Para Stornelli, los aportes de Clarens fueron insuficientes y pidió su inmediata detención

 
EXTRACTO GRATUITO

El fiscal federal pidió ayer la inmediata detención del financista , tras concluir que eran insuficientes -o incluso sesgados- los datos que aportó en su intento de ingresar al régimen del "arrepentido" en la investigación por los " ".Con ese pedido de arresto ya en sus manos, el juez federal postergó su decisión hasta pasado mañana. Hasta entonces, Clarens, que es considerado el cerebro financiero de los Kirchner, podría analizar los pasos a seguir con sus abogados. Es decir, evaluar si les ofrecerá a los fiscales más información hasta ahora desconocida u optará por mantener su silencio. ¿Por qué? Porque Clarens es la pieza decisiva para comprender el verdadero alcance de la operatoria delictiva que intenta desentrañar la Justicia.De la mano de Clarens es posible llegar desde la prehistoria del kirchnerismo en la Patagonia a la "ruta del dinero K". Y del entramado societario offshore al "club de la obra pública" -en particular, de la Cámara de Empresas Viales, la "camarita"-. Y desde los secretos del plan de obras de viviendas Sueños Compartidos hasta los proveedores de los billetes de 100 dólares y 500 euros. Y hasta los negocios comerciales con Venezuela, también.Clarens fue, para empezar, el primer dueño de la constructora Austral Construcciones. La creó él y se quedó con el 20% de las acciones, mismo porcentaje que Lázaro Báez, mientras que el 60% restante quedó para Victorio Gotti, aunque luego Báez se quedó con el 100%, hizo lo que hizo y el resto es historia ya conocida.Clarens es, además, un dotado para las finanzas, aunque afrontó varios tropiezos, como la quiebra de su financiera Finmark. Fue entonces cuando se marchó de Buenos Aires, recaló en Río Gallegos y resurgió de sus cenizas, gracias a la venta de un jugador de fútbol, Roberto "el Pampa" Sosa, y el sostén de su íntimo amigo Jorge Brito.Tan amigos son Clarens y Brito que juntos habían conformado una firma bursátil en 1991 a la que bautizaron con un nombre singular: "Citicorp Sociedad de Bolsa". Y luego Brito le vendió la compañía Excel Servicios Aéreos, además de convivir como buenos vecinos en Carmelo, Uruguay.Ya enlazado su destino a Néstor Kirchner, Clarens se convirtió en el operador financiero de referencia para los integrantes de la obra pública que, cartelizados, debían pasar por sus oficinas a pagar sobornos, delito que confesaron los empresarios y el propio Clarens durante las últimas semanas.¿A qué oficina acudían los empresarios? A las de Invernes, otra...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA