Sentencia de Tribunal Superior de Justicia de la Provincia de Córdoba - Sentencia nº 351 de Sala Penal, 28 de Diciembre de 2009

PresidenteMaría Esther Cafure de Battistelli
Fecha de Resolución28 de Diciembre de 2009
EmisorSala Penal

En la Ciudad de Córdoba, a los veintiocho días del mes de diciembre de dos mil nueve, siendo las nueve horas, se constituyó en audiencia pública la Sala Penal del Tribunal Superior de Justicia, presidida por la señora Vocal doctora M.E.C. de B., con asistencia de las señoras Vocales doctoras A.T. y M. de las Mercedes Blanc G. de Arabel, a los fines de dictar sentencia en los autos "GUTIERREZ, H.H. p.s.a. abuso sexual continuado gravemente ultrajante agravado -Recurso de Casación-" (Expte. "G", 49/08), con motivo del recurso de casación interpuesto por el Sr. Asesor Letrado ad hoc, Dr. N.R. en favor del imputado H.H.G. en contra de la sentencia número ciento uno, de fecha doce de noviembre dos mil ocho, dictada por la Cámara en lo Criminal de Segunda Nominación de la ciudad de Río Cuarto, Sala Unipersonal N° II a cargo del Dr. C.H.G.C..

Abierto el acto por la señora P. se informa que las cuestiones a resolver son las siguientes:

  1. ) ¿Debe declararse la nulidad de la sentencia atacada por no haberse salvado el obstáculo de procedibilidad del art. 72 del C.P. inc. 1° del C.P.?

  2. ) ¿Se ha aplicado erróneamente la figura penal de abuso sexual gravemente ultrajante al hecho por el cual resultara condenado el imputado G.?

  3. ) ¿Qué resolución corresponde dictar?

Las señoras Vocales emitirán sus votos en el siguiente orden: Dras. M.E.C. de B., A.T. y M. de las Mercedes Blanc G. de Arabel.

A LA PRIMERA CUESTION:

La señora Vocal doctora M.E.C. de B., dijo:

  1. Por sentencia Nº 101 de fecha doce de noviembre de dos mil ocho, la Excma. Cámara en lo Criminal de Segunda Nominación de la ciudad de Río Cuarto (Sala Unipersonal N° II a cargo del Dr. C.H.G.C. resolvió, en lo que aquí interesa, "...II) Declarar a H.H.G., ya filiado, autor material y penalmente responsable del delito de abuso sexual continuado gravemente ultrajante agravado por la calidad del autor (art. 119, segundo párrafo e inc. "b" del párrafo cuarto del C.P.) e imponerle para su tratamiento penitenciario la pena de nueve años de prisión, accesorias de ley, declaración de reincidencia y las costas (arts. 5, 9, 12, 29 inc. 3°, 40, 41, 50 y cc. del C.P. y arts. 412, 550, 551 y cc. del C.P.P.)..." (fs. 190).

  2. Dentro del término para interponer recurso de casación (art. 474 del C.P.P.), el encartado H.H.G. exterioriza su voluntad de impugnar la sentencia en cuestión (fs. 192/195).

  3. Impuesto de lo anterior el defensor del imputado G. (Dr.N.R., actuando como Asesor Letrado ad hoc), interpone recurso de casación en contra de la sentencia de marras, desarrollando en la oportunidad dos agravios.

    El primero de ellos lo canaliza a través del motivo formal de la vía impugnativa intentada (art. 468 inc. 2° del C.P.P.).

    Allí solicita la nulidad de la sentencia recaída por ser la consecuencia de un proceso por un delito de acción pública dependiente de instancia privada en el que se encuentra mal promovida la acción penal por haberse vulnerado a lo prescripto en el art. 72 inc. 1° del C.P.

    Ello, afirma, por cuanto en primer lugar carece de valor -como denuncia- el testimonio de la menor Y.A.M. obrante a fs. 2 prestado ante el Juez de Menores en el que relata una situación de abuso sexual de la que estaría siendo víctima y que el autor sería el imputado.

    A su turno, la madre de la menor, C.M., en su declaración de fs. 5 se limita a expresar que "...puede ser verdad lo relatado por su hija", de donde se desprende que no surge -ni expresa ni tácitamente- una voluntad clara e indubitable de denunciar. Es decir, no ha manifestado su voluntad de que se investigue el hecho relatado por su hija.

    Por lo anterior y de conformidad a lo dispuesto en el inc. 1° del art. 72 del C.P., dice, es claro que no se encontraba debidamente salvado el obstáculo de procedibilidad para que el Ministerio Público ejerciera la acción penal y llevara adelante la investigación.

    En virtud de lo expuesto, peticiona que se declare mal promovida la acción penal y en consecuencia se disponga la nulidad de todos los actos posteriores que de ella dependan: declaración de C.M. (fs. 15), decreto de imputación, declaración indagatoria, declaración testimonial de Y.A.M., requerimiento de citación a juicio, debate y sentencia.

    Para el supuesto en que esta S. entienda que la consecuencia de tal infracción no es la sanción de nulidad y que correspondería el archivo de las actuaciones, solicita se disponga esta decisión (fs. 199/205).

    IV.1. De lo anteriormente reseñado, puede advertirse que el núcleo del agravio reside en examinar si en el caso bajo examen -supuesto comprendido en el inciso 1º del art. 72 del C.P.-, se encontraba o no debidamente salvado el obstáculo de procedibilidad para que el Ministerio Público Fiscal ejerciera la acción penal y pudiera llevar a cabo la correspondiente investigación en contra del imputado G..

    Es sabido que en los supuestos de delitos de acción...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR