Sentencia Nº 42996/3 de Superior Tribunal de Justicia de la Pampa, 2019

Fecha de Resolución: 1 de Enero de 2019
 
EXTRACTO GRATUITO

SANTA ROSA, 19 de noviembre del año 2019.

VISTOS:

Los presentes autos caratulados: “ROLDAN, César Pedro en causa por rechazo al acuerdo de juicio abreviado s/recurso de casación” legajo n.° 42996/3 (reg. de esta Sala); y

RESULTA:

1°) Que la defensora particular, Dra. María Bernarda Mc Cormack, dedujo recurso de casación contra la decisión del Tribunal de Impugnación Penal, que dispuso confirmar la resolución del juez de Control de la Segunda Circunscripción que rechazó la solicitud de juicio abreviado respecto de César Pedro Roldán.

Invocó como motivo casatorio el previsto en el inc. 3° del art. 419 del C.P.P.

Requirió que este Tribunal revoque la decisión, y proceda a aprobar el juicio abreviado firmado por esa parte y el representante del Ministerio Público Fiscal.

Indicó que la determinación del a quo, resulta arbitraria en tanto carece de fundamentación, ya que si bien el juez tiene la facultad de rechazar el acuerdo, su obligación es hacerlo racionalmente, pues debe justificar, en consonancia con la prueba colectada, las razones por las que la calificación elegida es incorrecta, y demostrar cuál sería la ajustada en orden a esa información.

Advirtió que el principal argumento de los juzgadores se sustenta en la declaración de la niña en cámara Gesell, con la dificultad para la defensa de ser testigo único y que la información que de ella derive debe corroborase con el resto de las pruebas recolectadas en el proceso.

2°) Que por otra parte, consignó que el rechazo y su confirmación de la denegación del juicio abreviado, implican un supuesto de prejuzgamiento que afecta gravemente el derecho de defensa, dado que aun cuando se consigna que esa determinación no será considerada como indicio de culpabilidad, ello perjudica a su asistido porque admitió un hecho ante un órgano jurisdiccional, e incluso aceptó potencialmente una pena.

3°) Que asimismo, marcó que la calificación parte del verbo típico “abusar”, mientras que para el agravante no existe verbo que lo caracterice, sino “dos adverbios” que como tal modifican el verbo, y son “gravemente” y “ultrajante” los que deben darse conjuntamente, siendo que el “simple ultraje” no es suficiente para “calificar” la conducta.

Destacó que este aspecto no fue motivo de análisis en ninguno de los dos resolutivos, ya que no se dice porqué el abuso es “mayor o máximo” (sic), sólo se indican extremos circunstanciales referidos a la víctima.

Por último, expuso que el cambio de calificación sugerido resulta...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA