Seis millones de hectáreas siguen mal por el agua

 
EXTRACTO GRATUITO

Cuando falta poco más de un mes y medio para el comienzo de la nueva campaña de granos gruesos, con el maíz en primer término, dos millones de hectáreas entre Buenos Aires, Córdoba, La Pampa y parte de Santa Fe están bajo el agua y otras cuatro millones de hectáreas tienen graves problemas de piso o se encuentran con anegamientos parciales.

A ese cuadro de situación actual se llega tras la lectura de imágenes satelitales del lunes pasado, tarea que realizó Pablo Ginestet, especialista en tecnologías de drones e imágenes satelitales y delegado de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA) en la Comisión Nacional de Emergencias y Desastres Agropecuarios. Si bien no toda esa superficie corresponde necesariamente a área cultivable, ya que hoy puede haber pasturas, las seis millones de hectáreas en total, entre completamente bajo el agua o comprometidas por graves problemas, representan el 16% del área total que podría tener la campaña 2017/2018. Según la consultora Agritrend, en rigor, el nuevo ciclo podría cubrir (considerando lo ya implantado en trigo) 37,3 millones de hectáreas. De acuerdo a esta proyección, en el nuevo ciclo debería haber 1,2 millones de hectáreas más que en el anterior. El clima dirá.

"La zona oeste de la provincia de Buenos Aires, junto al este de La Pampa, son las zonas más afectadas. Se han ido complicando a tal punto que no sólo se perdió la siembra de trigo, sino que está muy comprometida la próxima campaña de soja y maíz. Además, es muy delicada la situación de los tambos y la ganadería", dijo Ginestet.

Mientras la inundación no afloja, entre productores y entidades gremiales hay malestar porque, según dijo Matías de Velazco, presidente de la Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa (Carbap), "estuvo demorada la firma de las emergencias agropecuarias" en la provincia de Buenos Aires. Acaba de vencer la segunda cuota del impuesto inmobiliario rural y en algunos...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA