Sentecia definitiva Nº 257 de Secretaría Penal STJ N2, 16-11-2010

Fecha de Resolución:16 de Noviembre de 2010
Emisor:Secretaría Penal STJ nº2
 
EXTRACTO GRATUITO
PROVINCIA: RÍO NEGRO
LOCALIDAD: VIEDMA
FUERO: PENAL
EXPTE.Nº: 24538/10 STJ
SENTENCIA Nº: 257
PROCESADO: F. R.E.
DELITO: ABUSO SEXUAL AGRAVADO POR SER ENCARGADO DE LA EDUCACIÓN
OBJETO: RECURSO DE CASACIÓN
VOCES:
FECHA: 16/11/10
FIRMANTES: BALLADINI – LUTZ – S.N. EN ABSTENCIÓN
///MA, de noviembre de 2010.
VISTO: Las presentes actuaciones caratuladas: “F., R.E. s/Abuso sexual s/acceso carnal gravemente ultrajante agravado por encontrarse encargado de la educación s/Casación” (Expte.Nº 24538/10 STJ), puestas a despacho para resolver, y
CONSIDERANDO:

Que la deliberación previa a la resolución (cuya constancia obra a fs. 368) ha concluido con el acuerdo de los señores Jueces que se transcribe a continuación.
El señor J. doctor A.Í.B. dijo:

1.- Mediante Sentencia Nº 6, del 12 de marzo de 2010, la Cámara Primera en lo Criminal de Cipolletti resolvió -en lo pertinente- condenar a R.E.F. como autor del delito de abuso sexual agravado por ser encargado de la educación reiterado a la pena de tres años de prisión (arts. 45, 119 primer y último párrafo en función del inc. b C.P.).
2.- Contra lo decidido, interponen sendos recursos de casación el señor F. de Cámara y el abogado defensor del imputado, los que resultan admitidos por el a quo.

3.- El Ministerio Público F. sostiene que los hechos debieron ser subsumidos en la figura agravada contemplada en el segundo párrafo del art. 119 del C.igo Penal, es decir, el abuso que por su duración y circunstancias de realización configura un sometimiento sexual gravemente ultrajante para la víctima. Alega que la agravante mencionada se verifica por dos razones: i) por la duración o prolongación temporal que representa un peligro para la integridad de la víctima y una mayor afectación de
///2.- su salud sexual; ii) en razón de la modalidad, porque el imputado introdujo sus dedos en la vagina, acto escandaloso, peligroso y de alto contenido vejatorio.

Niega además que los hechos cometidos fueran fugaces pues se “acreditó que el imputado en oportunidad de hacer elongar a la víctima, le tomaba sus piernas, la tocaba en la entrepierna, primero por encima y luego por debajo de la ropa, llegando incluso a introducir sus dedos en la vagina”. Agrega que la modalidad de reiterada o continua a través del tiempo importa un serio peligro para la integridad sexual, por lo que resulta sumamente degradante, y que no se trata de un desahogo sexual momentáneo, sino que tiene connotaciones sádicas, pues sucedía los días lunes, miércoles y viernes, durante cuatro meses en total.

4.- La defensa de R.E.F. aduce que el único elemento de cargo es la declaración de la menor víctima, quien sostuvo que los supuestos abusos fueron cometidos en el Polideportivo Nº 2 de la ciudad de Cinco Saltos, entre los meses de junio o julio, evento que no fue considerado por no estar contenido en la requisitoria. A ello suma que ése fue el único relato con certeza, puesto que nunca manifestó haber sido abusada en el colegio 291 de la ciudad de Cinco Saltos. En este sentido, alega que la menor nunca mencionó la palabra “galería” para designar el momento en que ocurrieron los hechos, sino que se refirió al local, término apropiado para el polideportivo. Por lo tanto, el abuso habría sido cometido en el dicho lugar y no pueden tenerse otros hechos por demostrados.

También se agravia en cuanto a la pena impuesta
///3.- -modalidad de cumplimiento-, en tanto a su criterio es irrazonable la decisión de no aplicar el art. 26 del C.igo Penal, y cita doctrina y doctrina legal en sustento de sus planteos.

5.- Comienzo por el análisis del recurso de la defensa, pues éste cuestiona los hechos establecidos.

5.1.- El juzgador tiene por “debidamente probado que entre el 27-07-07 y el 11-09-07, R.E.F. en su carácter de profesor de taekwondo, abusó sexualmente de APM, de once años de edad, al tocarle la vagina en diversas oportunidades, episodios que tuvieron lugar en la galería cubierta de la escuela Nº 291 \'D.A.I.\', sita en la calle P.R. casi esquina M., de la localidad de Cinco Saltos”.

La defensa intenta contradecir tal conclusión con una doble fundamentación: i) que no hay pruebas que permitan afirmar la existencia de los abusos sexuales; ii) que tampoco las hay en cuanto a los eventualmente ocurridos en el lugar señalado por el reproche, toda vez que la víctima indicó otro.

Sin embargo, en cuanto al primer ítem se cuenta con las manifestaciones de la menor que dan cuenta de una situación de abuso sexual, expuesta con un grado de detalle en cuanto a su modalidad, demostrativo de que se trata de una vivencia real, de la que no puede alegarse un error de percepción en cuanto a su finalidad delictual sexual.

Así, de lo relatado por la menor puede citarse el siguiente fragmento: “La hizo sentarse con las piernas cruzadas y comenzó a bajárselas hasta que tocaran el piso.
///4.- Le tocó la \'cococha\'. Los demás no veían lo que pasaba porque estaban alejados, el local es grande. Ello ocurrió una semana antes del torneo. Sintió miedo y le dijo al profe que quería ir con su hermanita. Primero la tocó por encima de la ropa y después por debajo de la bombacha. Sintió que él abusaba de ella. Le decía que si estiraba más iba a ser cinturón negro. Le metió fuerte el dedo en la \'cococha\' y sintió cosquillas. Le hacía cerrar los ojos. Eso ocurrió durante un mes, los lunes, miércoles y...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA