La soja concentró las mayores bajas de la semana en la Bolsa de Chicago

Tras una jornada volátil, en la que alternó subas y bajas, la soja cerró ayer con ligeros altibajos en la Bolsa de Chicago y no logró evitar un balance semanal muy negativo para sus cotizaciones, con quitas próximas al 6 por ciento. En la plaza estadounidense, el segmento comercial también concluyó con saldo adverso para el maíz y para el trigo.

Al cierre de las operaciones, las pizarras mostraron subas de US$ 0,28 y de 0,09 sobre las posiciones marzo y mayo de la soja, cuyos ajustes resultaron de 364,41 y de 366,52 dólares por tonelada. El contrato noviembre, en cambio, perdió US$ 0,46 y finalizó la jornada con un valor de 358,35 dólares.

En el balance de la semana, estas tres posiciones resignaron un 5,75, un 5,67 y un 4,34 por ciento frente a los valores vigentes el viernes pasado, de 386,64, 388,57 y de 374,61 dólares por tonelada, respectivamente. Tras las cinco ruedas, la actividad de los fondos de inversión especuladores dejó como saldo la liquidación de unos 24.000 contratos, equivalente a poco más de 3,26 millones de toneladas de soja.

La sucesión de noticias negativas para la construcción de precios -no fue una exclusividad de la soja- comprendió como hechos principales el inesperado incremento de la cosecha estadounidense 2014/2015 revelado el lunes por el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA, por sus siglas en inglés); el sostenimiento de un nivel de existencias finales un 346,4 por ciento superior al vigente en el ciclo anterior (11,16 contra 2,5 millones de toneladas); lluvias benéficas sobre zonas productoras de Brasil y de la Argentina, que apuntalan la previsión de un volumen récord para América del Sur, y previsiones privadas que confirmaron un nuevo aumento en la intención de siembra 2015/2016 en EE.UU. (segunda campaña consecutiva).

Con el feriado de pasado mañana en los Estados Unidos, por la conmemoración del nacimiento de Martin Luther King, la apertura de negocios del martes estará muy relacionada con la evolución del clima en Sudamérica y con la posibilidad de que fondos de inversión y comerciales (industria y exportadores) concreten compras de oportunidad.

En el mercado doméstico, la soja se mantuvo ayer casi sin variantes, dado que, si bien las fábricas evitaron hacer ofertas abiertas en el recinto de operaciones de la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR), el valor manejado por las partes volvió a ser de $ 2350 por tonelada disponible. En el balance de la semana, ese precio quedó un 6% por debajo...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba