Sentencia Definitiva de SUPREMA CORTE DE JUSTICIA DE LA PROVINCIA, 23 de Mayo de 2017, expediente C 118307

PresidentePettigiani-de Lázzari-Negri-Soria
Fecha de Resolución23 de Mayo de 2017
EmisorSUPREMA CORTE DE JUSTICIA DE LA PROVINCIA

A C U E R D O

En la ciudad de La Plata, a 23 de mayo de 2017, habiéndose establecido, de conformidad con lo dispuesto en el Acuerdo 2078, que deberá observarse el siguiente orden de votación: doctoresP., de L., N., S.,se reúnen los señores jueces de la Suprema Corte de Justicia en acuerdo ordinario para pronunciar sentencia definitiva en la causa C. 118.307, "Turismo Flecha S.R.L. contra R., H. y otro. Daños y perjuicios".

A N T E C E D E N T E S

La Sala II de la Cámara Primera de Apelación en lo Civil y Comercial del Departamento Judicial de La Plata revocó parcialmente la sentencia de primera instancia al desestimar el reclamo por daño moral efectuado por los co-actores J.C.G., V.L., G. y A.V. contra la empresa codemandada, confirmando lo demás que había sido materia de agravios (fs. 2988/3010 vta.).

Contra dicho decisorio, Flecha de Oro S.R.L. interpuso recursos extraordinarios de nulidad e inaplicabilidad de ley (fs. 3015 vta./3044 vta.). Por su parte, el codemandado H.R. interpuso recurso extraordinario de inaplicabilidad de ley (fs. 3045/3049 vta.).

En virtud de la entrada en vigencia del Código Civil y Comercial se corrió traslado a las partes (fs. 3133), el que fue respondido por los demandados (fs. 3137/3166).

Oído el señor representante del Ministerio Público, dictada la providencia de autos y encontrándose la causa en estado de pronunciar sentencia, la Suprema Corte resolvió plantear y votar las siguientes

C U E S T I O N E S

  1. ) ¿Es fundado el recurso extraordinario de nulidad obrante a fs. 3015 vta.?

    En su caso:

  2. ) ¿Es fundado el recurso extraordinario de inaplicabilidad de ley de fs. 3018?

    En su caso:

  3. ) ¿Lo es el de fs. 3045?

    V O T A C I Ó N

    A la primera cuestión planteada, el señor J. doctorP. dijo:

    1. La empresa Turismo Flecha S.R.L., representada por J.C.G., y éste junto con los señores V.L., G.V. y A.V., por sus propios derechos, iniciaron demanda por incumplimiento contractual y daños y perjuicios contra F. de Oro S.R.L. y el señor H.R. (fs. 1/422).

      Corrido el traslado de ley, los demandados se presentaron interponiendo excepciones de falta de legitimación activa y pasiva, contestaron demanda y reconvinieron por iguales objetos (fs. 453/463; 853/986 y 988/1052). Se dio traslado de las defensas articuladas y de la reconvención a la parte contraria, quien las contestó repeliéndolas (fs. 1057/1060 y 954/967, respect.). Luego, el tratamiento de las excepciones opuestas fue diferido para la oportunidad del dictado del decisorio definitivo (fs. 1061).

      Se abrió el juicio a prueba y -a su turno- se dictó sentencia desestimando las excepciones planteadas, haciendo lugar a la demanda incoada por Turismo Flecha por incumplimiento contractual y daños y perjuicios contra Flecha de Oro, admitiendo -a su vez- la indemnización por daño moral instada por los restantes co actores contra la empresa demandada, rechazando consecuentemente la reconvención opuesta por ésta e imponiéndole las costas. También se declararon nulos los contratos de mutuo con garantía hipotecaria suscriptos por G. y A.V. en favor de H.R., atribuyendo las costas a éste (fs. 2683/2718 vta.).

      Este pronunciamiento fue apelado por los actores (fs. 2719) y por los demandados (fs. 2721), presentando sus respectivos memoriales de agravios (fs. 2801/2821; 2830/2840 y 2841/2870), teniendo respuesta sólo el de los accionados (fs. 2979/2983 vta.).

    2. Luego, como fue dicho, la Cámara revocó parcialmente la sentencia de primera instancia y rechazó la demanda por daños y perjuicios (daño moral) deducida por los co-actores Ghillino, L. y los hermanos V.. Confirmó el pronunciamiento apelado en todo lo restante (fs. 2988/3010).

    3. Pues bien, a los fines de la vía recursiva bajo análisis, la recurrente Flecha de Oro denuncia la violación de los arts. 168 y 171 de la Constitución provincial; del principio de congruencia; y de los arts. 17, 18 y 31 de la Constitución nacional.

      Aduce que la Cámara omitió pronunciarse sobre uno de los agravios planteados en su memorial, concretamente el identificado como "Cuarto agravio" (contenido en el Capítulo II, punto D, de su expresión de agravios) y dirigido a reprochar el reconocimiento que había hecho el magistrado de primera instancia del rubro indemnizatorio "Gastos por servicios prestados" (fs. 3015 vta./3016 vta.). Señala que en el fallo recurrido no existe un solo párrafo destinado a abordar tal impugnación y sin embargo el tribunal de alzada -al resolver la segunda cuestión, en el punto 3- hizo mención de rechazar los agravios primero a cuarto, expresión que repitió en la parte dispositiva del pronunciamiento (fs. 3017 vta./3018).

    4. En mi criterio, el recurso debe prosperar.

      En forma reiterada esta Suprema Corte ha dicho que cuestiones esenciales, en los términos del art. 168 de la Constitución de la Provincia, son aquellas que, según las modalidades del pleito, resultan necesarias para la correcta solución de la causa, estructuran la traba de lalitisy conforman el esquema jurídico que la sentencia debe atender debidamente (C. 96.294, sent. del 3-XII-2008; entre otras); son los puntos o capítulos de cuya decisión depende directamente el sentido y alcance del pronunciamiento (Ac. 89.583, sent. del 5-X-2005; C. 91.286, sent. del 5-XII-2007; entre otras).

      En elsub lite, las impugnaciones contenidas en el cuarto agravio del memorial de la codemandada Flecha de Oro, dirigidas a cuestionar la procedencia de un rubro indemnizatorio, constituían una cuestión esencial que debía ser abordada por el tribunal revisor (conf. Ac. 50.274, sent. del 3-V-1994; C. 104.703, sent. del 27-VI-2012; entre otras). Se pretendía así que se revocara la decisión de primera instancia en cuanto había fijado una suma de dinero a favor de Turismo Flecha por los gastos incurridos por ésta a partir de la recepción y empleo de los ómnibus de propiedad de la apelante durante el tiempo que estuvieron en su poder (fs. 2863/2864).

      Sin embargo, advierto que la alzada sólo trató los agravios primero a tercero y quinto del memorial de expresión de agravios de la aquí impugnante, sin hacer lo propio respecto del identificado como cuarto agravio. En efecto, los agravios primero a tercero de esa pieza procesal se refirieron, respectivamente, a las excepciones rechazadas (fs. 2842 vta.), a la categorización contractual del convenio que se denunció incumplido (fs. 2843/2850) y al análisis de las conductas de las partes, junto con la apreciación que se hizo de la prueba para confirmar el incumplimiento (fs. 2850 vta./2863), y tuvieron su expresa consideración por la Cámara a fs. 2889/3008, tal como surge de la lectura de esa parcela del fallo. A su vez, el agravio planteado en quinto orden contra el daño moral que había sido reconocido por el magistrado de primera instancia en favor de los co accionantes (v. fs. 2864/2869 vta.) fue acogido por la alzada a fs. 3008/3009.

      Luego, no medió, en el abordaje que hizo ela quosobre los fundamentos de la apelación de Flecha de Oro, ninguna referencia de las objeciones planteadas como cuarto agravio. Pues si bien en su dictamen de fs. 3085/3087 el señor representante del Ministerio Público sostiene que el tratamiento del referido agravio debería considerarse desplazado por la insuficiencia de tal embate, que entiende analizada por la Cámara a partir de fs. 3003 (y hasta fs. 3008), en verdad se observa que dicha parcela del decisorio -a poco que se confronta con el referido memorial (fs. 2850/2864)- estuvo más bien dirigida a dar respuesta a argumentos de la apelación vinculados con los denominados segundo y tercer agravio, tanto por la temática referida como por las fojas de la expresión de agravios citadas (fs. 3002/3008).

      Así, si bien en la parte resolutiva del fallo la alzada expresó haber rechazado los agravios primero a cuarto, del desarrollo de su decisión no surge referencia alguna a ese respecto, ni expresa ni implícita. Y no puede entenderse como desplazado aquello que no formó parte de la decisión y debió serlo, teniendo en cuenta la naturaleza de la objeción: la procedencia de un determinado rubro indemnizatorio.

      En verdad, el tribunala quososlayó expedirse sobre este último incurriendo en una incongruencia por omisión (decisióncitra petita; L. 99.606, sent. del 31-VIII-2011; L. 84.928, sent. del 19-IX-2007; entre otras) y sabido es que el recurso extraordinario de nulidad resulta admisible si se alega y demuestra la omisión de tratamiento de alguna cuestión esencial sometida a decisión del tribunal (conf. art. 168, C.. prov.).

    5. Ahora bien, atento a la naturaleza de la cuestión esencial preterida, que no guarda una relación de dependencia con las restantes cuestiones abordadas por la alzada, la nulidad que se propone debe solamente alcanzar al fragmento relacionado con la citada omisión (conf. L. 118.728, sent. del 14-XII-2016; L. 118.121, sent. del 11-II-2016; entre otras).

      En efecto, como lo ha resuelto esta Suprema Corte, verificándose una acumulación objetiva de pretensiones, ya que en el escrito de inicio la parte actora reclamó -además del ítem cuya impugnación fue soslayada- otros rubros que nada tienen que ver con éste, la omisión en que incurriera el tribunal respecto de aquél, sin relación de continencia, accesoriedad ni subsidiariedad con las restantes cuestiones debatidas, provoca la anulación parcial de la decisión exclusivamente en relación a los pedimentos vinculados a dicha temática (L. 80.137, sent. del 6-IX-2006; L. 99.732, sent. del 21-XII-2011; L. 92.959, sent. del 11-XI-2009; L. 81.389, sent. del 30-IV-2008; L. 82.787, sent. del 27-II-2008; entre otras).

      Ello así pues, declarar la nulidad de aquellos fragmentos de la decisión que componen las restantes...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR