Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones en lo Comercial - Camara Comercial - Sala D, 20 de Diciembre de 2016, expediente COM 022330/2011/CA003

Fecha de Resolución20 de Diciembre de 2016
EmisorCamara Comercial - Sala D

Poder Judicial de la Nación Año del Bicentenario de la Declaración de la Independencia Nacional Cámara Nacional de Apelaciones en lo Comercial SALA D En Buenos Aires, a los 20 días de diciembre de 2016, se reúnen los Señores Jueces de la Sala D de la Excelentísima Cámara Nacional de Apelaciones en lo Comercial de la Capital Federal, con el autorizante, para dictar sentencia en la causa “SAUANE BOUDIN, É.A. c/ BANCO DE GALICIA Y BUENOS AIRES S.A. s/ ORDINARIO”, registro n° 22330/2011, procedente del Juzgado N° 10 del fuero (Secretaría N° 20), en los cuales como consecuencia del sorteo practicado de acuerdo con lo previsto por el art. 268 del Código Procesal, resultó que debían votar en el siguiente orden, D.:

G., V., H..

Estudiados los autos, la Cámara plantea la siguiente cuestión a resolver:

¿Es arreglada a derecho la sentencia apelada de fs. 474/478?

El Señor Juez de Cámara, doctor J.R.G. dijo:

  1. La Litis y la sentencia de primera instancia.

    i. Dado que los hechos y el derecho en que las partes del litigio sustentaron las posturas que asumieron fueron suficientemente relacionados, alcanza con mencionar que la actora, que fue condenada en el marco de un proceso caratulado “Banco de Galicia y Buenos Aires S.A. c/ Antreb Gruppe S.R.L. y otros s/ ejecutivo”, sustentada en la norma del art. 553 del Cód.

    Procesal demandó al Banco de Galicia y Buenos Aires S.A. por resarcimiento de daños y perjuicios que cuantificó en $ 200.000 ($ 100.000 por daño moral, $ 24.000 por daño psicológico y $ 76.000 por restitución material).

    En muy apretada síntesis, la actora dijo que la ejecución se basó en documentación apócrifa que se obtuvo abusando de su confianza; que se retiró

    de la sociedad Antrieb Gruppe S.R.L. el 15.7.08, fecha en que cedió sus cuotas Fecha de firma: 20/12/2016 Firmado por: P.D.H., JUEZ DE CAMARA Firmado por: G.G.V., JUEZ DE CAMARA Firmado por: J.R.G., JUEZ DE CAMARA Firmado(ante mi) por: JULIO FEDERICO PASSARON, SECRETARIO DE CAMARA #23019261#169339646#20161220110002452 partes a P.G.M.; que en agosto de 2008 por pedido del Banco de Galicia y Buenos Aires S.A. ante un escribano público el 1.9.08 suscribió documentación perteneciente a la sociedad y, entre ésta, aquélla denominada garantía global.

    Sostuvo entonces (i) que la garantía fue dada por un máximo de $

    10.674,96 y no por la suma ejecutada de $ 75.363,58; (ii) que al retirarse de la sociedad la cuenta corriente contaba con fondos suficientes; (iii) que el certificado de saldo deudor emitido por el banco es falso; (iv) que los cheques supuestamente adeudados por la sociedad estarían impagos y no sufragados por un descubierto bancario; y (v) que el documento de garantía global es nulo por abuso de confianza en violación de la ley 24.240.

    ii. Lógicamente, el banco demandado resistió la pretensión.

    Invocó su ajenidad respecto de las cuestiones existentes entre los socios de Antrieb Gruppe S.R.L.; dijo que la actora no redarguyó de falsedad la firma puesta en el documento de marras y agregó que por tal medio ella se constituyó en fiadora solidaria y principal, lisa, llana y principal pagadora de las obligaciones contraídas por aquella persona jurídica; por ello adujo que el límite de $ 10.674,96 fue puesto al sólo efecto de la aplicación del sellado de la garantía y, por fin, rebatió la procedencia del pretendido resarcimiento.

    iii. El primer sentenciante admitió parcialmente la acción, sólo por la suma de $ 24,63 en tanto halló que en la cuenta corriente cuyo saldo había afianzado la actora habíanse incluido intereses sobre intereses; por consecuencia, mandó compensar ese monto con más sus réditos con la suma mayor según lo sentenciado en la ejecución, no obstante lo cual, dado aquel escaso monto, impuso la totalidad de las costas derivadas de la litis a la demandante.

    Basado en la prueba pericial contable el a quo consideró probado que al momento de su cierre, la cuenta corriente abierta a nombre de Antrieb Gruppe S.R.L. exhibía saldo deudor de $ 75.363,58 y, asimismo, sustentado en cuanto emerge de la pericia caligráfica tuvo por demostrado que si bien el texto manuscrito con que fue concebida la garantía no pertenece al puño y letra de la Fecha de firma: 20/12/2016 Firmado por: P.D.H., JUEZ DE CAMARA Firmado por: G.G.V., JUEZ DE CAMARA Firmado por: J.R.G., JUEZ DE CAMARA Firmado(ante mi) por: JULIO FEDERICO PASSARON, SECRETARIO DE CAMARA #23019261#169339646#20161220110002452 iniciante, sí es de ella su firma que fue certificada ante notario y no redargüida de falsedad.

    Destacó el sr. juez que demostrada la existencia del contrato de fianza, ese título es suficiente para demandar al fiador alcanzado por el objeto de la garantía; que legalmente se halla prevista la posibilidad de firmar en blanco un documento, que en ese caso entre quien así se conduce y quien recibe ese documento se vincula por medio de un mandato; y que si bien el suscribiente puede oponerse al contenido del acto probando que las declaraciones u obligaciones contenidas en él no son las que tuvo intención de hacer o contratar debe probar tales cosas.

    Sustentado en ello, el magistrado no encontró prueba que demostrare la invocada abusividad: señaló ser insuficiente la sola circunstancia de que el título no hubiere sido confeccionado por la actora; agregó que aunque no hubiere sido certificada su grafía, ella reconoció haber suscripto el documento; y concluyó que el hecho de que la demandante hubiere dejado de formar parte de la sociedad afianzada no obstó a la validez de la garantía que otorgó y, por otro lado, que según surge de la causa penal no podría colegirse una conducta fraudulenta por parte del banco ejecutante.

    En cuanto al límite por el que la fianza fue otorgada, el sr. juez halló

    que el monto allí puesto fue estipulado al solo efecto de la aplicación del sellado y no de la suma garantizada y, a todo ello, añadió que nada probó la actora de cuanto invocó.

    Sin perjuicio de lo cual, y por cuanto fue probado en vía pericial contable que la determinarse el saldo de la cuenta corriente, el banco incluyó

    intereses sobre intereses, decidió del modo visto.

    En tales términos la sentencia fue pronunciada.

  2. Los recursos.

    Ambas partes recurrieron la sentencia: la actora en fs. 480 -quien, además, en pieza separada tachó de nula la sentencia (fs. 482), articulación ésta que fue liminarmente rechazada (fs. 483)-, y la defensa, en fs. 487.

    La primera expresó los agravios de fs. 558/563, que fueron respondidos Fecha de firma: 20/12/2016 por el Banco de Galicia y Buenos Aires S.A. en la pieza de fs. 574/577.

    Firmado por: P.D.H., JUEZ DE CAMARA Firmado por: G.G.V., JUEZ DE CAMARA Firmado por: J.R.G., JUEZ DE CAMARA Firmado(ante mi) por: JULIO FEDERICO PASSARON, SECRETARIO DE CAMARA #23019261#169339646#20161220110002452 Igual cosa hizo el banco demandado en fs. 565/566, articulación ésta que mereció la respuesta de la actora de fs. 571/572.

    Agravios de la actora É.A.S.B..

    Básicamente, la actora se agravió de la forma con que fue seleccionada y valorada la prueba producida en el expediente.

    Adujo que fue omitida toda consideración acerca del resultado de la pericia caligráfica por medio de la que se demostró que la firma puesta en el documento sustentante de la demanda, fechado el 1.9.08, no es de su pertenencia.

    En cuanto a este asunto, sostuvo que no fue menester redargüir el documento, demostrada como quedó la falsedad de la grafía que le fue atribuida.

    Dijo también que fue omitido considerar el contenido del instrumento, debidamente legalizado ante escribano el 15.7.08, por medio del que cedió sus cuotas sociales a un tercero.

    Abundó sobre todo esto, y concluyó del modo siguiente: explicó que si bien en un principio, luego que le fue exhibido el documento de garantía global, dudó acerca de la autenticidad de la grafía que le fue atribuida y por ello demandó por abuso de firma en blanco, probado como quedó en...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR