Sentecia definitiva Nº 45 de Secretaría Civil STJ N1, 24-05-2023

Número de sentencia45
Fecha24 Mayo 2023
EmisorSecretaría Civil STJ nº1

VIEDMA, 24 de mayo de 2023.

VISTO: Las presentes actuaciones caratuladas "BANCO PATAGONIA S.A. S/QUEJA EN: MACIA, NICOLAS ARIEL C/BANCO PATAGONIA S.A. S/DAÑOS Y PERJUICIOS (SUMARISIMO)" (Expte. Nº VI-28577-C-0000), puestas a despacho para resolver; y

CONSIDERANDO:

Por medio del presente remedio procesal, la parte demandada pretende lograr la apertura del recurso de casación, denegado por la Cámara de Apelaciones en lo Civil, Comercial, Familia, Minería y Contencioso Administrativo de la Primera Circunscripción Judicial según surge de la Sentencia Interlocutoria de fecha 10-02-23.

Para sustentar su aspiración de acceder a esta instancia de legalidad, la recurrente le endilga al fallo impugnado haber incurrido en: a) la violación del principio de congruencia, b) arbitrariedad y violación de los arts. 288 y 314 del CCyC, en cuanto la sentencia sostiene que su parte no probó haber brindado información clara, precisa y detallada respecto de las condiciones del seguro al momento de la contratación del seguro en el marco de la Ley de Defensa del Consumidor, c) arbitrariedad, en cuanto el fallo afirma que no se probó el envío de la póliza al cliente, d) omisión de tratar una cuestión central, en la especie, el consentimiento de los consumos por parte del cliente, e) arbitrariedad en la condena por daño moral, f) ausencia de fundamento fáctico y jurídico en la condena por daño punitivo y en la errónea aplicación del art. 52 de la LDC, g) la violación de la ley en el cómputo de la prescripción.

La Cámara declaró inadmisible el recurso de casación por considerar que los fundamentos dados en pos de la apertura de la instancia extraordinaria y las objeciones formuladas por la contraria imposibilitan habilitar la vía pretendida pues evidencia un marcado déficit argumental, más allá del extenso esfuerzo desplegado en tal sentido.

Afirmó que la recurrente centra su cuestionamiento en la ausencia de consideración de elementos de prueba esenciales, la violación de disposiciones legales y, en definitiva, la vulneración de los preceptos constitucionales de debido proceso y derecho de propiedad, pero incumple el deber de realizar una crítica razonada y concreta, expone su disconformidad con el fallo, reedita idénticos contenidos a los expuestos en la apelación fundados en cuestiones de hecho y prueba, ajenos a esta instancia extraordinaria.

Expresó que aquellos puntos relacionados a los sucesos ventilados en la causa, se encuentran exentos de revisión por la vía recursiva intentada, pues la apreciación de las cuestiones fácticas dilucidadas y la determinación de las prevalencias que se hayan apreciado básicas para decidir, es facultad privativa de los Jueces de grado y excluida del recurso de casación intentado.

Ingresando ahora en el examen del recurso de hecho, se advierte su inidoneidad para rebatir los argumentos de la denegatoria. Ello así en razón de observarse que la quejosa no hace más que insistir en los agravios desarrollados en oportunidad de interponer el recurso principal, pero sin atacar en forma concreta y contundente los motivos del rehusamiento.

La recurrente se limita a reiterar los agravios y a manifestar su discrepancia con la resolución de la Cámara, pero no realiza en forma directa y eficaz, una demostración acabada de la sinrazón del auto denegatorio.

Al respecto, tiene dicho el Superior Tribunal de Justicia que "El objeto del recurso de queja está constituido por la demostración acabada de la existencia de error en el criterio aplicado por el Tribunal denegante al declarar la inadmisibilidad del recurso. Corresponde en consecuencia, efectuar una demostración contundente del porqué de tal yerro, en cuyo defecto el recurso de hecho deviene formalmente insuficiente, imponiéndose su rechazo" (STJRNS1 - Se. 44/19 "El Fortín Construcciones S.R.L.").

En efecto, del examen del escrito de queja se observa su insuficiencia para rebatir la desestimatoria de la casación, en tanto la demandada no logra demostrar que -en el caso- se esté frente a una verdadera cuestión de derecho revisable en casación, ni se hace cargo de los argumentos dirimentes de la sentencia de Cámara.

Por el contrario, lo que sí se advierte es una discrepancia subjetiva con la tarea de valoración y...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR