Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Sala Viii, 7 de Marzo de 2018, expediente CNT 041746/2014

Fecha de Resolución 7 de Marzo de 2018
EmisorCámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Sala Viii

Poder Judicial de la Nación CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO -

SALA VIII Expte Nº CNT 41.746/2014/CA1 JUZGADO Nº 5 AUTOS: “S.C.A. c.B.A. Y CIA S.A. s. Despido”

En la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, a los 07 días del mes de marzo de 2018, se reúnen en acuerdo los jueces de la Sala VIII de la Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo para dictar sentencia en la causa del epígrafe, y, de acuerdo con el resultado del sorteo realizado, proceden a votar en el siguiente orden:

EL DOCTOR L.A.C. DIJO:

  1. La sentencia de grado acogió la demanda que procuró el cobro de diversos créditos de naturaleza laboral.

    Contra dicha decisión se alzan en apelación ambas partes conforme a los recursos de fs. 228/231 y fs. 232/242. La representación letrada de la parte actora, mediante la presentación de fs. 227, apela sus honorarios.

  2. El pretensor demandó a B.A. y Cia S.A., por el cobro de las sumas que detalla a fs. 15. Sostiene que comenzó a trabajar para la demandada el 1º de noviembre de 2009 como médico de planta, que cumplía una jornada de lunes, miércoles y viernes de 7.30 a 9.30 horas y martes y jueves de 16 a 18 horas y evacuaba consultas cualquier día u hora en que le fueran formuladas; agrega que su labor era la de brindar asesoramiento profesional, asistiendo en lo referido a controles médicos al personal, verificación y control de certificados médicos, contacto con medicina laboral y a ART, control de ausentismo por accidentes y enfermedades Fecha de firma: 07/03/2018 Alta en sistema: 09/03/2018 Firmado por: L.A.C., JUEZ DE CAMARA Firmado por: V.A.P., JUEZ DE CAMARA Firmado por: S.D.M., SECRETARIO #23789648#200497118#20180307120314488 Poder Judicial de la Nación CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO -

    SALA VIII Expte Nº CNT 41.746/2014/CA1 prolongadas, supervisión de casos de recalificación profesional y reducción de jornada laboral, asistencia médica de urgencia durante el horario laboral y derivaciones y demás actividades relativas a la salud ocupacional. Relata que “…su ingreso fue condicionado a la suscripción de un contrato que denominó ´locación de servicios´ en el que se le denomina locador, siendo la demandada locataria. La percepción de sus haberes fue condicionada a la presentación de facturas para ocultar la verdadera naturaleza del vínculo entre las partes…” (v. fs. 8 y vta.).

    Por su parte, a fs. 51 de la contestación de demanda surge que el pretensor “…fue contratado para brindar servicios médicos a la empresa, como profesional independiente y facturando mes a mes por la tarea que realizaba…es una empresa que se dedica a la comercialización de diversos productos sanitarios y para la construcción, teniendo en sus locales y en el depósito gran cantidad de empleados.

    A los efectos de brindar asesoramiento de salud ocupacional es que se contrató en noviembre de 2009 al Dr. S. a los efectos de que realizara dicha tarea…la realidad de los hechos demuestran que es el propio accionante el que se presenta en la empresa y ofrece sus servicios y condiciones de contratación y los horarios en que podía realizar dicha tarea…no hubo un contrato de locación de servicios firmado formalmente sino una aceptación verbal de la propuesta y un alta como proveedor…”. En definitiva negó que el actor fuera empleado de B. y Azulay (v. fs. 51 vta.).

    La señora J. a quo manifestó que “…la relación comercial esgrimida no es sincera, sino que pretende ocultar la verdadera naturaleza de la relación habida entre las partes y que ella debe ser calificada como un contrato de trabajo dependiente (conf. art. 21 RCT)…”. Luego de analizada la prueba testimonial concluyó que “…en el marco de situación descrito precedentemente revela una situación objetiva configurativa de un vínculo subordinado en tanto las labores que Fecha de firma: 07/03/2018 Alta en sistema: 09/03/2018 Firmado por: L.A.C., JUEZ DE CAMARA Firmado por: V.A.P., JUEZ DE CAMARA Firmado por: S.D.M., SECRETARIO #23789648#200497118#20180307120314488 Poder Judicial de la Nación CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO -

    SALA VIII Expte Nº CNT 41.746/2014/CA1 desarrollaba el actor lo eran en las instalaciones del establecimiento de la empresa demandada, de manera continua, habitual y relacionadas a la actividad de la empresa. En este orden de ideas, resulta claro que el actor desarrollaba sus tareas insertado en la organización empresarial de la demandada, todo lo cual me conduce a juzgar, conforme adelantara, que entre las partes existió un contrato de trabajo dependiente y subordinado, regulado por la Ley de Contrato de Trabajo. El hecho, de que la retribución abonada por la demandada al actor a cambio de sus servicios haya sido denominada por las partes como "honorarios" no obsta a su naturaleza salarial, como tampoco de que se hayan instrumentado en facturas. De igual modo, la calidad impositiva que el actor pudiera tener frente al organismo recaudador tampoco impide que entre las partes se configure un contrato de trabajo dependiente.

    Como así tampoco que de manera concomitante hubiese podido prestar servicios a favor de otras personas de manera independiente o realizado actividades autónomas para su propio provecho en el mismo intervalo temporal, no modifica la índole laboral del vínculo dado que la exclusividad no es una nota esencial del contrato de trabajo, mucho menos en la medicina, si no se la convino…”.

    En resumen, el actor reconoce haber sido contratado por la demandada y ésta, a su vez, admite que hubo prestación de servicios por parte del señor S.. En esas condiciones, el método más conveniente de análisis en controversias del tipo de la presente, supuesto en que las partes discrepan acerca de la existencia misma de la relación de dependencia, es que la indagación debe dirigirse a la presencia de los presupuestos de operatividad de la presunción del artículo 23 de la L.C.T.; esto es, la prestación de servicios personales, en el marco de una organización empresaria ajena, elemento conocido de la presunción que permite inferir, juris tantum, que ella reconoce como fuente un contrato de trabajo. En la especie se halla configurado el móvil agitador de ese proceso presuncional.

    Fecha de firma: 07/03/2018 Alta en sistema: 09/03/2018 Firmado por: L.A.C., JUEZ DE CAMARA Firmado por: V.A.P., JUEZ DE CAMARA Firmado por: S.D.M., SECRETARIO #23789648#200497118#20180307120314488 Poder Judicial de la Nación CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO -

    SALA VIII Expte Nº CNT 41.746/2014/CA1 El artículo 23 ya citado prevé que: “…el hecho de la prestación de servicios hace presumir la existencia de un contrato de trabajo, salvo, que por las...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR