: "No hubo ninguna cifra. Fue una reunión protocolar, de aproximación", analizó el ex gerenciador de Racing.

Según reconstruyó LA NACION, la presentación de la compañía ante los funcionarios del Gobierno tuvo que ver con lo que ocurrirá en el segundo semestre: la licitación de los derechos de televisión para la primera A, que hasta ahora tiene el estado a través de Fútbol Para Todos. "Cuando el Gobierno ponga las reglas para lo que viene, veremos lo que hacemos. Si el negocio conviene o no", se escuchó a la salida del cónclave efectuado en Balcarce 50.

En rigor, los primeros coqueteos de Turner con el fútbol argentino se remontan a noviembre de 2015. Hubo idas y venidas. Hasta reuniones con allegados a la AFA, en Buenos Aires y en Atlanta, Estados Unidos, la ciudad que cobija al gigante del entretenimiento. LA NACION accedió a un convenio de confidencialidad firmado por Roldán, el vicepresidente de legales de Turner, que estipulaba un plazo de 60 días para que la empresa analizara la viabilidad de un negocio con la AFA. En la eventual operación iban a estar involucradas la B Nacional, la B Metropolitana, la Copa Argentina, las ligas del interior y hasta el fútbol femenino. La primera A, en...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba