Sentencia Nº 1815/19 de Superior Tribunal de Justicia de la Pampa, 2019

Fecha de Resolución:16 de Octubre de 2019
 
EXTRACTO GRATUITO

SANTA ROSA, 16 de octubre de dos mil diecinueve.-

VISTOS:

Los presentes autos caratulados: "BAJO L.M. y otro c/BOSCO J.L. y otro s/Ordinario", expediente nº 1815/19, registro Superior Tribunal de Justicia, S.A., y; -

RESULTANDO: -

1°) Que a fs. 550/555vta. los S.. J.L.B. y R.A.B. por sus propios derechos, con el patrocinio letrado del Dr. P.R.S. interponen recurso extraordinario provincial contra la decisión de la S.A. de la Cámara de Apelaciones en lo Civil, Comercial, L. y de Minería de la Segunda Circunscripción Judicial, la que en su parte resolutiva dispuso: "I.- Hacer lugar al recurso de apelación interpuesto por las actoras a fs. 466, en consecuencia, revocar la sentencia de fs. 438/450 y hacer lugar a la demanda entablada contra los sucesores de D.D.P., J.L. y R.A.B. y declarar nula la compraventa de inmueble instrumentada mediante la escritura nº 162 de fecha 29/12/2010..." (fs. 543vta).-

Fundan el recurso interpuesto en el inciso 1º del art. 261 del CPCC.-2°) Al relatar los antecedentes de la causa expresan que D.D.P., viuda de su primer marido, Sr. B., recibió en el año 1981 el 100% del inmueble objeto de autos, a través del trámite sucesorio. Luego de doce años contrajo matrimonio en segundas nupcias con el Sr. Bajo, cuyas dos hijas de un matrimonio anterior resultan ser las actoras de las presentes actuaciones.-

Refieren que en el año 1995 la Sra. D.P. dona a las hijas de su cónyuge, mediante escritura Nº 331, el inmueble adquirido al disolverse la sociedad conyugal con su primer esposo. En el mismo acto, por escritura consecutiva Nº 332, las donatarias otorgan poder irrevocable a favor de la Sra. D.P. y de su padre Sr. Bajo, y por el cual los habilitan a vender la nuda propiedad en sus nombres y representación por el precio y condiciones que estimen convenientes.-

Manifiestan que posteriormente, en el año 2010, la Sra. D.P., en calidad de apoderada de las actoras vende la nuda propiedad del inmueble por escritura Nº 162, a los demandados S.. B., sobrinos del primer matrimonio de la mandataria.-

Señalan que las actoras inician las presentes actuaciones invocando la simulación para revocar implícitamente la donación en su favor y subsidiariamente el vicio de lesión. Indican que tal pretensión fue rechazada en primera instancia con el argumento de que las propias actoras fueron parte del acto -compraventa- presuntamente simulado ya que fueron representadas por su apoderada, y en relación a la lesión si bien se consideró la existencia de desproporción de prestaciones, no hubo aprovechamiento ni situación de inferioridad.-

Continúan narrando que, en cambio, la sala A de la Cámara de Apelaciones de General Pico revocó la decisión y concluyó sobre la base de indicios demostrativos -tales como bajo precio, parentesco entre vendedora y compradores, falta de aviso y rendición de cuentas sobre la compraventa a sus mandantes- que efectivamente la compraventa estuvo simulada, que las actoras sólo eran partes formales del acto simulado y que debían considerarse terceras perjudicadas.-

Critican la sentencia del tribunal de mérito e invocan violación de los arts. 1807 inc. 1º y 1047 del CC, expresando que el código velezano prohibía las donaciones entre cónyuges "...y juzgaba iure et de iure que las donaciones de un cónyuge a los hijos que el otro cónyuge tenía de un diverso matrimonio, estaban simuladas para beneficiar en realidad al cónyuge". Entienden que la prohibición en cuestión constituye una incapacidad de derecho y su violación genera la nulidad absoluta del acto, la que debe ser declarada por el juez por imperio del art. 1047 del CC, en relación a la escritura pública Nº 331 del año 1995. A tal fin citan jurisprudencia y doctrina.-

Sostienen que el vicio al que alude la citada norma legal aparece manifiesto, sin necesidad de investigación de hecho alguna, y cuya nulidad tiene relevancia ya que afirman que si ese acto es nulo no tienen las actoras ningún interés jurídico en pedir la nulidad del supuesto acto de...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA