Sentencia Nº 50122 de Superior Tribunal de Justicia de la Pampa, 2020

Fecha de Resolución: 2 de Septiembre de 2020
 
EXTRACTO GRATUITO

FALLO Nº 1268 - AUDIENCIA DE JUICIO DE LA SEGUNDA CIRCUNSCRIPCIÓN JUDICIAL - Juez Unipersonal: Dr. Marcelo Luis PAGANO

General Pico, 2 de septiembre de 2020.

Legajos Nº 50122 y su acumulado Nº 50067

---AUTOS y VISTO:

---Este Legajo Nº 50122, caratulado: "MINISTERIO PÚBLICO FISCAL c/LUCERO Cristian; PÉREZ, Miguel; SÁNCHEZ, Susana s/ROBO AGRAVADO POR HABERSE PRODUCIDO LESIONES GRAVES, EN DESPOBLADO Y EN BANDA, PRIVACIÓN ILEGÍTIMA DE LA LIBERTAD, ABANDONO DE PERSONA, TODO EN CONCURSO REAL” y su acumulado, Legajo Nº 50067, caratulado: “MINISTERIO PÚBLICO FISCAL GENERAL c/SÁNCHEZ Susana; PÉREZ Miguel s/ ROBO EN POBLADO Y EN BANDA EN CALIDAD DE COAUTORES”

---RESULTANDO:

---I) Que los días 14,18 y 19 de agosto del corriente año, en la Sala de Audiencias de Juicio de la Segunda Circunscripción Judicial, con la actuación del suscripto se llevó a cabo audiencia de debate oral en los Legajos Nº 50122 y su acumulado 50067. El Legajo Nº 50122, seguido contra Cristian Javier LUCERO, DNI Nº 30.681.429, nacido el 13/01/1984, de 36 años, jornalero, hijo de Raúl Alberto y Yolanda Isabel ORELLANO, domiciliado en Pasaje Urdín s/nº, de la localidad de La Maruja (L.P.); Miguel Alberto PÉREZ, DNI Nº 39.386.345, nacido el 9/4/1996, de 24 años de edad, argentino, soltero, albañil, hijo de Miguel Alberto y Rosa Inés SUELDO, domiciliado en la localidad de Ingeniero Foster (La Pampa) y Susana Alejandra SÁNCHEZ, DNI Nº 33.440.557, nacida el 20/12/1987, de 32 años de edad, argentina, soltera, empleada estatal, hija de Jorge Luis y de Silvia Susana TALLEDO y domiciliada en Pasaje Joaquina Moreno 260, casa 82 de Trenel. Provincia de La Pampa. El Legajo Nº 50067, seguido contra los nombrados Miguel Alberto PÉREZ y Susana Alejandra SÁNCHEZ.

---Intervino en representación del Ministerio Público Fiscal, el Fiscal General Dr. Armando AGÜERO, asistió en la defensa al imputado Cristian Javier LUCERO, el Dr. Edgardo Javier TROMBICKI; al imputado Miguel PÉREZ, el Defensor Oficial Walter VACCARO y a la imputada Susana Alejandra SÁNCHEZ, el Defensor Oficial Sustituto Mauro FERNÁNDEZ.

---II) Que respecto del Legajo Nº 50122, se iniciaron las presentes actuaciones cuando el empleado de Vialidad, Miguel BOTTERO acudió al predio “La Lonja”, ubicado sobre la ruta provincial Nº 6, a 5 kilómetros aproximadamente de la ruta Nº 11 y a unos 33 kilómetros de distancia de La Maruja, en búsqueda de la máquina que había dejado en el campo, auxiliando -ante los gritos de socorro- al propietario del establecimiento rural, Sr. Esteban Alberto JIMÉNEZ, el cual permanecía encerrado sin las llaves, adentro de la vivienda, con las manos atadas, golpeado, desde hacía dos días (31 de agosto de 2019), al haber sido asaltado, para sustraerle dinero en efectivo, armas de fuego, documentación de las mismas, municiones, la pistolera, dos porta cargadores, uno para la 9 mm y otro de cuero color oscuro, para el arma calibre 45, un facón tipo daga, una notebook, un cuchillo arbolito, numerosas herramientas, entre ellas, una motosierra.

---Que respecto del Legajo Nº 50067, se inició al denunciar Camilo ANDRADE que entre las 18:00 hs. del día 18 de agosto de 2019 y las 15:00 hs. del día 19 de agosto del 2019, habrían ingresado al predio rural “La Chiquita” de su propiedad, ubicado en la zona rural de La Maruja, y previo romper el vidrio del ventiluz del baño, sustrajeron un televisor tipo plasma marca Philco, decodificador del DirectTV, amoladora chica de mano con disco, mango plástico naranja Black Decker, una carabina vieja sin mira, solo alza y guión, con culata de madera media astillada, con cargador calibre 22, marca Diana, un DVD en funcionamiento, color negro; sesenta kilogramos de chorizos, dos chivos de unos 15 kg.; seis pollos, una caja grande de huevos y un perro.

---III) En el alegato de apertura el Fiscal General dijo que en el marco del legajo Nº 50122, el hecho por el cual se llevó a cabo la investigación ocurrió el día 31 de agosto del 2019 en el predio “La Lonja”, ubicado sobre la ruta provincial Nº 6, a 5 kilómetros aproximadamente de la ruta Nº 11 y a unos 33 kilómetros de distancia de La Maruja. Contextualizó geográficamente el lugar del hecho en pantalla. Ubicó la tranquera del campo en cuestión, describiéndolo como un campo de monte, que cuenta con una distancia de 1.5 kilómetros para llegar al casco del mismo, lugar en donde se desarrolló el ilícito. Adujo que frente al lugar viven dos testigos citados a declarar, ESPECHE y VÁZQUEZ.

Expresó, que el Sr. JIMÉNEZ vive solo en ese campo, desde hace 35 años, tiene 84 años de edad, vive en el monte, sin visibilidad de alrededores más allá de 100 mts., circunstancias que significan un estado de vulnerabilidad y aislamiento del mismo. Describió al damnificado como una persona de contextura física pequeña e indicó que, según su relato, esa tarde aproximadamente entre las 14 y 16 horas, salió de su vivienda a darle de comer a los gatos, cuando dos personas encapuchadas “tipo ninja” lo abordaron e inmediatamente lo golpearon. Los mismos habrían llegado a ese campo en un automóvil Galaxy gris, perteneciente a la Sra. SÁNCHEZ, quien iba acompañada de otra persona que es el Sr. SOSA. Que llegaron en ese auto y el mismo fue captado por las cámaras de la Estación de Servicio de La Maruja a su regreso. Que los sujetos luego de golpear a JIMÉNEZ en el exterior de la vivienda, lo arrastraron hasta el interior de la misma, donde le siguieron pegando, provocando un gran desorden en la casa y ocasionándole una fractura en el brazo, por la cual necesitó dos cirugías y dos implantes de titanio (se exhibieron fotografías de la fractura). Contó que también habían intentado, mediante golpes, fracturarle alguna de sus piernas, pero no pudieron lograrlo. Que la recuperación a la víctima le llevó hasta finales del mes de noviembre en cuanto a las intervenciones quirúrgicas y aún al día de la fecha continúa con tratamiento.

Manifestó que además al damnificado lo ataron de pies y manos, por la espalda, con un cordón que sacaron del lugar cortando un colchón y le cortaron el cinto que llevaba en su cintura, porque allí tenía una llavero que abría una caja fuerte y un armario donde guardaba, producto de una pensión personal, una gran cantidad de armas y otros elementos.

Respecto a la búsqueda de esos elementos, aseguró que iba a haber una declaración testimonial que situaba a las dos personas que entraron a lo de JIMÉNEZ días previos en el campo y que el propio damnificado había manifestado tener la convicción de que días anteriores, esos sujetos habían estado en la vivienda, solo que no pudieron abrir la caja fuerte, pero sí manipulado sus combinaciones, por lo que sospechaba que este segundo ingreso a la vivienda, ya con él, fue para el robo de la misma y por esa razón le cortaron el cinto y sacaron la llaves, para acceder a la caja fuerte. Es decir que los delincuentes sabían de la existencia de ésta última.

Exhibió fotos de la caja fuerte, mencionando que la misma estaba llena de armas, municiones y $4.000. Que el armario era de chapa con cerradura, contenía gran cantidad de municiones, marca FN, Winchester, Súper Extreme y Bafer. Que los asaltantes se habían llevado un fusil calibre 375, revólver de calibre 357 Magnum, calibre 38 Especial, balas que no se consiguen en el mercado común, para la caza de determinados animales y también un cuchillo, con mango de una moneda, hecho con una bayoneta, de confección casera realizado por el Sr. JIMÉNEZ.

Que luego de haber dejado atado al damnificado y con una capucha en la cabeza, los malhechores se marcharon cerrando la casa y llevándose las llaves de la misma. Además se llevaron dos celulares pertenecientes a la víctima. Es decir que lo dejaron encerrado, incomunicado y atado. Encontraron el llavero de JIMÉNEZ con las llaves, a 20 metros de la vivienda y se observaron las huellas del vehículo del mismo, ya que los bandidos también se lo llevaron. Por lo que, si el damnificado hubiera podido salir de la vivienda, no hubiera llegado a ningún lado, por sus 84 años, su brazo quebrado, por estar golpeado y a 33 kilómetros de la localidad más cercana. A su vez hallaron los dos celulares en el tanque de agua del campo.

Que este hecho ocurrió el día sábado pasado el mediodía y recién el día lunes luego del mediodía, la víctima fue auxiliada. Se demostrará con los informes médicos, que el mismo al ser rescatado estaba quebrado, atado y con sus manos edematizadas, inflamadas por el tiempo que estuvo sujetado, orinado, defecado y deshidratado.

Que el rescate sucedió, porque un empleado de Vialidad, el Sr. BOTTERO, que estaba trabajando sobre la ruta 6 y había dejado una máquina en el campo del damnificado, ingresó, prendió la máquina y le llamó la atención que JIMÉNEZ no le había abierto la tranquera como habían quedado, por lo que se acercó a la casa, siendo allí cuando logró verlo atado, le contó que lo habían asaltado y le indicó donde había otro juego de llaves, pudiendo entonces auxiliarlo.

Seguidamente detalló los elementos que habían sustraído a la víctima: armas de fuego: Carabina "Winchester", 44 Magnum; fusil "Brno", 375 PLG; pistola "Colt" calibre 45; Pistola "CZ", calibre 9 m.m.; pistolón "GMC", calibre 14; revólver "Smith Wesson"; 357 Magnum; revólver "Colt"; 357 Magnum; una bayoneta; municiones; una motosierra; herramientas de cargar balas; cartuchería y estuchería, una computadora marca Exo.

Para llevar adelante dicho cometido, el Fiscal General expresó que los asaltantes golpearon a JIMÉNEZ, quien sufrió la fractura del hueso cúbito de brazo derecho, así como hematoma de 3 cm en región lumbar y glúteo derecho; hematoma en región cervical posterior; hematoma en región occipital alta; gran hematoma en antebrazo derecho con inclusión de codo en región cubital; herida cortante en antebrazo derecho de aproximadamente 3 cm. de largo lineal en región cubital; escoriaciones en ambas muñecas; edemas en ambas manos; y deshidratación, debiendo permanecer internado en hospital de Eduardo Castex...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA