Sentencia de Tribunal Superior de Justicia de 07-04-2015

Fecha de Resolución: 7 de Abril de 2015
 
EXTRACTO GRATUITO
PROVINCIA: SANTA CRUZ
LOCALIDAD: RIO GALLEGOS
FUERO: TRIBUNAL SUPERIOR DE JUSTICIA
SECRETARIA: PENAL
INSTANCIA: TERCERA
INTERLOCUTORIO Nº:019
OBJETO: RECURSO DE CASACIÓN
FECHA: 07 de Abril de 2015.-

AUTOS: "MANSILLA, SEBASTIÁN MAXIMILIANO S/ ROBO DOBLEMENTE AGRAVADO POR EL USO DE ARMA DE FUEGO Y POR RESULTAR LA VÍCTIMA CON LESIONES GRAVES EN CONCURSO REAL CON TENENCIA DE ARMA DE FUEGO DE GUERRA SIN LA DEBIDA AUTORIZACIÓN LEGAL y D. MATIAS EXEQUIEL S/ ROBO DOBLEMENTE CALIFICADO POR EL USO DE ARMAS y POR LA VÍCTIMA CON LESIONES GRAVES", E.. Nº 4461/12 (M-830/13/TSJ)

Río Gallegos, 07 de abril de 2015.-
Y VISTOS:
Los presentes autos caratulados: "MANSILLA, SEBASTIÁN MAXIMILIANO S/ ROBO DOBLEMENTE AGRAVADO POR EL USO DE ARMA DE FUEGO Y POR RESULTAR LA VÍCTIMA CON LESIONES GRAVES EN CONCURSO REAL CON TENENCIA DE ARMA DE FUEGO DE GUERRA SIN LA DEBIDA AUTORIZACIÓN LEGAL y D. MATIAS EXEQUIEL S/ ROBO DOBLEMENTE CALIFICADO POR EL USO DE ARMAS y POR LA VÍCTIMA CON LESIONES GRAVES", E.. Nº 4461/12 (M-830/13/TSJ), venidos al Acuerdo para resolver; y,
CONSIDERANDO:
I.-) Que, llegan a conocimiento de este Tribunal Superior de Justicia los presentes autos, en razón del recurso de casación interpuesto a fs. 957/970, por los Defensores particulares, D.. S.L.P. y J.R.C., del imputado M.E.D., contra la sentencia dictada por la Excma. Cámara en lo Criminal de la Primera Circunscripción Judicial obrante a fs. 949/954 y vta., que en su parte resolutiva dispone condenar a M.E.D. – de las demás circunstancias personales obrantes en autos- a la pena de (7) siete años de prisión de cumplimiento efectivo por considerarlo autor penalmente responsable del delito de Robo doblemente agravado por el uso de armas y por resultar la víctima con Lesiones Graves (art. 166 incs. 1 y 2 C.P), debiendo soportar las costas del proceso (art. 29 inc.3 C.P), cometido en la ciudad de Río Gallegos, en perjuicio del Sr. J.E.R., el 24 de mayo de 2012.-
Que, el recurso de casación en tratamiento fue concedido por el Tribunal de grado a fs. 972/973, y sostenido en esta instancia a fs. 991.-
II.-) La Defensa se agravia, en primer lugar, que la sentencia impugnada ha violado el principio de congruencia y, además, por su insuficiente motivación su decisorio es nulo. En este sentido expresa: "...Que, en el caso que nos convoca, el MINISTERIO PÚBLICO FISCAL claramente acusó al Sr. D. IGOR de haber sido él quien ejecutó los disparos en el comercio "Drugstore Laprida", y era deber legal de la Excma. CÁMARA CRIMINAL expedirse expresamente sobre la intervención o rol que le cabía a cada uno de los imputados, cuando a las claras se desprende que el Tribunal jamás resuelve categóricamente tan importante extremo, sino que se limita a una arbitraria y retaceada transcripción de la prueba recopilada en autos, pero carente de un análisis serio y objetivo que defina la función que habría tenido cada uno de los imputados, ni cómo es que arriba a los distintos grados de prelación que evidentemente imprime a las distintas medidas de prueba colectadas en autos...".-
Más adelante, luego de citar las pruebas que a su modo de ver desincriminan a su asistido, agrega: "...Que, el Decisorio en crisis carece de cualquier serio fundamento que alcance a desvirtuar el valor convictivo de las pruebas aquí señaladas, que claramente demuestran la inocencia de los Sres. M.Y.D.; repugnando al Estado de Derecho que una Sentencia que tiene por objeto pronunciarse sobre la responsabilidad penal de ciudadanos, incurra en tamañas arbitrariedades, imprimiéndole fuera de toda lógica mayor trascendencia a pruebas de orden secundario y sospechosamente incorporada, en desmedro de aquella otra producida con mayor grado de certeza y contralor del Órgano Jurisdiccional en completo apego a las normas procedimentales, y además, como colofón de todo ello, omite pronunciarse expresamente sobre la intervención que el MINISTERIO PÚBLICO FISCAL endilga a cada uno de los consortes procesales...".-
Prosigue: "...Que, la íntima relación entre el principio de congruencia, el deber de los jueces de motivar debidamente sus Sentencias, y el axioma constitucional del non bis in ídem, ya sido reconocido por el SUPERIOR TRIBUNAL DE ENTRE RÍOS, disponiéndose la absolución del imputado en casos como el que nos convoca, donde se incurre en flagrante e intolerable arbitrariedad en la valoración de las pruebas de cargo, como infra se detallará en los subsiguientes agravios, en violación a las prescripciones del Art. 116 del C.P.P., lo que desde ya provoca la nulidad del Decisorio en crisis...".-
Concluyendo "...Es que, frente a la contundencia de la crítica que aquí se le formula, el Decisorio en crisis se expone como lo que realmente es: una decisión meramente dogmática y arbitraria, carente de toda seria fundamentación, que retacea el conglomerado probatorio recopilado en autos, y que olvida toda reminiscencia de los principios pro homine e in dubio pro reo, incorporados a nuestro bloque de Constitucionalidad, por imperio del Art. 8 del PACTO DE SAN JOSÉ DE COSTA RICA, y por el Art. 14 del PACTO INTERNACIONAL DE DERECHOS CIVILES Y POLÍTICOS, en función de la nueva redacción del Art. 75, Inc. 22, de la Constitución Nacional...".-
En el siguiente capítulo titulado: "...SEGUNDO AGRAVIO: LA DECLARACIÓN TESTIMONIAL DEL SR. R.E.S....". Donde el recurrente cuestiona el valor convictivo de su declaración, expresando las razones de su discrepancia con el otorgado por los sentenciantes. En este sentido destaca la calidad de sospechoso de S. de los hechos delictivos materia de investigación, concluyendo, que: "...Queda claramente expuesto que el Sr. SOTO efectivamente había cometido los hechos materia de investigación en esta Causa Judicial ya que las coincidencias son excesivas, y además, de fs. 136 a fs. 192 no existe ninguna prueba que seriamente erradique toda sospecha de su responsabilidad penal en estas Actuaciones...".-
Refuerza la exposición explicando "...las contradicciones de la declaración del Sr. R.E.S. con las restantes pruebas incorporadas en autos- Arbitrariedad de la Sentencia en crisis...".-
Sintetiza manifestando "...el Decisorio en crisis, al darle crédito a los dichos del Sr. SOTO sin explicar debidamente los motivos por los cuales decide desoír la inocencia que prácticamente a gritos le exclama el conjunto de conglomerado probatorio según el criterio de la sana crítica, incurre en desdeñable arbitrariedad, y ofrece sólo formalismos vacuos que operan como resquicios para evitar verdades fundamentaciones que lleven a reconstruir la verdad material o histórica, siendo operativo el criterio que desde hace tiempo impuso el Cimero Tribunal Nacional al exigir a los magistrados fundar debidamente sus Decisorios so pena de su invalidez: 'Es condición de validez de las sentencias judiciales que ellas sean fundadas y constituyan, en consecuencia, derivación razonada del derecho vigente, con aplicación a las circunstancias comprobadas en la causa'...”.-
En el capítulo titulado: "...TERCER AGRAVIO: LA ARBITRARIEDAD EN LA EVALUACIÓN DE LA PRUEBA INDICIARIA- NULIDAD...".-
Continúa con la puntualización de su discrepancia con los motivos invocados en la sentencia para apoyar el decisorio.-
Prosigue: "...CUARTO AGRAVIO: LA INCORPORACIÓN POR LECTURA DE LA DECLARACIÓN TESTIMONIAL DEL SR. J.L.H.- VALOR CONVICTIVO DEL TESTIGO DE OÍDAS...".
Donde cuestiona el valor convictivo de la declaración del testigo mencionado. Expresando: "...el cual merece ser criticado en forma análoga a los dichos volcados por el Sr. R.S., vale decir, por una parte, su incorporación como prueba de cargo, y por la otra, el desmedido y
...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA