Sentencia Nº 5639/15 de Superior Tribunal de Justicia de la Pampa, 2016

Fecha de Resolución: 1 de Enero de 2016
 
EXTRACTO GRATUITO

[CGP]MINIG, A.M..07.2016

En la ciudad de General Pico, provincia de La Pampa, a los veintiséis días del mes de julio del año dos mil dieciséis, se reúne en ACUERDO la Cámara de Apelaciones en lo Civil, Comercial, L. y de Minería de la Segunda Circunscripción Judicial para resolver el recurso de apelación interpuesto en los autos caratulados "MINIG, A.M.C./ MUNICIPALIDAD DE COLONIA BARON y otro S/ LABORAL" (expte. Nº 5639/15 r.C.A.), venidos del Juzgado de Primera Instancia en lo L. de esta Circunscripción.

El Dr. R.F.R., sorteado para emitir el primer voto, dijo:

Sentencia de Grado: A fs. 916/928 el a-quo dicta la sentencia cuestionada en las apelaciones vertidas por los recurrentes. La magistrada de Primera Instancia realiza un pormenorizado relato de los hechos del expediente a fs. 916/919 vta., a los cuales me remito por razones de brevedad. En sus argumentos la jueza indica que el actor reclama la regularización de su situación laboral iniciada el día 12/12/95 bajo el CCT (Convenio Colectivo Trabajo) 36/75, intimando a la Cooperativa Popular de Electricidad y Servicios Públicos de Colonia Barón, y a la Municipalidad de Colonia Barón, y ante el desconocimiento de ambas misivas se coloca en situación de despido indirecto, reclamando las indemnizaciones correspondientes, fundando su petición en los arts. 30, 227 y 228 de la L.C.T., interpretando que existió una cesión del contrato de concesión de energía eléctrica entre los demandados. En primer término la jueza decide analizar si existió relación laboral para luego, en el caso de corresponder, entrar en el análisis de la pretensión indemnizatoria y sus rubros, tratando en su caso, la pretendida responsabilidad solidaria de ambos demandados. La magistrada describe lo sostenido por el actor en su demanda, en cuanto a la fecha de ingreso y tareas realizadas en función de la categoría profesional del CCT 36/75, cumpliendo una jornada laboral de 6 horas diarias, de lunes a lunes según las necesidades del servicio, sin percibir remuneración alguna, por tiempo indeterminado y jornada completa. Observa que el reclamo también se dirige contra la Cooperativa de Electricidad, Obras y Servicios Públicos, ya que a partir de Septiembre de 2.010 se transfiriere el servicio de electricidad que antes prestaba la Municipalidad desde 1.996, por el convenio de concesión suscripto con la (Administración Provincial de Energía) A.P.E.. Describe la jueza, que los accionados respondieron las cartas-documentos negando la prestación de servicios bajo relación de dependencia, sosteniendo además, que la Municipalidad de Colonia Barón adquiría el servicio de alumbrado público bajo la modalidad "en barra" hasta noviembre de 2.010, fecha en que se comienza a facturar por el consumo domiciliario a cada asociado de la Colonia San José. Dice la magistrada que está acreditado que el cambio de modalidad fue producto de una resolución adoptada por la A.P.E., comunicada a la Municipalidad mediante nota N.. 288/10, en la cual el responsable directo de la provisión del servicio de energía eléctrica en Colonia San José será la Cooperativa de Obras y Servicios Públicos de Colonia Barón, ya que antes ese servicio era adquirido "en barra" y se facturaba su totalidad a la Municipalidad, quien se encargaba de cobrar y medir el consumo a los vecinos de Colonia San José. Allí comienza el disenso con el actor, generándose los incidentes que se plasman en la exposición policial de fs. 763. Por su parte agrega la jueza, que la Municipalidad demandada desconoce que el actor haya sido dependiente o personal contratado por ella, por lo que las tareas que dice haber realizado MINIG fueron hechas de manera voluntaria y movilizado por el espíritu comunitario con el que se manejan los habitantes de dicha Colonia, que en los hechos funciona como una "Delegación" del Municipio de Colonia Barón. No existe ninguna prueba en el proceso que acredite que el actor haya formado parte del plantel de personal, ya sea permanente o contratado de la Municipalidad o de la Cooperativa de Electricidad. La sentenciante describe que el actor dice haber sido contratado por quien fuera intendente de la Municipalidad el 12 de diciembre de 1.995 con la promesa de ingreso a planta permanente, cosa que nunca ocurrió. Cita doctrina que describe la relación de trabajo y, agrega que el art. 21 de la L.C.T. ofrece una definición de contrato de trabajo cuyos rasgos destacables son la imperatividad del tipo legal, y que adopta a la dependencia o subordinación como elemento característico y delimitador, que se manifiesta en diferentes aspectos como son la dependencia jurídica, técnica y económica. Por ello se pregunta si en el caso de marras existe o no dependencia laboral entre las partes como nota exclusiva del contrato de trabajo, ya que está ausente la subordinación económica en virtud de los dichos del propio actor quien sostiene haber trabajado sin percibir compensación económica. Así la magistrada define y explica cada una de las facetas que compone la dependencia laboral, que la constituyen la dependencia jurídica, en cuanto al deber de dirección del empleador, el deber de cumplir órdenes, y la potestad disciplinaria del empleador; la dependencia técnica se relaciona con la facultad de organización de la empresa, en cuanto a las modalidades del empleador de establecer los procedimientos y las formas de ejecución de tareas; y la dependencia económica que es la remuneración del trabajador, quien no participa en las ganancias de la empresa, siendo que el contrato de trabajo es una necesidad para el trabajador, citando doctrina consecuente. A partir de ahí la jueza analiza los hechos en estos actuados; dice que según el actor comenzó a trabajar como no registrado para la Municipalidad de Colonia Barón en virtud de una promesa formulada por el Intendente de Colonia Barón D.K., quien a fs. 709/712 brinda su testimonio diciendo que no fue así, y explicando que en Colonia San José existía un delegado municipal, ejercido primeramente por el Sr. A.M. quien recaudaba y cobraba la energía eléctrica consumida, hasta que se modificó el sistema de cobranzas; agrega que a su fallecimiento, de estas tareas se ocupó su esposa y luego su hija. Manifiesta la jueza que el testigo D.A.K. dijo que el actor era el referente de mantenimiento general de la Colonia, y transcribe parte de la declaración de ese testigo, el cual describe una serie de tareas que realizaba el accionante desde el año 2001 al año 2012. Luego la magistrada analiza los testimonios de S.A., de R.A.A. y J.C.S., quienes manifiestan que M. realizaba arreglos en el tendido eléctrico autorizado por la delegada municipal G.M.. Advierte que la pericia contable no pudo determinar registración, ni constancia laboral alguna referida al actor, ya sea en la Cooperativa como en la Municipalidad de Colonia Barón, como tampoco pudo determinar la existencia de remuneración, entre otras consideraciones que efectúa la perito. La jueza sigue analizado más testigos y estos son M.A.M., D.K. y J.O.S., todos coinciden en que el actor realizaba trabajos comunitarios, tal como lo hacían otros vecinos, por ser una participación voluntaria, lo que se ve corroborado por los informes agregados a fs. 782/784, que dan cuenta del obrar de los vecinos de Colonia San José. Observa la jueza que es demostrativo el actuar comunitario de los habitantes de Colonia San José que actúan deliberativamente e independientemente, abstrayéndose de las decisiones del ejecutivo municipal; prueba de ello es una nota glosada fs. 788 mediante la cual los habitantes de Colonia San José le exigen a la intendenta que se abstenga de acceder a lo solicitado por la Cooperativa hasta tanto ellos decidan. Para conocer el estado de situación fáctica y jurídica que se desarrolla en la vida de la comunidad de Colonia San José la jueza expone que es ilustrativo el informe de la Secretaría de Asuntos municipales obrante a fs. 839/840. En dicho informe se expresa que desde 1.976 la Colonia San José depende de la Municipalidad de Colonia Barón al no existir Comisión de Fomento. La jueza destaca que resulta ilustrativo que el conflicto entre el actor y las demandadas es a consecuencia de la modalidad impuesta por la Administración Provincial de Energía (A.P.E.) en lo que se refiere a la distribución del tendido eléctrico que se comunica a través de la nota 288/2.010, que la transcribe en su parte pertinente. Agrega que los testigos traídos al proceso por la Cooperativa deponen en los mismos términos que lo hicieron los demás testigos interrogados a fs. 704/714, reseñando sus principales dichos. Observa la magistrada que en la Colonia San José existía de hecho una delegación pero sin un soporte jurídico legal y sin autonomía burocrática, que respondía a la Municipalidad de Colonia Barón, y esta delegación fáctica estaba comandada por un delegado recaudador de buenos oficios, ejercido en primer término por el Sr. A.M., ante el fallecimiento de éste por su esposa y ante la renuncia de ésta por su hija G.M., todos familiares directos del actor; sin que existiera nombramiento o designación bajo ninguna normativa jurídica que los sindicara como delegados directos, ni dependientes de esa municipalidad. La magistrada explica que la escasa población estable de la Colonia San José asumía a través de algunos de sus pobladores más arraigados la acción movilizadora que mantuviera viva la esencia de la antigua Comisión de Fomento, por ello los habitantes actuaban de manera altruista y desinteresada; en este contexto se encuentra la familia M. y el propio actor dentro de ella; reiterando la jueza que no ha acreditado que los uniera otro vínculo con la administración pública que no fuera el descripto. Advierte la sentenciante que es numerosa la prueba documental que refleja las tareas que realizaba la Sra. Inocencia M., asumiendo el rol de delegado recaudador, pero advierte que no existe en el organigrama...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA