Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil - Camara Civil - Sala B, 8 de Agosto de 2022, expediente CIV 067810/2017/CA001

Fecha de Resolución 8 de Agosto de 2022
EmisorCamara Civil - Sala B

Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA B

67810/2017

SILVA, W.A. c/ ROCARAZA SA Y OTRO s/DAÑOS

Y PERJUICIOS (ACC. TRAN. C/LES. O MUERTE)

Buenos Aires, Capital de la República Argentina, a los días del mes de agosto de dos mil veintidós, reunidos en Acuerdo los Señores Jueces y la Señora Jueza de la Excma. Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil, Sala “B”, para conocer en los recursos interpuestos en los autos caratulados: “S.,

W.A. c/ Rocaraza S.A. y otro s/ Daños y Perjuicios” respecto de la sentencia de primera instancia agregada digitalmente a f. 260, el Tribunal estableció la siguiente cuestión a resolver:

¿Es ajustada a derecho la sentencia apelada?

Practicado el sorteo resultó que la votación debía efectuarse en el siguiente orden Señores Jueces y Señora Jueza: DR. CLAUDIO RAMOS

FEIJOO - DR. ROBERTO PARRILLI – DRA. L.F.M. –

A la cuestión planteada el Dr. C.R.F., dijo:

I. La sentencia de primera instancia de fecha 19.10.2021 (f.

digital 260) consideró que, una vez probado el hecho, “…no se ha demostrado que haya mediado una eximente de la responsabilidad, con arreglo a lo dispuesto por los citados arts. 1729, 1730 y 1731 del Código Civil y Comercial de la Nación”. Asimismo, juzgó que la conducta culposa de L.D.F.Z. provocó el siniestro objeto de autos -al no haber respetado la prioridad de paso que le correspondía al actor-, por lo que le atribuyó

responsabilidad. Así las cosas, condenó a L.D.F.Z.,

Rocaraza Sociedad Anónima (empresa de transportes) y a la citada a abonar a W.A.S. la suma de pesos trescientos cuarenta y cinco mil ($345.000).-

II. Contra dicho pronunciamiento interpusieron recurso de apelación tanto el actor como el codemandado D.F.Z. y la codemandada R.S. y la citada.-

III. El actor cuestionó lo decidido respecto de las partidas:

daño físico

, “daño moral”, “daño psíquico” y “gastos futuros” por considerar que no alcanzan una íntegra reparación; mientras que las codemandadas y la citada Fecha de firma: 08/08/2022

Firmado por: C.R.F., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: R.P., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: L.F.M., JUEZA DE CAMARA

se agraviaron en relación a la responsabilidad que les fue endilgada y por la procedencia de los montos de condena. Critican que la jueza de grado haya tenido por acreditado el hecho motivante de las actuaciones y atribuido la responsabilidad con las únicas declaraciones testimoniales de fs. 187/188 y 189

y formulan objeción acerca de la declaración de los testigos F.I.C. y A.S.I..

IV. Pasaré a examinar los agravios expresados, en la inteligencia que en su estudio y análisis corresponde seguir el rumbo de la Corte Federal y de la doctrina interpretativa. En tal sentido, ante la inconsistencia de numerosos capítulos de la expresión de agravios, conviene recordar que los jueces no estamos obligados a analizar todas y cada una de las argumentaciones de las partes, sino tan sólo aquéllas que sean conducentes y posean relevancia para decidir el caso (ver CSJN: 258:304; 262:222; 265:301;

272:225; F.Y., Código Procesal Civil y Comercial de la Nación,

Comentado, Anotado y Concordado, T° I, pág. 825; F.A., Código Procesal Civil y Comercial de la Nación. Comentado y Anotado, T 1, pág. 620).

Tampoco es obligación de los juzgadores ponderar todas las pruebas agregadas, sino únicamente las que estimen apropiadas para resolver el conflicto (art. 386, in fine, del ritual; CSJN: 274:113; 280:3201; 144:611).

Es en este marco, pues, que ahondaré en la cuestión de fondo del caso sub examine.-

V.E. discutida la responsabilidad objeto de las presentes actuaciones, por razones de euritmia procesal analizaré en primer término los agravios de las partes codemandadas y la citada, para luego tratar -si correspondiere- los vertidos por el actor en relación a la cuantía otorgada en la instancia de grado para las distintas partidas indemnizatorias.

Existencia del hecho/ Responsabilidad VI.- Como fuera adelantado, la parte demandada y la citada se quejaron de que la jueza a quo haya tenido por probada la existencia del hecho y les haya atribuido la responsabilidad del mismo. Sus principales argumentos giran en torno a la valoración de la prueba testimonial. Además, pusieron en especial relieve en que “no se hizo presente ningún personal policial ni ambulancia del SAME ni se ha iniciado causa penal alguna ni por denuncia ni de oficio”.

Comenzaré por destacar que es cierto que, con motivo del hecho,

no se encuentra acreditado que se hubieran iniciado actuaciones penales, sea por prevención o al haberse radicado la correspondiente denuncia (art. 195 y ccts. CPPN).

Fecha de firma: 08/08/2022

Firmado por: C.R.F., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: R.P., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: L.F.M., JUEZA DE CAMARA

Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA B

Sin embargo, lo anterior no es razón para descartar la existencia del mismo.

Las actas de las declaraciones testimoniales de fs. 187/190 a las que las recurrentes hacen referencia, lejos de ser “dudosas”, confirman la veracidad del hecho alegado y probado por la parte actora con respecto al infortunio ocurrido el 23 de agosto de 2016. En resumidas cuentas, en las mismas se detalla que el Sr. S. fue embestido en la intersección de las calles B. y Potosí por un colectivo de la línea 146, y luego fue asistido por personal del SAME (art. 456 CPCCN)

En otras palabras, los referidos testimonios no solo concuerdan entre sí, sino que también presentan una coincidencia armoniosa con los hechos relatados en el escrito de inicio (art. 330 inc. 4) y el resto de la prueba producida en autos –como se verá-. Al respecto, lo declarado por la pasajera F.I.C. (f. 187) no es menos atendible por no haber recordado algunas circunstancias aludidas en la expresión de agravios, como los son el número de interno del colectivo o su exacto recorrido, y eso más aún si tenemos en cuenta que aquella depuso luego de transcurridos tres años del accidente. A la misma conclusión arribo respecto de la peatona A.S.I. (f. 188), quien testificó en el mismo sentido.

Pongo de manifiesto la...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR