Sentencia Nº 724 de Superior Tribunal de Justicia de la Pampa, 2017

Fecha de Resolución: 5 de Septiembre de 1980
 
EXTRACTO GRATUITO

General Pico, mayo 3 de 2017

VISTO: el legajo nº 25.383, caratulado: “M.P.F. c/ A., C.F.D.; G., J.R. s/ robo calificado y privación ilegítima de la libertad agravada, en concurso ideal” y el acumulado, legajo nº 25.391, de los que,

RESULTA:

Que los fiscales D.A.C. y M.V.C., los acusados C.F.D.A. y J.R.G., y su defensor Dr. G.C., solicitaron que el caso se tramite por el procedimiento de juicio abreviado, estatuido en el Libro Tercero, Título II, Capítulo III, del Código Procesal Penal. A tal efecto, han acordado que se condene a C.F.D.A., D.N.I. Nº 28.408.353, nacido el 5 de septiembre de 1980 en San Justo, provincia de Buenos Aires, hijo de R.A. y de R.L.C., domiciliado en calle C. 2.500, manzana 2, casa 77 - Barrio Illia, B.F., ciudad de Buenos Aires; y a J.R.G., D.N.I. Nº 36.083.689, nacido el 14 de julio de 1991 en San Justo, provincia de Buenos Aires, hijo de A.R. y de L.A.D.G., domiciliado en calle 1.102, casa 34, sector K, Ciudad Evita, La Matanza, provincia de Buenos Aires; por considerarlos autores materiales (art. 45 C.P.) y penalmente responsables de los delitos de robo agravado por el uso de arma cuya aptitud para el disparo no puede tenerse por acreditada y privación ilegítima de la libertad agravada por haber sido cometida con violencia y/o amenazas en concurso ideal (Arts. 166 último párrafo, 142 inc. 1º y 54 del C.P.) -legajo nº 25.383 - que a su vez concurren materialmente con los delitos de robo agravado por el uso de arma cuya aptitud para el disparo no puede tenerse por acreditada y privación ilegítima de la libertad agravada por haber sido cometida con violencia y/o amenazas en concurso ideal (Arts. 166 último párrafo, 142 inc. 1º y 54 del C.P.) -legajo nº 25.391-. Respecto a J.R.G. solicitan que se le aplique la pena de cinco años y seis meses de prisión y se revoque la libertad asistida concedida el día 6 de agosto 2015 por el Juez de Ejecución Penal Dr. M.A.P. (art. 56 Ley 24660), y se unifique con lo que le resta cumplir de la pena impuesta por el Tribunal Oral en lo Criminal Nro. 12 de la Capital Federal mediante fallo de fecha 10 de julio de 2014, dictado en la causa nº 57.483/13 caratulada “G., J.R. y otro en orden al delito de robo” en la pena única de cinco años y seis meses de prisión, manteniendo su declaración de reincidente (art. 50 del C.P.) y a C.F.D.A. se lo condene a la pena de cinco años de prisión, y que se unifique con la pena impuesta mediante fallo n° 214/16 dictado el 22 de septiembre de 2016 por el Juez de Control de la ciudad de Santa Rosa, Dr. F.R., en la pena única de cinco años de prisión de cumplimiento efectivo. Todo ello sobre la base de los hechos atribuidos así relatados en el acuerdo de juicio abreviado:

Legajo nº 25.383: “El hecho que se le atribuye ocurrió el día 10 de septiembre de 2015 entre las 20:30 y las 21:15 horas aproximadamente, en el domicilio sito en calle 18 nº XXXX(e/ calles VVVV) de ésta ciudad, y consistió en haber ingresado, junto a otros dos individuos no identificados, en forma intempestiva y por la fuerza a dicho domicilio, mientras su propietaria A.I.G. abría la puerta de acceso principal, para luego maniatar a la nombrada, encerrarla en el baño y requerirle la entrega de dinero en dólares mientras esgrimía un arma de fuego. Asimismo, mientras los intrusos revisaban las dependencias de la vivienda en busca de objetos de valor, arriba al domicilio la hija de G., M.B.G. junto a sus tres hijos menores de edad, M (7 años), R (5 años) y N (1 año), a quienes hacen ingresar también por la fuerza al baño, mientras le manifiestan a G. “decile a tu mamá que nos de los dólares o si no te vamos a secuestrar un hijo”. Previo encerrar a la mujer en el baño, le sustrajeron diversos elementos: dos consolas de juegos, una alianza con grabado “P. 26/09/2009” de oro blanco y amarillo, un anillo de compromiso de plata con detalles en oro, un anillo de oro con una piedra color blanco y piedras azules, un anillo de oro con piedras azules, rojas y blancas, y una cadena fina de oro con un dije de herradura con una piedra de color rojo. Después de unos minutos, los atacantes se retiran del lugar, cerrando previamente con llave la puerta del baño con las víctimas dentro, las cuales para escapar del encierro, debieron romper el vidrio de la claraboya del baño para pedir auxilio al vecino lindante D.G., quien haciendo uso de llave ingresó al domicilio de G. y liberó a las víctimas. Luego de ello, la Sra. G. constató el faltante en la vivienda de: dos billetes de $100 (pesos cien) y otros billetes de menor denominación por la suma aproximada de $60 (pesos sesenta), un teléfono celular marca Nokia modelo C2-02 color negro, un estuche de anteojos que contenía la suma de $220 (pesos doscientos veinte), un anillo de oro con tres piedras, un anillo de oro con piedras rojas y blancas, un anillo de plata con detalles en oro, un espejo de pie de acero inoxidable con aumento, y varias prendas de vestir, siendo todos esos elementos de su propiedad”.

Legajo nº 25.391: “El día 11 de septiembre del año en curso, aproximadamente a las 11:45 horas, haber ingresado por puerta principal que posee la vivienda, exhibiendo un arma de fuego de color gris, similar a las que usan la policía y reduciendo a las dos empleadas domésticas que se encontraba trabajando en el lugar, V.M. y M.E.R., donde a esta última le dice “QUEDATE QUIETA, NO GRITES QUE ES UN ASALTO”, “VAMOS ARRIBA Y MAS VALE QUE NO GRITEN” y las dirigió hacia una de las habitaciones de las hijas de la Sra. D., que al llegar allí se encontraban las hijas y aun estando armado le adujo “ES UN ASALTO, CALLENSE LA BOCA Y PORTENSE BIEN”. Estando allí uno de los individuos le comunico a otro individuo, sin mencionar su nombre, “ANDA A BUSCAR EL PIBE QUE ESTA EN SU HABITACIÓN”. Por lo que el otro sujeto lo busca y lo ingresa al hijo a la habitación donde se hallaban las dos empleadas y las dos hijas, en ese ínterin se va esa persona y aparece otro cómplice y le sustrajeron celulares, uno de ellos marca Nokia, táctil, Nº 2302- XXXX, pertenecientes a los empleados y menores. A las 12:15 horas la señora S.S.D. arribó a su domicilio, sito Avenida S.M. N° VVV de esta ciudad, y al ingresar fue abordada por dos individuos, cuya identidad desconoce, que provenían desde el living de la vivienda, uno de ellos portaba un arma de fuego, tipo revolver, usaba guantes y tenía un gorro de lana color gris claro y le adujo “QUEDATE TRANQUILA QUE TU FAMILIA ESTA ARRIBA, SI NO GRITAS, SI NO HACES NADA, NO LES VA A PASAR NADA A NADIE”, luego le agarró la muñeca y le saco el reloj, el anillo de casamiento y otro anillo y posteriormente la hicieron subir por las escaleras a su habitación y luego la llevaron al dormitorio donde estaban sus hijos y empleadas domésticas, quienes se encontraban maniatados con cordón de zapatillas y al cuidado de un tercer individuo, cuya identidad desconoce; y mediante amenazas de secuestrar a su hija de 11 años le pedían dólares; dándose a la fuga posteriormente y dejando a las víctimas encerradas en dicho dormitorio”.

Habiéndose cumplido con lo dispuesto en el art. 379 del Código Procesal Penal y aceptado el procedimiento de juicio abreviado, se encuentra la causa en estado de dictar sentencia, y;

CONSIDERANDO:

1. Hechos, autoría y calificaciones legales.

Que la existencia de los hechos tal como fueron precedentemente relatados, y la autoría de C.F.D.A. y J.R.G., se acreditan con los siguientes elementos probatorios reunidos durante la Investigación Fiscal Preparatoria, los que además corroboran, la confesión de los imputados realizada en el acuerdo de juicio abreviado, reconociendo la existencia de los hechos tal como fueron precedentemente enunciados y su autoría:

Legajo nº 25.383

El acta de constatación, inspección ocular y croquis labrado por personal de Comisaría Segunda, dando cuenta que el 10 septiembre de 2015, siendo aproximadamente las 21:25 hs, en el domicilio ubicado en calle 18 nº XXX de esta ciudad, se produjo un asalto a mano armada. Al arribar al lugar se encontraba la propietaria, A.I.G., su hija M.B.G. y el vecino S.D.G.. Indicaron las víctimas los pormenores del hecho, se encontraba arriba de una mesa un bolso, desde donde habrían sustraído...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA